X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

proyecto de sensibilización

El arte también puede luchar contra el desperdicio alimentario y en la EASD quieren demostrarlo

15/09/2018 - 

VALÈNCIA. Más de mil millones de toneladas de comida se desaprovechan cada año en todo el mundo según un estudio de la Comisión Europea. De esta cantidad, la FAO estima que 7,7 toneladas corresponden a España. Con estas cifras en perspectiva, lo estudiantes de la EASD (Escuela de Arte y Superior de Diseño de València) se lanzarán durante el curso 2018/2019 a combatir el desperdicio alimentario a través de proyectos de diseño y creación audiovisual. Tal y como informa el DOGV, la iniciativa surge de un convenio firmado entre la Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural y el Instituto Superior de Enseñanzas Artísticas de la Comunitat Valenciana (ISEACV) por el que ambas entidades colaborarán en la realización de actuaciones  que promuevan la sostenibilidad en el territorio autónomico. La creatividad se pone al servicio del planeta.

Como primer paso, se realizarán charlas informativas a los alumnos de la entidad. A partir de ahí, los interesados podrán presentar sus trabajos a  un concurso sin contenido económico en el que se medirá tanto la capacidad para la comunicación ambiental como el rigor de los contenidos, sus capacidades y las destrezas técnicas que muestren. Un comité de valoración constituido por dos docentes de las asignaturas implicadas y dos personas del equipo educativo del CEACV (Centro de Educación Ambiental de la Comunitat Valenciana) elegirán las mejores propuestas, que serán utilizadas por la Conselleria en sus distintas campañas de sensibilización. 

“Una de las herramientas más importantes para la educación medioambiental es la comunicación. Hay distintos medios para poder establecer esa interconexión con la sociedad valencia y el diseño es uno de ellos”, explican desde la Conselleria de Agricultura, donde resaltan que, con esta colaboración, los alumnos pueden, “ayudar a la concienciación social a través de los trabajos que hacen como parte de su formación académica”. “También es una forma de sensibilizar a los futuros profesionales para que puedan aplicar esa mirada en sus proyectos artísticos venideros”, añaden.

“En general, se puede decir que entre la población no hay suficiente conciencia ambiental, necesitamos mejorar nuestros comportamientos de cara a tener unas aptitudes más sostenibles”, sostienen desde el área de Agricultura. La selección de un tema tan específico como el desperdicio alimentario no es casual: “Lo que pretendemos es ir acotando los distintos terrenos que creemos que resulta importante tratar. Nos hemos dado cuenta de que, a la hora de trabajar en el campo de la sensibilización, a las personas no especializadas les cuesta escoger un asunto concreto con el que trabajar. Por eso, decidimos centrar el proyecto en una cuestión precisa para que puedan elaborar sus propias creaciones desde ese punto”, señalan. No es la primera vez que ambas entidades aúnan fuerzas, en años anteriores abordaron asuntos relacionados con la prevención de residuos o el cambio climático a partir de los programas formativos de distintas asignaturas. Para ello, entre otras creaciones, realizaron cortos de animación. Sin embargo, este convenio supone el primer acuerdo formal y oficial de actividad conjunta en la materia. 

“Hoy en día, el diseño  está en todas partes, no se restringe a un campo específico, sino que entra en la vida y la sociedad. Por ello, se trata de una disciplina que puede ayudar a que desde las instituciones se lancen mensajes con garantía de eficacia y eficiencia. En  instituciones como la Conselleria, no necesariamente  se cuenta con diseñadores, por eso resulta tan interesante la colaboración con nuestra escuela”, indica Josep Manel Garcia, director de la ISEACV. Mediante este convenio, los alumnos debatirán, realizarán trabajos y propuestas sobre los contenidos que se les presenten hasta llegar a las mejores soluciones gráficas. “Se trata de una iniciativa multidisciplinar en la que se pretender encontrar la respuesta que se adecue de forma más satisfactoria a la situación planteada”, añade el docente. 


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email