X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 24 de noviembre y se habla de fe religión JUVENTUD Skate diseño financiación autonómica Casa vella
GRUPO PLAZA

desayuno con ibercaja 

Industria 4.0: un reto para las empresas de la Comunitat y la administración

17/10/2017 - 

VALÈNCIA. La industria 4.0 se ha convertido en un reto a abordar tanto por parte de las empresas valencianas como de la administración. La revolución tecnológica está arrastrando a las compañías de industria y servicios a la transformación digital y en la Comunitat todavía queda mucho por hacer, pero son necesarios ejemplos, difusión y diagnóstico. Estas fueron algunas de las conclusiones del desayuno organizado este lunes por Valencia Plaza e Ibercaja en el Hotel Valencia Palace.

Al desayuno asistieron José Mª Santos, gerente comercial de Instituciones y Colectivos Territorial Arco Mediterráneo Ibercaja, Salvador Navarro, presidente de la Confederación Empresarial Valenciana (CEV), Sergio Riolobos, director territorial Levante GGCC Orange Espagne, Vicente Guarch, director general territorial de Mapfre, Manuel García Portillo, presidente de Tecnidex, Julia Company, directora general del Ivace, Carlos Ledó, CEO de Idai Nature, Jesús Suso, director territorial de Vodafone, Roberto Milán, director de Industria 4-0 y Transformación Digital de Nunsys y Fernando Saludes, presidente de Redit.

"La industria 4.0 va a ser un gran reto a nivel institucional y empresarial", señalaba José Mª Santos, gerente Comercial de Instituciones y Colectivos Territorial Arco Mediterráneo Ibercaja. Entre las barreras a salvar por parte de las empresas valencianas la cultura del propósito y ver cómo aprovechar el alud de datos. "Hay que trabajar muy bien la educación del empresariado", aseguraba. 

En este línea también se movía el presidente de la Confederación Empresarial Valenciana (CEV), Salvador Navarro, quien incidía en la importancia de la formación. El objetivo de la industria valenciana es convertirse en un 20% del PIB de la región en 2020 y ya está por el 18%. Siguiente escalón: industria 4.0. "El mercado obliga y, o te sitúas en los puestos de competitividad, o estarás muerto. Nos hacen falta empresas tractoras como Mercadona", señalaba Navarro, aunque destacaba la ventaja que tiene la Comunitat al contar con universidades e institutos tecnológicos. 

Sergio Riolobos, director Territorial Levante GGCC Orange Espagne, señalaba que tanto el mercado como el cliente está cambiando. "La tecnología nos lo estaba susurrando hace tiempo y el cliente lo estaba suplicando", afirmaba. Entre los datos que puso sobre la mesa destacaba que solo el 25% de los directivos está lanzando una estrategia de industria 4.0. "Al final tienes que ayudarle en el business plan y que se vean los beneficios a nivel económico". 

Vicente Guarch, director General Territorial Mapfre, reconocía que cada vez el cliente es más exigente y tiene más conocimiento del producto, por lo que uno de sus pilares estratégicos es la transformación digital. "No creo que sea una cuestión de que hay que empezar, sino de que hay que ir sí o sí", señalaba. "Esta revolución no parte de la industria, sino que parte del ciudadano", reconocía Suso, de Vodafone, y recordaba que España es el país donde más inversión de fibra óptica se ha realizado en los últimos cinco años a pesar de estar el número 40 en digitalización. 

"Aquel que tenga tecnólogos o personas preparadas es muy difícil que no vaya a la transformación digital", apuntaba Manuel García Portillo, presidente de Tecnidex. Sin embargo, señaló que su voluntad no era crear la agonía de que "o nos digitalizamos o morimos". "De una forma reglada o no reglada, las empresas conscientes estamos todas digitalizadas y en fase de transformación digital y de automatización".

No obstante, reconocía que cada empresa debe tener claro cuál es su momento. "Son inversiones que están en 500.000 o un millón de euros y cada uno tiene que hacer su proceso", destacaba García y apuntaba a lo imprescindible de hacer un diagnóstico. 

El impulso de la administración

Julia Company, directora general Ivace, recordaba que uno de los objetivos del Acuerdo del Botànic es el cambio del modelo productivo. "Se apostó por la industrialización y el paso es ir a la industria 4.0", señalaba Company. Desde el Ivace se ha elaborado una estrategia que a finales de este mes será presentada en la sede de la CEV, un mapa fundamental para la administración al pensar que se trata de un camino imparable. "Desde Ivace entendemos que depende mucho de las acciones de sensibilización que hagamos, por eso contamos con patronales e institutos para hacer labores de difusión".

La directora general del Ivace ponía como ejemplo a Colorker y la evolución de su fábrica, transformación que ha realizado junto con el Instituto de Cerámica. "Ahora, esta empresa será visitable por otras empresas con el fin de que conozcan y vean lo que supone. Queremos extender esta visión a otros sectores", explicaba. 

"Hay que marcar el camino para aumentar la competitividad de las empresas, evidentemente adaptándolo a cada compañía". Con este compromiso también han firmado convenio con el Ministerio de Industria para hacer extensibles a la Comunitat programas como Hada, una herramienta online que permite analizar a las empresas en qué punto de transformación digital se encuentran, o Activa, al que se han inscrito 30 empresas, para analizar cuál es su estado y trazarles un plan y tutorizarles.

Uno de los problemas con los que se ha topado la industria valenciana es una carencia en polígonos de fibra óptica, por lo que se está actuando en su modernización. "El internet es de mala calidad y eso perjudica. Todas las marcas necesitamos datos para personalizar productos con los que vamos a poder crear modelos más rápido, pero esto también pasa por tener unas infraestructuras mínimas", señalaba Carlos Ledó, CEO de Idai Nature.

"Nuestro tejido es muy de pyme y la crisis ha impulsado a este proceso", destacaba Fernando Saludes, presidente de Redit. La recomendación del dirigente de la red de institutos tecnológicos es hacer diagnósticos de la situación de partida y del posicionamiento de la empresa para realizar un plan priorizado de actuaciones. "En Alemania, por ejemplo, están siendo víctimas de una carrera sin control en este área. Hay gente que va muy perdida y hay que orientarles".

Roberto Milán, director Industria 4.0 y Transformación Digital Nunsys, aseguraba que se sigue sorprendiendo con el nivel de eficiencia y automatismo que tienen algunas empresas en la Comunitat. "Lo que ocurre es que el empresario valenciano tiene un presupuesto limitado. Le falta el asesoramiento para decirles el impacto que va a tener cada una de las medidas económicamente".

¿En qué puede afectar al sector servicios?

Las dos empresas de servicios presentes señalaron cómo creen que les va afectar la transformación tecnológica. "A la banca nos tocará innovar con el blockchain, la inteligencia artificial, el big data y el internet de las cosas", señalaba Santos, de Ibercaja. Por ejemplo, la posibilidad de sensorizar un smartphone para aumentar las utilidades para el cliente.

Guarch, de Mapfre, señalaba que para las aseguradoras es más fácil hacer precios ajustados si tienes accesos a más datos, además de hacer mayores prevenciones. "Podemos conectar vehículos, detectores de humos de vivienda, el contacto con el cliente va a ser mucho más frecuente". Además, insistía en la necesidad de tener en mente los ciber riesgos o los coches autónomos como situaciones a asegurar. "Esto es lo que te marca el mercado". 

"La transformación de la industria va de sectores", destacaba Riolobos, de Orange. El sector retail ha evolucionado mucho en este área como también lo ha hecho el turismo con el big data. "Hay otros sectores que van con más retrasos por estrategia y ahí tenemos identificado energía y educación". 

La financiación

Sobre opciones para financiar la renovación de procesos, Santos destacaba que la inversión hoy en día no es un problema. Sin embargo, reconocía que el problema llega cuando analizan los proyectos de inversión. "Muchas veces nos genera dudas porque no han buscado asesoramiento. ¿Lo están haciendo porque es una moda y voy con la ola? El empresariado se mete muchas veces en inversiones que puede llevar a pique la empresa". 

"Me he encontrado con empresarios que están haciendo ejercicios de renovación y hay una falta de cultura financiera de la innovación que asombra.", reconocía Saludes, de Redit. "No saben ni qué hacer fiscalmente". También reconocía que sigue habiendo problemas con la financiación. "Nos damos cuenta de que hay un gran desconocimiento de las ayudas", señalaba Company. A pesar de todo, el 80% de la financiación sigue siendo de banca tradicional. Mientras, Ledó insistía en las necesidades de que explicar y evangelizar sobre cuáles son las ventajas.

¿Una parte ética?

"El límite de la digitalización vendrá por la parte de la ética", opinaba el director general de Idai Nature. "En este proceso de robotización a veces hablamos de la superación de la condición de ser humano y esta sociedad fracasaría porque nosotros estaríamos supeditados a la máquina", señalaba el presidente de Tecnidex.

Mientras, Suso, de Vodafone, aseguraba que hay sectores más desarrollados porque empresas que han partido desde cero han decidido impulsar el modelo. No obstante, reconocía que la experiencia del cliente debe tener un trato humano y de emociones. 

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email