X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 27 de abril y se habla de uch ceu diseño gestación genética embrión series netflix
GRUPO PLAZA

los vocales tendrán un mandato de tres años

39 entidades ciudadanas proponen candidatos para el nuevo Consejo de Participación

13/03/2017 - 

VALÈNCIA. El plazo ya ha finalizado. El pasado mes de diciembre, el Diari Oficial de la Generalitat Valenciana publicaba el decreto que daba luz verde al nuevo Consejo de Participación Ciudadana de la Comunitat Valenciana. Un órgano que amplía la transparencia del departamento que dirige Manuel Alcaraz.

Para que este órgano arranque, se han presentado 39 entidades ciudadanas de las tres provincias y también del ámbito nacional. La Asociación Aspa de Alicante, Centro Gallego de Castellón Aturuxo, Federación de Asociaciones de Familiares de Alzheimer de la Comunitat Valenciana, Colectivo Lambda, Cruz Roja, Cáritas, ONCE o Cavecova son algunas que han querido sumarse a la iniciativa. De hecho, todas ellas ya han hecho sus apuestas presentando diversas candidaturas.

No obstante la Conselleria de Transparencia todavía debe dirimir cuántas pasan a la fase eliminatoria. Es decir, las candidaturas debían presentarse de forma telemática, sin embargo, siete de ellas lo han hecho en papel, otra ha sido presentada fuera de término y una más ha renunciado a su candidatura respaldando los aspirantes propuestos por Cavecova, como es el caso de la Federación de Vecinos de la Dama de Elche. 

¿Y para que presentan candidatos?

El nuevo Consejo de Participación deberá encargarse de asesorar al Consell sobre las líneas generales, objetivos e iniciativas que desarrollen en materia de participación ciudadana; elaborar informes, propuestas y recomendaciones para la mejora de las políticas públicas de la Generalitat en materia de participación y fomento al asociacionismo; establecer cauces de colaboración con otros órganos de participación de la ciudadanía existentes en el Estado español y la Unión Europea; realizar proyectos normativos en materia de participación ciudadana o crear comisiones técnicas o grupos de trabajo cuando sea necesario. 

Así, con todo esto, al menos tres veces al año el Pleno del Consejo de Participación deberá reunirse para trabajar en todas estas materias, presentar iniciativas y aprobarlas. Un Pleno que formarán la Presidencia -persona titular de la Conselleria de Transparencia, Alcaraz-, Vicepresidencia -que corresponderá a la secretaría autonómica que ocupa Zulima Seguí-, una Secretaría que ocupará "un funcionario o funcionaria del centro directivo competente en materia de participación ciudadana con el nivel de jefatura de servicio" y que será nombrado por la Presidencia del Consejo, y finalmente los vocales. 

Precisamente, estas plazas son las que ocuparan las entidades ciudadanas. Mientras cada uno de los departamentos del Consell, con rango no inferior a director general, podrá presentar candidatura así como los propios órganos estatutarios, al menos otro número equivalente debe ser propuesto por distintas asociaciones como señala el decreto.

También tendrán la opción de presentar candidatos -un hombre y una mujer- la Conferencia de Rectores de las universidades públicas valencianas, la Federación Valenciana de Municipios y Provincias, cada una de las tres diputaciones provinciales de la Comunitat, el Comité Económico y Social, el Consell Valencià de Cultura, el Consejo Valenciano de Cooperación, el Consejo Escolar de la Comunitat Valenciana, el Consejo Juventud de la Comunitat, Consejo de Centros Valencianos en el Exterior también de la Comunitat, Consejo de Consumidores y Usuarios, Consell Valencià de la Dona, Consejo Asesor de Participación y Medioambiente, Consejo Valenciano de Personas Mayores, Consejo de Salud de la Comunitat. La Plataforma del Tercer Sector de la Comunitat Valenciana contará con un asiento en el órgano a propuesta de la propia entidad.

El mandato de las vocalías tendrá un plazo de tres años que podrá ser renovable por un período de la misma duración. Su permanencia, sin embargo, estará sujeta a condiciones, con el objetivo de que el ente creado no quede obsoleto. Así, se podrá cesar a alguno de los componentes por ausentarse hasta en tres ocasiones consecutivas e injustificadas a las sesiones de Pleno que celebren. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email