X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 20 de enero y se habla de CASO GÜRTEL elena cebrián verds-equo JULIÀ ALVARO
GRUPO PLAZA

LES CORTS INSTAN AL CONSELL PARA SU INDEPENDENCIA

El Museu de Belles Arts también quiere su subsede: el Convent de la Trinitat

25/11/2017 - 

VALÈNCIA. Les Corts ya ha aprobado la Propuesta No de Ley que pretende aupar al Museu de Belles Arts de València a un estatus superior al actual. Una instancia oficial que motiva al Consell para volver a abordar la independencia –o autonomía máxima posible– del centro cultural con respecto al Estado, al que pertenece y hace apenas unos meses ya mostró su desinterés por limitar su posesión de la segunda pinacoteca de España. Precisamente como respuesta ante esa postura, Les Corts han aprobado ya las bases y demandas para que el Gobierno valenciano avance posiciones y logre impulsar el Mubav para convertirlo "en el principal contenedor cultural de la Comunitat Valenciana".

Así pues, según detalla la PNL a la que ha tenido acceso Valencia Plaza, las dos principales novedades para el Mubav tienen que ver con su relación con el Estado y con la solicitud de una subsede: el Convent de la Trinitat. En el primer caso, Les Corts creen que "la regulación jurídicoadministrativa está hoy obsoleta y es necesario reformularla". El convenio de coparticipación –titularidad del Estado, gestión de la Generalitat– se firmó en 1984 y ha tenido completado en 1991 y 1996, pero su actualización es imprescindible según Les Corts "para garantizar el mejor cumplimiento de de los fines del museo". En el segundo caso, la PNL insta a "iniciar las negociaciones oportunas para asociar el Monasterio de la Trinidad a la sede museística" […] "con el fin de garantizar la expansión futura".

El Consell tiene así el mandato de activar las líneas de trabajo necesarias para cumplir con diferentes objetivos: convertir al museo en un organismo autónomo, dotar al Mubav de medios ("económicos y personales") "para convertirlo" en la institución de referencia "para la conservación, estudio y divulgación del arte valenciano", incentivar, "mediante operaciones de patrocinio y mecenazgo, la mejora, la difusión y el incremento de las colecciones" y mejorar la relación del mismo con su entorno, "favoreciendo la accesibilidad respecto del centro histórico de la ciudad y limitando la agresión actual del tráfico rodado". Este último apartado se hace como instancia aparte al Ayuntamiento de València.

El Convent de la Trinitat, la subsede deseada

Este edificio pertenece actualmente al Arzobispado de Valencia y es uno de los mayores rasgos patrimoniales de la historia de la ciudad desde mitad del siglo XII. Ligado históricamente a la obra de Sor Isabel de Villena, el llamado formalmente Real Monasterio de la Santísima Trinidad de Valencia fue mandado construir por la reina María de Castilla, esposa de Alfonso V, el Magnànim. Construido como anexo del hospital de San Guillén, convertido en el Panteón Real a partir de la muerte de la reina, vivió su esplendor cultural desde la segunda mitad del siglo XV y los comienzos del siglo XVI. En ese periodo, como explica en su propia web, "fue abadesa la célebre escritora y humanista sor Isabel de Villena, la más insigne escritora de nuestras letras".

Allí fue médico Jaume Roig, fue sepultada la infanta María de Aragón y, para la época, acogió importantes retablos y ornamentos (Jerónimo Münzer, 1494). De su convento, entre distintas vicisitudes y nombres propios, "partieron también diversos grupos de religiosas para fundar o reformar otros conventos en: Teruel, Barcelona, Mallorca, Tortosa, Onda y Xàtiva". El edificio es Monumento Nacional desde 1982, Bien de Interés Cultural desde 1983 y ha contado con restauraciones por parte del Ministerio de Obras Públicas y de la Generalitat, en este último caso con pinturas, muebles y algunas excavaciones arqueológicas. Fue la tesis de licenciatura de Carlos Martínez Pérez en 1990 la que fijó los datos sobre su construcción gótica, a partir de la que se tiene una idea más próxima sobre la edificación con su material gráfico. 

Sin duda, una posible ampliación del Mubav cruzando la calle Alboraya supondría la conexión del centro museístico con una joya patrimonial. Con la idea que algunas fuentes de la Generalitat manejan de hacer un paso público inferior entre los complejos, unido a la eliminación en gran medida del tráfico rodado que les rodea, el complejo cultural pasaría a tener unas posibilidades notables de cara a la exposición del arte valenciano y de los muchos fondos europeos y españoles de relevancia que posee ya el anteriormente conocido como San Pío V.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email