X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 27 de mayo y se habla de CENTRO DEL CARMEN MERCADONA Goerlich CVMC
GRUPO PLAZA

entrevista al diputado del partido popular en les corts

Rubén Ibáñez: "Hoy tenemos un gobierno que mira al pasado porque no tiene una visión de futuro"

27/11/2016 - 

VALENCIA. Licenciado en derecho y abogado en ejercicio, Rubén Ibáñez comenzó a tener presencia política en 2003, año en el que se convierte en concejal en el Ayuntamiento de Onda, municipio por el que trabajará durante cuatro años. Aquella fue la antesala que le curtió para dar el salto a la vicepresidencia de la Diputación de Castellón donde fue responsable de Recursos Humanos y asuntos sociales y compartió la alta dirección con el que fuera durante dieciséis años presidente de la misma institución y cabeza del PP provincial durante otros 22 años, Carlos Fabra -ahora cumpliendo condena en la prisión de Aranjuez por cuatro delitos fiscales-.

Después de esta etapa, el president de la Generalitat Alberto Fabra lo nombra coordinador del área de Política Social en 2011 cuando renovó la dirección del partido en Les Corts y con la que alejaba a los diputados imputados como Angélica Such, David Serra, Vicente Rambla y Ricardo Costa. También en esta época su actual compañero de escaño Jorge Bellver era elegido por unanimidad nuevo síndico parlamentario popular en sustitución del anterior portavoz, Rafael Blasco -imputado por el caso Cooperación y hoy cumpliendo condena en la cárcel de Picassent-. Bellver y él redactaron la ponencia de la anterior comisión para la posible reforma del Estatut de Autonomía. Una comisión que esta semana se retomaba en el parlamento valenciano y que quedó eclipsada por el repentino fallecimiento de Rita Barberá.

Ibáñez forma parte de la renovación del Partido Popular que Alberto Fabra empezó y de la que Isabel Bonig tomó el año pasado la vara de mando. Favoreciendo los equilibrios territoriales, el castellonense es el secretario de la Comisión de Economía de Les Corts y portavoz para la defensa de las enmiendas a los Presupuestos de 2017 que en dos semanas deberán ser votadas.

-¿Ha evidenciado la muerte de Rita Barberá la división interna en el PP?
 -Cuando suceden hechos como el del pasado miércoles aparecen millones de interrogantes. Para mí Barberá tuvo una trayectoria política encomiable y la ciudad es muestra de su legado como alcaldesa. Pero también existía una connotación social que obligó al partido como organización a actuar como consideraba en cada momento, siempre sin prejuzgar. Me gustaría poner de relieve una cosa: creo que hoy en día tanto la sociedad, los partidos y los medios de comunicación estamos dando una patada a la presunción de inocencia. Cada día parece que tenga menor valor, así que todos debemos hacer un ejercicio de conciencia para devolverle la consideración que merece este derecho recogido en la Constitución.

-¿Por qué el PP acusa estar sufriendo cordón sanitario en las comisiones de investigación en Corts?
 -Actualmente está pasando algo difícil de encajar, y es que el gobierno no está haciendo de gobierno, sino de oposición. Cuando tienes la responsabilidad de llevar una nave de cinco millones de valencianos y te dedicas a hurgar en el pasado en lugar de gestionar es porque sin duda no tienes ninguna ambición por el futuro. Desgraciadamente, hoy tenemos un gobierno que mira al pasado porque no tiene una visión de futuro.

-¿Está a favor de las primarias en el partido?
 -Lo primero que hay que preguntarse es "qué es primarias". ¿Primarias es cuando sólo se presenta un candidato? Eso es algo que se está haciendo en todos los partidos y focalizando en exceso en el PP. Esta es una formación abierta y, por ejemplo, en mi propia provincia las elecciones que se han hecho a los compromisarios de los distintos congresos se ha hecho con urna, la gente ha tirado una papeleta para elegirlos. El problema es cuando solo surge un candidato o se presenta una sola persona. ¿Que tipo de primarias son esas? Debemos empezar a quitar las etiquetas de las cosas y buscar en el fondo del asunto.

-En el PPCV parece que se simpatiza con la fórmula de convertir a cada militante en compromisario para cumplir con la premisa "un militante un voto"…
 -Pero es que un militante es un voto. Nosotros somos partidarios de la máxima participación social posible. El problema que ha tenido el Partido Popular, como otros, pero no se dice, es que solo se presenta en la mayoría de los casos uno o dos candidatos, pero todos los afiliados en sus diferentes congresos tienen la posibilidad de votar a través de sus compromisarios.

-Pero no se corresponden actualmente el número de compromisarios con el número de militantes…
-Bueno, pero es una representación proporcional y no hay ningún compromisario que no haya sido elegido por los afiliados.

-¿Desiste el PP de presentar un segundo candidato para la renovación del Consell Jurídic Consultiu?
 -En el PP nos estamos encontrando con el famoso "no es no" que puso de moda el PSOE, un muro infranqueable que no nos permite dialogar con los partidos que gobiernan. Lo que no vamos a permitir es que nadie pisotee la representación parlamentaria que tenemos en el hemiciclo, que es de un 30%.

-Precisamente el PSOE le afeaba el otro día que ellos con 33 diputados en la anterior renovación eligieron solo a un candidato y ustedes con 31 piden ahora nombrar dos miembros en el CJC... 
 -Bueno, la proporcionalidad entonces era distinta, nosotros teníamos 55 diputados... Independientemente de eso lo que creo es que si de verdad el gobierno cree en el diálogo y el consenso, debería empezar a ejercitarlo. Lo que no se puede es: en la calle y en la prensa pregonar unas cosas y cuando tienes la oportunidad de hacerlo en el hemiciclo, llevar a cabo lo contrario.

-¿Quiere el PP una radiotelevisión valenciana?
 -Nosotros queremos, en primer lugar, que cualquier ley respete las normas básicas que rigen el día a día de cualquier institución y ciudadano de España, es decir, la Constitución. Y, lo segundo, lo que no podemos es poner en entredicho los derechos sociales como la dependencia por tener una televisión y menos cuando todavía nadie sabe qué es lo que quieren hacer, cuántos trabajadores va a tener, ni para qué la queremos... Parece que es más importante tener una televisión que 1778 profesores en primaria como se han recortado en 2017. Nosotros queremos mejoras antes en Educación, Sanidad y Servicios Sociales y que no hayan recortes antes que una televisión de la que todavía no hay nada claro ni nadie sabe qué es lo que quiere hacer la Generalitat…

-¿Por qué no les gustan esos 1.300 millones que tildan de "ficticios"? Ustedes lo critican pero también los incluían cuando gobernaban…
 -Los 1300 millones son dos cosas: una tomadura de pelo a los valencianos porque no podemos vivir de partidas ficticias un año sí y otro también. Y una representación de la confrontación que el Gobierno valenciano necesita como supervivencia política con Madrid. Ximo Puig y Mónica Oltra necesitan un enemigo, que es Madrid. Y eso de que nosotros también los incluíamos es un bulo que siempre ha rodado por ahí. Nosotros jamás pusimos una partida de estas características. En el último ejercicio, en el que la ejecución presupuestaria fue del 98%, repartimos diversas cantidades en partidas y la ley nos permitía incluir un adelanto de lo que íbamos a recibir en la liquidación dos años después. No estábamos inventándonos nada. Hoy el gobierno está recibiendo liquidaciones de 1200 millones de hace dos años, que correspondían a cuando gobernó el PP mientras nosotros estábamos recibiendo liquidaciones de 600 y 500 millones…

 -Están en contra de que se hayan incluido 1300 millones, pero sin embargo el PPCV está a favor de cambiar el modelo de financiación que es lo que está provocando que el Consell deba incluirlos por estar infrafinanciada….
 -Esos 1300 millones responden a una invención. La Comunitat está infrafinanciada de siempre, pero particularmente desde 2009. Nosotros fuimos el único partido que se opuso al nuevo sistema de financiación, mientras Puig con la actual consellera Carmen Montón apretaba el botón para aceptar el nuevo modelo de financiación que ahora tanto lloran. Nosotros nos opusimos porque sabíamos que era un modelo absolutamente perjudicial para la Comunitat Valenciana porque en el transcurso del debate de esa ley ya se dijo que era un buen modelo para Cataluña y Andalucía. Nosotros siendo gobierno hemos tenido que convivir y pelear con ese sistema. Siempre nos hemos posicionado en contra del modelo, pero de ahí a querer que los derechos de los valencianos se sustenten como invenciones, va mucho.

-El PPCV siempre ha defendido bajar los impuestos. En el último año, de hecho, el Consell de Alberto Fabra aprobó una reducción, ¿comparte la enmienda de Podemos de bajar el IRPF?
 -Podemos presenta una enmienda para que se bajen los tramos y en otros se suma de una manera importante.

-Sí, para las rentas altas…
 -Si en algo estamos de acuerdo con Podemos es que no hay progresividad en esa propuesta que vende el PSPV y Compromís. No la puede haber cuando en un tipo bajo te suben dos puntos el tipo marginal y en el tramo alto te lo suben 0,02. Pero sobre todo cuando las rentas medias el punto marginal te aumenta 4 puntos. Ya que a nosotros no nos quieren escuchar, a ver si ahora que lo pide Podemos se reforma el IRPF.

-¿Es coherente reivindicar una mejor financiación y trasladarle al president de la Generalitat que tiene todo el apoyo del PPCV para defender un cambio de modelo pero luego acudir a Madrid, como se tildó, "a escondidas" para reunirse con Cristóbal Montoro?
 -El PP tiene muchas reuniones con muchísimos sectores, entidades, asociaciones y con el Gobierno, que nos las da cuando nos las da. Solo el Partido Popular ha defendido desde el primer momento el discurso de la infrafinanciación. Tampoco plantearíamos 1001 enmiendas a la ley de Presupuestos de 2017 si no creyésemos que se pueden mejorar las cosas desde la reivindicación. Y si hace falta que lo hagamos en el Ministerio de Hacienda, vamos y nos reunimos, por supuesto.

-¿Hizo el ministro de Hacienda un uso electoralista del FLA liberándolo antes de las elecciones del 20-D y del 26-J?
 -Eso fue pura falacia.

-Las fechas no parecieron casuales...
 -El FLA siempre ha venido en las mismas fechas. En el último año que nosotros gobernamos fue infinitamente peor porque solo tuvimos dos FLA, a principio y final de año. Las fechas son las que son y esta Comunitat recibió el dinero más tarde porque el Gobierno no quiso aprobar el Plan de Ajuste. Hubo comunidades que recibieron el FLA antes que nosotros.

-¿Cómo se entiende que sólo una semana después de formarse la cartera de nuevos ministros Montoro cobre la multa de la UE a la Comunitat restándolo de las transferencias que se hacen a las autonomías?
 -La Comunitat Valenciana sabía esto desde hacía tiempo, de hecho hizo una modificación de crédito y el cobro se hizo efectivo en cuanto tomó posesión porque previamente Montoro estaba en funciones. Pero la fecha no la pone él, es cuando se dice que hay que pagarlo. La ley obliga a que la institución que lo ha realizado tenga que pagar, pero lo que también ha dicho el ministro es que se va a recurrir la multa. No obstante, quien debe pagarla es la Comunitat porque es quien ha sido sancionada.

-¿Por qué le afeaba a Podemos que no iba a poder enmendar el presupuesto de CVMC?
 -La partida que hay en gastos diversos no es una partida que vaya a la corporación sino a los servicios de televisión. El sector público de la Comunitat Valenciana recoge a todas las empresas que existen, y la CVMC es una empresa desde el mes de julio. De hecho, en la misma ley se recoge un traspaso de dinero desde presidencia para dotarla de presupuesto. Eso quiere decir que la CVMC no sólo existe sino que ya tiene presupuesto en 2016, así que sorprende que una empresa existente no aparezca dentro del sector público del año 2017 donde sí están otras como la Agencia Valenciana de Turismo, CulturArts, etc. Tu tienes una partida de dinero en el capitulo 20 que tendrá que "buscar" un destinatario llamado CVMC, pero como no aparece porque se la han dejado existe imposibilidad jurídica para enmendar la cantidad y, por otra, tampoco permite transferirle dinero porque no está presente. Tu cogerás el dinero de gastos diversos y lo querrás trasladar 'a' y no podrás porque no tiene fin.

 -¿Y, según usted, por qué se ha incluido la partida de la CVMC en Gastos diversos?
-Con esto se ha querido conculcar el artículo 25 de la Ley de Hacienda Pública. Que obliga a que todas las empresas públicas deban hacer dos cosas: presentar un proyecto, una memoria económica, un presupuesto y un balance. Cuando yo hago esto, debo además decir cuál va a ser mi 'capítulo 1', en el que se detalla cuál será el personal con el que funcionaré. Teniendo en cuenta que el capítulo 1 es limitativo, es decir, que solo se puede utilizar el dinero que se pone en él, este hecho compromete demasiado porque supondría que a día de hoy el Consell dijera cuántas personas van a trabajar en la CVMC. Así que, si al principio pensé que era un olvido casual, hoy creo que es un olvido totalmente intencionado.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email