X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

en la rambleta

Venga Monjas llega a València con el espectáculo escénico más asqueroso de España

El estreno en vivo de la tercera temporada de su webserie 'Da Suisa' estira esa idea de remake de los Simpsons entre la terapia colectiva y la expiación a través del humor sin barreras

22/03/2017 - 

VALÈNCIA. En la biografía de Venga Monjas de YouTube Xavi Daura y Esteban Navarro aseguran seguir siendo "dos niños mimados de Barcelona". 11 años después de haber abierto ese canal, 12 millones de reproducciones y 69.000 suscriptores más tarde, su webserie Da Suisa se ha convertido en la excusa definitiva para explorar la última frontera entre el humor y la expiación colectiva. Desde su primer vídeo y en cualquiera de sus cortometrajes, incluso en sus trabajos -más diluidos- para series como Museo Coconut o Retorno a Lilifor-, ese afán por encontrar placer en la incomodidad del espectador se ha dado la vuelta por completo con la versión en vivo de esta suerte de remake de los Simpsons en la que el guión es una improvisación junto al público. 

La propuesta no es precisamente clandestina. Ellos mismos se promocionan asegurando que "el asco ha llegado a tu ciudad. El dúo cómico Venga Monjas vuelve con una nueva temporada de su show más apestoso: Da Suisa. La familia más asquerosa de internet vuelve a los escenarios presentando nuevos capítulos en primicia y paridas en vivo que provocarán las arcadas de mayores y pequeños". Aprovechamos el menú para conversar en torno a su momento profesional y a la histriónica propuesta que este sábado 25 de marzo estará en el Espai Rambleta

-¿La intención con vuestro directo de Da Suisa es llevar al espectador al límite?
-Xavi Daura: "Es el espectador el que nos lleva al límite a nosotros".
-Esteban Navarro: "Son los que provocan todo. Nos sorprende las barbaridades que podemos a llegar a hacer en el escenario. O a decir".

-Es decir, que la autocensura...
-Xavi Daura: "La marcan ellos, pero, visto lo visto, no tienen".

-El humor se ha convertido con propuestas como la vuestra en algo terapéutico. ¿Es algo así como una forma de gritar contra a la corrección política?
-Xavi Daura: "Es totalmente así. Es liberador. Terapéutico es el término más adecuado. Da Suisa está funcionando porque nos demuestra que es posible ser un bárbaro en la vida. Que es posible liberarse desde lo más bruto, entre colegas, hacer el burro hasta límites insospechados". 

-¿Sin límites?
-Xavi Daura: "No hay pretensión de ofender o de pasarse de la ralla. Es la naturaleza. Es lo que surge y lo que nos complace en ese momento. Lo que surge si no pones límites y, a veces, son situaciones muy jodidas".

-¿Sin guión?
-Esteban Navarro: "El show se va formando espectáculo a espectáculo. Todo está super abierto. El público propone mucho, aunque haya números definidos".
-Xavi Daura: "El guión parte de algo así como una parodia de los Simpsons, de sus capítulos más famosos. Capítulos que nos sabemos de memoria porque somos más que fanáticos. Eso evoluciona a ideas muy raras, que en el caso de la webserie surgen durante el rodaje y en directo, sobre el escenario. Así que del guión podemos decir que sabemos cómo empieza, pero nunca cómo acaba".

-Y, con esa premisa, de repente, os habéis convertido en algo así como rockstars, de gira, compartiendo escenario con amigos y haciendo el espectáculo que os da la gana. 
-Esteban Navarro: "Es una gozada lo de hacer carretera con amigos de toda la vida, preparar los CD's para escuchar por el camino, comer en áreas de servicio, durmiendo en diferentes ciudades, que los chavales te escupan encima en los shows... joder, sí. Rockstars... pero rockstars no sé de que época.

-¿El humor es el nuevo rock?
-Xavi Daura: "Sí, sí. Totalmente. Es el nuevo rock. Supongo que tiene que ver con la crisis en el mundo del entretenimiento. Las industrias empezaron a recortar a lo bestia. También la televisión que dejó de tener ese halo de glamour, que dejó de estar bien pagada. A la vez surge el entretenimiento en internet que tiene toda la libertad del mundo y al que se acaban sumando. 

-¿Os sentís algo así como rockstars?
-Esteban Navarro: "Rockstars... sí. Es una gozada hacer carretera con tus amigos de toda la vida, preparar los CD's de música para el camino, comer en áreas de servicio, dormir en diferentes ciudades, que los chavales te escupan encima en el espectáculo... no sé en qué época le escupían a los rockstars, pero si era así, sí".

-¿Qué os viene a la cabeza al contrastar este momento dulce con los 11 años de navegación y clips en YouTube?
-Ernesto Navarro: "Pues que tenemos el culo pelado ya. Pero también nos sirve para poder repasar la cantidad de capas y registros que hemos abarcado hasta llegar a Da Suisa".

 -En esa década habéis atravesado todo tipo de límites. ¿En qué momento sois conscientes de que todas esas ideas que van en todas direcciones pueden ser una posibilidad de realizaros profesionalmente?
-Xavi Daura: "En el momento en el que te pagan por ello. Ese momento en el que te sientes 'un profesional' del asunto. Eso te guía, te marca".

 -En vuestro caso intuyo que fue un momento frágil, porque precisamente veníais de mantener una expresión totalmente descarrilada, muy difícil de 'patrocinar', muy difícil de 'comprar'. ¿Cómo fue ese proceso?
-Xavi Daura: "Exactamente. Fue jodido. En ese momento tienes que creértelo y, a la vez, cuidar lo que haces y saber por qué se han fijado en ti. Nosotros, igualmente, somos muy conscientes de que los trabajos en televisión o los espectáculos son finitos. Esto no son trabajos de por vida, así que cuanto más cuides los proyectos que haces, a largo plazo, te irá mejor".
-Esteban Navarro: "Yo creo que el momento de clic fue cuando nos cogieron para trabajar en Museo Cocnout. Eran nuestros primeros sueldos sin más explicación por esto que hacemos. Luego ya se va juntando con que puedes ir haciendo tus ideas y financiarte. De repente, puedes ir empalmando proyectos y vas creciendo hasta que encuentras algo como el directo, como lo de ahora, que hace que te vaya bien. Es un proceso muy lento y nunca tienes la sensación de haber culminado porque una noche va de puta madre y al día siguiente no tanto".

-¿Pero se puede decir que estáis en un momento dulce en Venga Monjas?
-Esteban Navarro: "Ahora mismo sí, porque los momentos de gira, como las rockstars, vas de subidón. Pero la rutina continúa en casa, con el canal, con los trabajos diarios... las giras siempre se acaban. Por desgracia".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email