X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

entrevista al vicesecretario general

Javier Maroto: "La receta del PP en financiación es crecer juntos más para repartir más a las autonomías"

29/05/2017 - 

TORREVIEJA. El vicesecretario general del Partido Popular, Javier Maroto Aranzábal (1972), ha sido el encargado de clausurar el congreso provincial que los populares alicantinos han celebrado este sábado en Torrevieja. En el breve espacio de tiempo que los militantes ejercieron su derecho de voto, Maroto atendió a Alicante Plaza y repasa las cuestiones relacionadas con la Comunitat Valenciana y la actualidad política nacional.

-¿Cómo ve a la organización en los diferentes territorios que pisa? 

-Veo a la gente muy animada, con ganas activarse y encontrando una razón para tener el proyecto del PP vivo. Los congresos provinciales están sirviendo para dar mucha energía a los militantes.

-¿Cómo ve algunas medidas de regeneración democrática, como la elección directa de presidentes, que han impulsado desde la Comunitat Valenciana?

-Creo que el PP de la Comunitat, e Isabel Bonig en primera persona, han tenido un papel determinante en el papel del sistema de segunda vuelta que establecimos en el PP nacional. Quiero poner en valor ese trabajo. Otros partidos, tienen un sistema distinto. Nosotros le llamamos segunda vuelta porque creemos que es mejor. En otros partidos le llaman primarias, y no es modelo que les ha funcionado muy bien. Nosotros hemos hecho un modelo en el que los militantes tienen máxima participación y ese nivel de implicación de los militantes no se conocía, no tiene precedentes. 

-Ese modelo se podría extrapolar a la elección de candidatos electorales...

-Hay que tener modelos diferentes. Las elecciones internas de los partidos tienen un modelo y la elección de candidatos, otro diferente. Lo más importante es que hay participación en los congresos.

"Las elecciones internas de los partidos tienen un modelo, llamado segunda vuelta, y la elección de candidatos, otro" diferente.

-El PP de la Comunitat es muy reivindicativo en materia de inversiones y financiación autonómica. ¿Crees que el PP de Mariano Rajoy debe tener algún gesto con esta tierra?

-Es necesario un debate sobre la financiación de las comunidades autónomas. Yo cada vez que escucho a Isabel Bonig estoy de acuerdo en dos cosas que dice: la primera, especialmente cuando hay intereses independentistas, reclaman más financiación. Yo digo que hace falta un modelo de financiación no sólo en Cataluña, sino también en la Valencia o Murcia. La segunda cosa, y que nos separa de los nacionalistas, es que la receta para tener más financiación no es quitárselo a una comunidad para dársela a otra; es el modelo independentista y nacionalista. El PP tiene otra receta distinta: crecer juntos más para que haya más recursos para repartir y que así a todas las comunidades les toque más en un nuevo reparto, ese el modelo que nosotros queremos de éxito; cualquier otro lleva a los conflictos y lleva a los arreglos compartidos. 


"La receta para tener más financiación no es quitárselo a una comunidad para dársela  a otra; ese es   el modelo independentista -nacionalista"

-Pero lo que pasa es que la gente quiere más y cuanto antes. Sin ir más lejos, los empresarios exigen más inversiones en el Corredor Mediterráneo...

-Las inversiones territoriales son muy importantes, pero cuando se elabora un presupuesto se tienen en cuenta esas cuestiones y otras. Pero hay cuestiones que afectan a todos, independientemente del lugar en el que vivan, que son los servicios básicos: educación o sanidad. Yo estoy orgulloso de poder votar la semana que viene un presupuesto que ha sido dialogado entre diferentes y que va a aportar, a pesar del voto contrario del PSOE y de Compromís, 800 millones de euros más de financiación adicional para la Comunitat en educación y sanidad que no obtendrían sin ese esfuerzo de diálogo. Además, de educación y sanidad hay que hablar de inversiones, pero no hay un estado del bienestar que se sostenga sólo con inversiones con una sanidad y educación potente.

-El Gobierno del PP está en una situación de debilidad parlamentaria. ¿Teme otros episodios de inestabildad política, como ocurrió con el decreto de la estiba?

-Tener minoría es una dificultad en sí mismo. Hay muchos gobiernos y líderes políticos que gobiernan en minoría. Lo que es inaudito es la irresponsabilidad de algunos partidos en la oposición, que consideran que hacer oposición al gobierno es siempre decir que no. Siempre está en la bronca. Hay quienes consideramos que la oposición útil es aquella que es capaz de generar punto de vista distintos, que es capaz de negociar y si hay un punto intermedio, se vota conjuntamente. La dificultad es la actitud de algunos partidos de bloqueo, no tener minoría.

-Entonces de sus palabras, entiendo que recomienda el modelo de oposición del PNV...

-La obligación del Gobierno es hacer que los partidos de la oposición sean parte de la solución, y no parte del problema. Y ojalá todos los partidos quisieran ser parte de la solución, y no del problema.  

"Combatir la corrupción antes era una exigencia; ahora es una manera de actuar"

-La oposición ha vuelto a la primera línea de la actualidad con la Operación Lezo. ¿Hasta qué punto hay preocupación en Génova?

-Lo que algunas personas que se acercaron al PP, no para servir a los ciudadanos, sino para servirse a sí mismo hace 20 años, no se puede cambiar. Lo que sí se puede cambiar es la reacción del PP cuando se descubren eso hechos. Yo creo es muy importante que haya voces valientes, como la de Cristina Cifuentes, Isabel Bonig o yo mismo, que hemos dicho en alto: "Tolerancia Cero". Y además, lo hemos practicado con los hechos: no hay ningún precedente en ningún partido en el que la persona que sucede a otro en el Gobierno es la que decide personarse contra la persona sucedida. Es el caso de Cifuentes. Sin su actitud valiente no se habría descubierto el caso Lezo. La gente que nos pedía una fórmula contundente contra la corrupción sabe que es una fórmula que ha venido para quedarse. Antes era una exigencia; ahora es una manera de actuar. El día que lo hagan PSOE o Compromís, estaremos en disposición de recibir lecciones. Mientras tanto, que aprendan de nuestros compañeros.

-Eso ha motivado la presentación de una moción de censura por parte de Podemos. ¿Es una medida real o estética?

-Es una moción que no va fructificar y que pone de manifiesto que Podemos es un partido radical. Sólo que haya conseguido el apoyo de Bildu y ERC demuestra lo antisistema que es esa organización. El problema es la aceptación del PSOE de podemizarse, de hacerse muy parecido a la marca morada.

-¿Qué le han parecido las primarias del PSOE y los resultados que han arrojado?

-Creo que el PSOE ha salido triturado de esas primarias sobre todo porque el nuevo secretario general ha caído en los problemas que Podemos pero con sus propios militantes. Cuando un candidato intenta separar a sus militantes entre los que pertenecen a la casta y al pueblo; ese discurso tanto de Pablo Iglesias, ese discurso lo que consigue es dividir a la militancia de forma irreparable. Ojalá la socialdemocracia en nuestro país vuelva a ser un partido de referencia, unido y cuando corresponda, dentro de muchos años, pueda relevar al PP. Lo que ha pasado en el PSOE va a dejar una huella enorme y Sánchez tiene mucha responsabilidad en ello.

-Ha presenciado el congreso del PP de Alicante y ha podido comprobar que todo va sobre ruedas. No pasa lo mismo con Valencia. ¿Qué solución hay para el cónclave de la provincia de Valencia?

-La dirección nacional confía en Isabel Bonig para liderar este partido y por tanto, todas las decisiones las tomaremos de forma conjunta, pero escuchando la dirección regional de Valencia. Esa es la fórmula que tenemos y que seguiremos.

-Las posiciones parecen poco conciliadoras...

-Vamos a darnos un tiempo prudencial.

-Hubo un tiempo que el PP estuvo muy ligado por los casos de corrupción. ¿Cree que esa etapa ya ha pasado?

-Hoy el PP de Valencia es noticia porque es la única voz que se atreve a defender, sin ningún tipo de ambivalencias, que el castellano no se arrincone, que los padres tengan libertad de elección o que no se arrincone la educación concertada. Eso es lo preocupa a muchas familias en la calle y el PP de Bonig es exactamente eso,  un partido con voz propia y que agrupa a un sentimiento social. Es la fórmula para recuperar la confianza y recuperar el Gobierno de la Generalitat.

"El problema de Cs es que su hoja de ruta es el titular de ese día y si mañana hay otro titular, hay otra hoja de ruta distinta"

-El rival del PP, ¿es Ciudadanos o la izquierda?

-Cada partido tiene un proyecto propio. Lo que ha hecho Ciudadanos en muchos sitios no tiene explicación para sus propios votantes; tiene un problema, que es que su hoja de ruta es el titular de ese día y si mañana hay otro titular, hay otra hoja de ruta distinta. Somos socialdemócratas los días pares y progresistas-liberales lo impares. Así no hay forma de generar un proyecto. El PP es otra cosa: para que un equipo funcione, no todo debe ser nuevo, sino que respetamos la experiencia y haya equipos de integración. Eso es lo que permite una gestión eficaz, que transmite confianza. Eso es el PP de la Comunitat Valenciana, por eso creemos que es un proyecto que será ganador y tendrá la mayoría suficiente para recuperar las instituciones. 


next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email