X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

los sindicatos descartan despidos masivos

BMN aportará un centenar de oficinas en la Comunitat a la futurible fusión con Bankia

2/10/2016 - 

VALENCIA. El anuncio del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) de estar estudiando la fusión entre Bankia y Banco Mare Nostrum (BMN) ha sorprendido al mercado, dado que el país continúa con un gobierno provisional y, además, que según los acuerdos con Bruselas la entidad presidida por José Ignacio Goirigolzarri no puede adquirir entidad alguna hasta el próximo año. "Ciertamente es algo cuanto menos curioso porque mientras no haya un gobierno en firme no se puede firmar una operación de estas características por mucho que De Guindos quiera 'contentar' a sus socios europeos", apuntan desde una gestora de fondos de inversión.

Lo cierto es que la futurible fusión entre Bankia y BMN -o mejor dicho adquisición porque será la primera la que absorba a la segunda- posibilitará, caso de concretarse la operación, que la entidad domiciliada en Valencia añada 83 oficinas más a su ya vasta red comercial en la Comunitat. Actualmente, y según los datos recogidos por este diario, Bankia cuenta con 400 sucursales repartidas en algún punto de Valencia, Alicante y Castellón. "Está claro que hay un menor solapamiento que en otras fusiones bancarias pero aún así la posible fusión provocará inexorablemente el cierre de oficinas y la mayoría lógicamente vendrán del bando de BMN", añaden,

La entidad fruto de la unión de Caja Murcia, Caja Granada y la balear Sa Nostra aportará, además, unas magnitudes inferiores a las de Bankia, tal y como se aprecia en la tabla adjunta. De hecho Bankia cuadruplica actualmente el volumen de activos, créditos y depósitos y triplica el número de oficinas. Algo lógico, por otra parte, teniendo en cuenta que se trata de una entidad formada por siete extintas cajas como eran CajaMadrid, Bancaja, Caja de Canarias, Caja Rioja, Caja Ávila, Caixa Laietana y Caja Segovia. Y no hace falta recordar el 'poderío' de las dos primeras en Madrid y Valencia respectivamente.

A mediados de junio pasado, Goirigolzarri manifestaba en los cursos de verano de la UIMP que una eventual fusión con BMN tendría "sentido industrial" y desde un punto de vista de negocio, al considerar que ambos bancos son "complementarios" por su red de distribución. El presidente de Bankia recordaba que la Comisión Europea no permite al banco nacionalizado adquirir entidades hasta junio de 2017. Conviene recordar que las dos entidades han recibido en total 24.269 millones de euros en ayudas públicas, 22.424 millones para el grupo BFA-Bankia y 1.845 millones de euros para el presidido por Carlos Egea.


En caso de concretarse la fusión, el nuevo banco contaría con unos activos superiores a los 244.000 millones de euros, unos créditos bruto del orden de los 140.000 millones y unos depósitos en torno a los 131.000 millones de euros. Todo ello con una morosidad sobre el 10%. Pero todavía está por ver una fusión que debe contar con el beneplácito de Bruselas -y que todo apunta a que sí- y debidamente firmada por un ministro de Economía en firme y no en funciones.

Mientras tanto los sindicatos han descartado un "ajuste significativo" de ambas plantillas -actualmente son 13.449 en Bankia y 3.904 en BMN- y consideran la hipotética fusión la "menos lesiva" para el empleo ante la complementariedad de las redes de oficinas de ambas entidades, "casi sin solapamientos". Tanto desde CC OO como desde UGT explicaron antes de ayer a Europa Press que las redes de oficinas de Bankia y BMN sólo presentan duplicidades en Alicante y en los servicios centrales de ambos bancos.

En una comunicación interna a los empleados de ambas entidades, UGT valoró "positivamente" que se estudien propuestas para Bankia-BMN. "De los posibles escenarios, éste parece ser el menos perjudicial para el empleo", indica a los trabajadores, a quienes garantiza que "luchará" por conservar el nivel de empleo de ambas entidades.

En esta misma línea se manifestó el responsable del sector financiero de UGT, Sebastián Moreno, quien compartió que una eventual fusión no se traduciría en una reducción "importante" de plantilla. No obstante, se decantó a favor de que se mantengan en solitario, porque esta alternativa "garantiza más empleo".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email