X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 21 de octubre y se habla de EMPRENDEDORES aemet gota fría valencia BARRIOS
GRUPO PLAZA

INCENDIO DE LLUTXENT

Puig: "No debemos ser excesivamente optimistas, estamos aún en momentos muy complicados"

8/08/2018 - 

VALÈNCIA. (EP) El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha manifestado este miércoles que no cree que se deba ser "excesivamente optimistas" respecto al incendio declarado este lunes en en el término municipal de Llutxent (Valencia), que afecta a otros municipios como Pinet, Barx, Gandia, Ador y Quatretonda, porque "estamos aún en momentos muy complicados".

Así lo ha trasladado a los medios de comunicación desde el puesto de mando avanzado del incendio de Llutxent, tras la última reunión del Cecopi, un encuentro en el que la dirección técnica del incendio ha explicado al 'president' que la situación en estos momentos "continúa siendo extraordinariamente complicada".

No obstante, ha insistido en el "gran esfuerzo por parte de todos los medios aéreos y todos los medios terrestres". "Estoy convencido de que hoy vamos a dar un buen resultado, pero el éxito depende de condiciones que tienen que ver en gran parte con la meteorología", ha agregado.

Así, ha explicado que los efectivos que combaten el fuego en la zona están "pendientes de cómo evoluciona la meteorología", ya que este miércoles es "posible que avancen vientos de levante, que al final de la tarde podrían volver a dificultar la situación". "En cualquier caso, hay una gran cantidad de medios aéreos y humanos de todos los cuerpos y administraciones", ha reiterado.

El enemigo del viento

Puig ha lamentado que los vientos fueron "huracanados" durante este pasado martes y "había vientos además multidirección que hacían imposible atajar el fuego en ninguna dirección". "Después, también es evidente que esas lenguas de fuego que se han producido cercanas a algunas urbanizaciones han hecho que sea muy difícil el dar una respuesta que, en algunos casos, si se hubiera intentado dar más, se hubiera puesto en peligro a muchas personas".

"Durante estos días hemos visto cómo ha habido una serie de concatenaciones climatológicas, junto a la situación de la propia masa forestal, que han hecho absolutamente imposible" dar al incendio de Llutxent "la respuesta que con otros condicionantes se habría podido dar, pero hay que tener en cuenta que se está luchando en las condiciones en las que se está luchando, que es una zona muy complicada. Estamos convencidos de que en los próximos días se podrá dar una solución definitiva", ha asegurado.

"Es muy duro abandonar la casa"

El presidente de la Generalitat ha remarcado que "lo primero son las personas" y "lo único que no se puede recuperar es la vida de una persona", por lo que ha pedido a los ciudadanos que "atiendan a aquello que les digan las autoridades". "Es muy duro abandonar la casa, extraordinariamente duro, pero es necesario para que no haya desgracias personales", ha subrayado.

Puig ha recordado que hay 2.600 personas desalojadas, "que han encontrado alojamiento en casa propias o de familiares", o bien apoyadas por los ayuntamientos. "No podemos aún garantizar su seguridad dentro del perímetro del incendio, por lo que pedimos que se mantengan en esas condiciones y, en le transcurso del día, habrá también novedades. Si es posible, al final de la tarde, se cambiará la decisión, según cómo evolucione el incendio", ha añadido.

En la misma línea, ha reconocido que desalojar una vivienda es "doloroso porque es dejar tu casa, pero era absolutamente necesario y, gracias a estas actuaciones, probablemente hoy podamos hablar de una manera muy diferente a la que lo haríamos en estas circunstancias si no se hubiera producido estos desalojos". "No se puede arriesgar en la seguridad de las personas y tampoco se puede arriesgar en la seguridad de los bomberos forestales y agentes de seguridad, no podemos arriesgarnos a la pérdida de vidas humanas", ha recalcado.

Preguntado por el número de casas afectadas por el fuego, ha explicado que la cifra no se puede precisar "hasta que no se entre y no se vea", ya que "incluso el propio perímetro del fuego ha pasado de distinta manera por distintos sitios", por lo que "hay zonas en las que la afectación de las casas es mucho menor y otras en las que están totalmente calcinadas".

Ayudas y recuperación

Por otro lado, el presidente de la Generalitat ha puesto en valor que los alcaldes "son la primera frontera de la respuesta política" y ha agradecido su "gran esfuerzo de comunicación con la ciudadanía y su ayuda en los desalojos".

"A partir de cuando acabe el incendio, en el postincendio, Generalitat y todas las administraciones estaremos al lado de los ayuntamientos para reponer las infraestructuras dañadas, ayudar a las familias y, sobre todo, recuperar más pronto que tarde todo lo que significa nuestro patrimonio natural, que hoy lloramos", ha añadido.

"Estamos en buenas manos"

El presidente de la Generalitat ha agradecido el "trabajo de todos los profesionales que están dando todo lo mejor de sí mismos para combatir un fuego extraordinariamente complicado". "Estamos en buenas manos", ha destacado.

Asimismo, Puig ha informado de que este miércoles por la mañana ha hablado con el ministro de Agricultura, Luis Planas, que "ha puesto a disposición todos los medios que hagan falta", y ha mantenido contacto también con el presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez. "Hay una gran solidaridad por parte de todas las comunidades autónomas españolas, y estoy convencido que entre todos vamos a lograr más pronto que tarde acabar con este incendio", ha resaltado.

Situación de emergencia

El jefe del Consell ha advertido, además, que toda la Comunitat Valenciana registra "tormentas secas que están produciendo distintos incendios, algunos afortunadamente rápidamente pueden ser sofocados, por ejemplo en Llucena".

Puig ha enfatizado que "se está actuando desde un territorio muy afectado, con una situación de emergencia muy grande en toda la Comunitat". Así, ha indicado que "se está produciendo cada día muchos pequeños incendios que, afortunadamente y gracias a la profesionalidad y que cada vez hay mejor capacidad de respuesta rápida, finalmente acaban en nada".

Noticias relacionadas

el peor incendio del verano

Llutxent: Entre las cenizas del desastre

Por  - 

Un rayo latente fue el origen del incendio de Llutxent, uno de los más graves del último lustro en la Comunitat Valenciana. Una catástrofe que deja 3.270 hectáreas de ceniza, casas calcinadas y familias sin hogar

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email