X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

la ley de acompañamiento reduce la bonificación

La Empresa Familiar estudia impugnar el impuesto de sucesiones tras obviar el Consell su rechazo

4/01/2017 - 

ALICANTE. La Asociación de la Empresa Familiar de Alicante (AEFA), que agrupa a 112 firmas de la provincia, estudia con varios despachos de abogados la posibilidad de recurrir ante los tribunales el impuesto de sucesiones y donaciones del Consell, al considerarlo discriminatorio para la empresa familiar respecto al que se aplica en otras regiones. Según ha podido averiguar Alicante Plaza, varios expertos consideran que hay materia para recurrir por la vía administrativa, una vez publicada la Ley de Acompañamiento de los Presupuestos de la Generalitat, por los criterios que se utilizan para establecer qué empresas están sometidas a este gravamen.

AEFA ha comprobado con sorpresa cómo el Consell ha ignorado completamente los argumentos que le presentaron al titular de Hacienda, Vicent Soler, el presidente y el secretario general de la asociación, Francisco Gómez y Juan José Castón, durante una reunión celebrada en Alicante a principios de noviembre. Tras ese encuentro, en el que los representantes de AEFA entregaron a Soler y a la secretaria autonómica, Clara Ferrando, sus argumentos a favor de mantener las bonificaciones tal como estaban hasta 2016: es decir, con una bonificación del 95% del impuesto en el tramo autonómico que se aprobó en la etapa de Gobierno del PP y que, a jucio de AEFA, ha permitido que muchas empresas familiares sobrevivan al relevo generacional.

Al término de esa reunión, Soler y Ferrando garantizaron a los representantes de la Empresa Familiar que las bonificaciones se mantendrían tal como estaban y que, incluso, se facilitaría a otras pymes acogerse a estas bonificaciones hasta en el caso de sucesiones entre familiares colaterales (primos, suegros...). No obstante, la letra de la Ley de Acompañamiento confirma la rebaja de las bonificaciones del 95% al 50% en el caso de las sucesiones, y su supresión total en el caso de las donaciones.

Así, en el capítulo II, donde se establecen las modificaciones de la Ley 13/1997 que regula el tramo autonómico del IRPF y otros tributos cedidos, la Ley de Acompañamiento señala que "la necesidad de continuar en la senda de consolidación fiscal para el logro de los objetivos de déficit público obliga a reajustar las bonificaciones tributarias vigentes" de la siguiente manera: "en la modalidad de Sucesiones, limitándola al 50% de la cuota tributaria, para Grupo II", y "suprimiéndola en la modalidad de Donaciones". De forma general, y con la salvedad de algunas excepciones para negocios de reducida dimensión (que se establece en base a su cifra neta de negocio sin atender a otras variables) o empresas agrícolas, entre otras, las empresas familiares de la Comunitat Valenciana estarán sujetas al nuevo tipo impositivo en caso de relevo generacional, ya sea en vida o "mortis causa".

El presidente de la asociación de la Empresa Familiar ya adelantó en la cena de navidad de AEFA, el 3 de diciembre, que su organización contemplaba la posibilidad de llevar a los tribunales los cambios en la bonificación de este gravamen, al considerar que tienen un "carácter arbitrario y discriminatorio para las empresas familiares de la Comunitat". Según Gómez, la eliminación de las bonificaciones hasta ahora existentes dificultará la trasmisión de estas empresas que suponen el 90% del entramado empresarial valenciano. Estos cambios suponen un agravio para los empresarios valencianos con respecto a los de otras comunidades autónomas, según aseguran desde AEFA, dado que por ejemplo en la vecina Región de Murcia se mantiene la bonificación del 95%.

Las fuentes consultadas por Alicante Plaza lamentaron este martes que la Conselleria no haya tenido en consideración sus alegaciones, y explicaron que ya están estudiando el contenido de la Ley de Acompañamiento para ver si es objeto de impugnación. En este sentido, matizaron que por el momento están pendientes de conocer si el eventual recurso es viable, pero que es una de las posibilidades que están sobre la mesa en estos momentos.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email