X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

hacienda remite a las comunidades su posicionamiento sobre

Ni IVA ni compensación de deuda: Montoro cierra la puerta a las demandas del Consell en la nueva financiación

22/05/2018 - 

VALÈNCIA. La propuesta del Gobierno para la reforma del sistema de financiación autonómica da la espalda a las aspiraciones básicas de la Comunitat para mejorar su situación respecto al sistema vigente, en el que resulta claramente perjudicada. El Ministerio de Hacienda no está dispuesto a aceptar la propuestas de la Generalitat de poder subir el IVA para poder contar con más recursos ni la posibilidad de aplicar una quita a la abultada deuda que arrastra la Generalitat, el 80% de la cual es con el Estado.

Así consta en un informe que el Ministerio que dirige Cristóbal Montoro remitió a última hora del lunes a las diferentes comunidades autónomas a modo de conclusión de las reuniones del Comité Técnico Permanente para la reforma del sistema de financiación. Aunque el documento no es como tal la propuesta del Gobierno central para la reforma del modelo, Hacienda si manifiesta su posicionamiento sobre las cuestiones planteadas en esas reuniones por los representantes de las distintas autonomías.

El Ministerio ha dado un plazo hasta el próximo viernes 25 de mayo para que los gobiernos autonómicos planteen alegaciones a este documento y, posteriormente, procederá a la convocatoria del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), reunión que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, prometió para antes de que finalizase el mes. 

Una de las propuestas de la Generalitat consistía en poder subir el IVA y los impuestos especiales (sobre el tabaco, alcohol o hidrocarburos) en sus tramos autonómicos, de manera armonizada con las otras Comunidades Autónomas, para aumentar los ingresos. La razón es que las autonomías soportan el 67% del gasto del Estado del Bienestar, que es financiado con impuestos, y deberían, según los expertos, participar en la misma proporción de la recaudación de los principales impuestos que lo cubren: IRPF, IVA e Impuestos Especiales. 

En el documento, al que ha tenido acceso Valencia Plaza, el Ministerio de Hacienda se muestra contrario a la posibilidad de instrumentar un tramo colegiado en el IVA o los impuestos especiales porque no existe consenso para su articulación.

Además de las dificultades puestas de manifiesto por algunas comunidades a la hora de implementarlo, para justificar esa falta de consenso el Ministerio de Hacienda se refiere al riesgo de generar "competencia fiscal" manifestado por los expertos regionales.

En cuanto a la modificación de la cesión del IRPF como propuesta alternativa a los impuestos colegiados, la Administración General del Estado considera que "no procede" una modificación de esta cesión porque "se alteraría la capacidad redistributiva de la Administración central".

No obstante, Montoro sí abre la puerta a analizar "posibles instrumentos" que permitieran a las comunidades captar más recursos para "reforzar su corresponsabilidad fiscal". Esto daría más margen de decisión a comunidades a la hora de adaptar su nivel de gasto a sus preferencias, "asumiendo el correspondiente coste de tales decisiones".

Competencias normativas 

Respecto a la capacidad normativa de la que disponen las autonomías sobre tributos cedidos, el Ministerio de Hacienda admite "problemas" en su aplicación práctica que han generado críticas por parte de algunas comunidades que, como la valenciana, han acusado a la Comunidad de Madrid de dumping fiscal. Por ello, la Administración General del Estado se ha mostrado dispuesta a revisar esa situación si las regiones lo consideran necesario.

El Ministerio de Hacienda aboga por mantener e incluso reforzar el nivel de corresponsabilidad actual, así como por aumentar la coordinación fiscal entre las CC.AA. mediante la armonización de la normativa tributaria "dirigida fundamentalmente a armonizar las bases imponibles y liquidables de los tributos cedidos total o parcialmente".

Los expertos pusieron de manifiesto que esta armonización técnica era especialmente importante en el caso del Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones, por lo que se defiende eliminar la posibilidad de que las comunidades reduzcan la base imponible y que sus competencias se limiten a establecer escalas o tipos de gravamen y deducciones o bonificaciones de la cuota.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. Foto: KIKE TABERNER

La Comisión de Expertos recomendó también estudiar la posibilidad de introducir topes máximos y/o mínimos de gravamen efectivo en ciertos impuestos patrimoniales, pero en el Comité Técnico hubo disparidad de opiniones y el Gobierno considera que se trata de una cuestión que ha quedado "abierta" y que habrá que continuar valorando.

Sin compensación de la deuda

Otra reivindicación valenciana es una solución para la deuda provocada por la infrafinanciación, cifrada en unos 16.000 millones de euros, algo mas de un tercio de la deuda total de la Generalitat. En el informe de los expertos se planteó una quita que fue rechazada por la mayoría, por lo que el representante valenciano en esa comisión, Francisco Pérez –director del Ivie–, formuló un voto particular.

El Comité Técnico debatió sobre la conveniencia de acometer una "reestructuración transparente" de la deuda de las comunidades autónomas con el Estado, ampliando plazos o modificando tipos de interés para facilitar su vuelta ordenada a los mercados, y también sobre la posibilidad de crear un sistema de incentivos que podría afectar al importe de los créditos que ostente el Estado y a sus condiciones financieras.

En este punto, el Ministerio, que asegura que su opinión coincide con la mayoritaria de las comunidades deja claro que cualquier reestructuración los incentivos "deben asegurar que las comunidades autónomas convergen hacia el cumplimiento de las reglas fiscales establecidas en la normativa de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera". Esto es, que cumplen los objetivos de déficit y deuda.

También existe consenso, según el Gobierno central, en la conveniencia de reducir "de forma sustancial" mecanismos de liquidez extraordinarios como el FLA, que quedarían limitados a situaciones de "verdadera necesidad de liquidez" o "situaciones financieras muy graves". Ello permitiría a las comunidades autónomas una vuelta a los mercados financieros "ordenada" para mantener la confianza de los inversores.

Fondo de reserva

Uno de los aspectos defendidos por la Comunitat y el resto de regiones, el de la creación de un fondo de reserva para financiar el Estado del Bienestar en épocas de crisis, sí es visto con buenos ojos por el Gobierno.

El Ministerio de Hacienda considera necesario establecer algún mecanismo dentro del Modelo de Financiación "que permita incorporar la perspectiva dinámica de dicha garantía, de modo que se consiga una mejora sustancial respecto del modelo vigente". 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email