X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 26 de septiembre y se habla de ivo SANIDAD CÓMICS HOSPITAL GENERAL referéndum cataluña
GRUPO PLAZA

La fórmula: trabajo duro, un gran equipo y buen ambiente

Así consigue el valenciano Juan Carlos Mompó ser el juez más eficaz de España 

27/03/2016 - 

VALENCIA. El magistrado valenciano Juan Carlos Mompó es el juez más eficaz de España según el Consejo General del Poder Judicial. Su juzgado, el número 1 de Primera Instancia de Valencia, va tan al día que los señalamientos de los procedimientos se realizan a una media de un mes. Eso es algo impensable en otros juzgados que están señalando hasta a un año vista. De hecho, la celeridad no es mayor por los propios plazos que marca la ley.

Pero no sólo los señalamientos van muy rápidos, las sentencias salen casi de inmediato. Las normales tarda sólo 24 horas de media en ponerlas y las consideradas como de causa compleja, tres.

Al frente del juzgado está Mompó, pero a su lado hay un gran equipo formado por su secretario judicial, actualmente llamado letrado de la administración de justicia, Miguel Ángel Martínez, y nueve funcionarios. Todos juntos forman el equipo más rápido y eficaz de la Justicia española. Al entrar en el juzgado se ve el buen ambiente. Cada uno sabe en cada momento lo que ha de hacer y nunca duda en echar una mano a sus compañeros si lo necesitan. Algunos llevan más de 20 años juntos.

¿Cuál es su secreto? Según explica a Valencia Plaza el propio magistrado: “el equipo que hay lleva muchos años trabajando junto, hay mucha estabilidad y los que han venido nuevos son gente que lleva más de 20 años de carrera y, eso, influye en que tramitan más rápido. Se ayudan cuando lo necesitan, hacemos lo que nos toca y lo que no nos toca, yo cuando tengo que hacer fotocopias hago fotocopias y aquí la distribución de trabajo no es a rajatabla. Y cómo me organizo en el día a día también es muy importante. Me estudio previamente todos los asuntos antes, si los escritos los tiene que ver el secretario, él los mira y me da cuenta y así siempre sé lo que se está tramitando en el juzgado”.

En referencia a cuántas horas al día trabaja, Mompó sonríe y asegura que “si no trabajas en casa es imposible llevar el juzgado al día”. Explica que siempre, tanto él como Martínez, se llevan los procedimientos pendientes a casa para estar listos al día siguiente. Es decir, el segundo secreto del juzgado más eficaz no es otro que trabajo, trabajo, trabajo y más trabajo. Pero pese a ello insiste en que “se puede conciliar la vida laboral y profesional” y que para despejarse va al gimnasio todos los días una hora u hora y media.

Sobre los funcionarios, de los que se deshacen en halagos tanto el magistrado como el secretario, explican que tienen un pequeño secreto… “esta pequeña nevera y el microondas”. Miguel Ángel Martínez cuenta que “para llevar el ritmo de este juzgado no puedes obligar a la gente a estar de ocho a tres. Si alguien tiene que salir no pasa nada, porque luego se queda por la tarde. El pequeño microondas es la tabla de salvación de todos a la hora de comer”, cuenta mientras se ríe.

Cifras de vértigo

Ser los más rápido y eficaces no es nada fácil, más aun teniendo en cuenta las cifras de procedimientos que entran en los juzgados de Instancia de Valencia. En el caso del juzgado de primero Instancia número 1, el año pasado entraron la friolera de 2.398 asuntos, lo que supuso una media de 218 al mes durante los 11 meses hábiles que hay en Justicia.

En 2015 entraron a su juzgado 539 demandas por preferentes frente a las 93 del año anterior

Para Martínez uno de los datos que más llama la atención es la cantidad de demandas sobre preferentes que entraron en 2015 en el juzgado, ni más ni menos que 539, una cifra de vértigo más teniendo en cuenta que en 2014 el número total fue tan sólo de 93. Según la memoria del juzgado las demandas fueron estimadas casi en el 100% de los casos, lo que supuso un desembolso para Bankia y BFA de 10 millones de euros. En lo que llevamos de 2016 ya son más de 170 demandas de acciones las que acumula el juzgado.

Con las demandas de preferentes, Juan Carlos Mompó señala una media de diez juicios diarios los días que toca ese tipo de demandas. Según explica, los juicios son iguales, por tanto puedes poner muchos la misma mañana porque da tiempo a celebrarlos todos y así agilizas”.

Mompó recibió el pasado 14 de marzo de manos de Carlos Lesmes, presidente del Consejo general del Poder Judicial, el premio de Justicia Eficaz por el proyecto “Celeridad en la tramitación y resolución de procesos”. Con él, el juzgado ha explorado una forma de organización y un control de los tiempos de tramitación para asegurar que a pesar de la carga de trabajo, con una distribución a medida, se responde a los ciudadanos con celeridad en materias como demandas por acciones bancarias, preferentes y otros productos bancarios complejos.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email