X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

algunos convenios llevan caducados 4 años

La desidia municipal deja en el aire las adjudicaciones de los polideportivos de València

4/07/2018 - 

VALÈNCIA. El Ayuntamiento de Valencia continúa sin tener claro el nuevo modelo de gestión que quiere implantar en las instalaciones deportivas municipales. Y es que todos los convenios de gestión existentes -son 34 en total- están caducados y a la espera de que el área de Deportes, dirigida por la socialista Maite Girau, y la Fundación Deportiva Municipal, acaben de definir cómo se van a gestionar de ahora en adelante los equipamientos.

La confección de este nuevo modelo responde a la necesidad de adaptar los convenios a la normativa actual. La regulación exige que la adjudicación de los pliegos se lleve a cabo mediante libre concurrencia y así dejar atrás los convenios privados que hasta ahora se habían venido suscribiendo, según explica la concejala a Valencia Plaza. Y en ese sentido está trabajando el departamento de Deportes. Sin embargo, tres años después de que el Gobierno de la Nau llegase a los despachos, y a menos de uno para las elecciones municipales, la elaboración del nuevo marco sigue sin resolverse.

A principios de este mismo año, el área de Girau y la Federación Deportiva estaban "ultimando" los cambios para los nuevos pliegos y esperaban que se implantasen "gradualmente" a lo largo de 2018. Sin embargo, pasados seis meses, los pliegos todavía no están sobre la mesa y desde la concejalía aducen que es imposible tramitar tantos pliegos en tan poco tiempo. Aún así, sí que se tramitarán "dos o tres" próximamente, aunque la concejala admite que las nuevas condiciones se implantarán para la siguiente temporada. De esta forma, lo previsible es que termine la legislatura sin que se hayan aplicado.

La mayoría de instalaciones gestionadas de forma indirecta están en manos de clubes deportivos y federaciones mediante los mencionados convenios que hay que repensar, pero también de empresas privadas a través de concesiones. Los primeros vencieron al menos hace dos años, incluso algunos lo hicieron en 2011, como son el del Polideportivo de Benimámet y la del Complejo Deportivo Cultural de La Petxina, ambos suscritos con la Federación de Natación de la Comunidad Valenciana (FNCV).

Sin embargo, todos se prorrogaron como mínimo dos años más, y aún así, el plazo de prórroga también ha finalizado. Teniendo en cuenta este segundo tiempo, son pocos los convenios que todavía siguen vigentes. Concretamente, son dos. El del Polideportivo Quatre Carreres finaliza dentro de un mes, el 2 de agosto; mientras que el de la Galería de Tiro continuará vigente hasta junio del año que viene.

La concejala de Deportes, Maite Girau. Foto: EVA MÁÑEZ

Ante esta situación, Manuel Camarasa, concejal de Ciudadanos, ha criticado en declaraciones a Valencia Plaza que la concejala Girau no haya "tomado la iniciativa en estos temas en toda la legislatura" y que "el cuidado de las instalaciones deportivas y la actualización de pliegos para su gestión indirecta" esté "desatendido" y no se adapte a la situación actual.

Además de los 34 convenios ya mencionados, es necesario resaltar que existen otros 10 equipamientos municipales que ya se gestionan de forma directa desde el consistorio, como los Polideportivos de El Cabañal y de Benimaclet o los pabellones de la Malvarrosa, Benicalap o Fuensanta.

Con todo, la gestión directa de los polideportivos también deja algún que otro dolor de cabeza en el área que gestiona Girau. El pasado verano, sin ir más lejos, la falta de climatización en el interior del pabellón de Malvarrosa provocó que usuarios del espacio tuvieran que salir a la calle a realizar las prácticas deportivas. Al respeto, cabe decir que el nivel de inversiones realizado durante el año pasado por la concejalía de Deportes fue de los más bajos del consistorio. Fue el grupo municipal de Ciudadanos el que lo denunció entonces. 

Cambios también en las concesiones

La otra forma de gestión indirecta, la de las concesiones administrativas, también sufrirá modificaciones desde el Ayuntamiento. Según ha trasladado Girau, son cambios leves en las condiciones que se apliquen a las empresas concesionarias, como por ejemplo una cláusula que regule la disponibilidad de los espacios para uso del Ayuntamiento o el aumento de las inversiones mínimas que deberán realizar los gestores. El objetivo es garantizar el servicio público, arguyen en el consistorio. Las concesionarias que pueden verse afectadas por estos cambios son algunas como Aquaval, Fila Cero Producciones, Esportinat o Tecet 10.

Pese a los cambios, Maite Girau insiste en recordar que el departamento que encabeza no tiene "ningún problema" con los gestores de los espacios deportivos y que estas modificaciones son necesarias: las primeras para adecuarse a la normativa, y en el caso de las concesiones para asegurar un servicio público.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email