X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

ppcv - elecciones 2019

Bonig quiere a un independiente joven y del área social como candidato a la Alcaldía de València

13/10/2017 - 

VALÈNCIA. La presidenta del PPCV, Isabel Bonig, tiene un plan para el Ayuntamiento de València. La capital es una de las plazas casi imprescindibles para lograr la remontada que la líder popular tiene como objetivo: un censo de en torno a 580.000 personas sitúa a la ciudad como la joya de la corona en la cita con las urnas. De hecho, prácticamente uno de cada seis electores de la Comunitat Valenciana ejerce su derecho en el Cap i Casal.

Sobre esto, conviene recordar que la formación de la gaviota sufrió un durísimo revés en esta demarcación en 2015, cuando pasó de los 198.202 votos en las locales y los 208.727 en las autonómicas de 2011 a un resultado casi idéntico en ambas votaciones que le dejó en 107.000 sufragios. Es decir, una caída de 91.000 y 101.000 papeletas respectivamente. 

Unos datos que tuvieron como consecuencia la pérdida de una decena de concejales (de 20 a 10) y, por tanto, de la mayoría absoluta que había ostentado Rita Barberá durante dos décadas. Este resultado, lógicamente, lastró notablemente las opciones de Alberto Fabra para continuar al frente de la Generalitat, teniendo que ceder el timón del Gobierno valenciano al socialista Ximo Puig, quien consiguió acceder al Palau tras cerrar el Pacto del Botánico con Compromís y Podemos.

Las cifras hablan por sí solas. Bonig y su equipo tienen claro que el retorno a la Generalitat pasa por recuperar al menos algunas de las grandes ciudades y, en especial, la capital del Turia, donde las posibilidades no parecen en absoluto remotas puesto que, pese a la debacle de 2015, los populares se quedaron a un solo concejal de, merced a un hipotético pacto con Ciudadanos, mantener la Alcaldía frente a las fuerzas de izquierdas. Para lograr este objetivo, según apuntan algunas fuentes del partido, la máxima responsable del PPCV viene estudiando distintos perfiles que puedan dar la batalla en el Cap i Casal.

Y al parecer, según apuntan dirigentes próximos a la presidenta, Bonig lo tiene claro. En esta línea, las citadas fuentes hablan de un independiente joven -menos de 40 años-, procedente del ámbito social y con experiencia en la dirección de equipos. Un perfil, aseguran, que no proviene ni de la docencia universitaria ni del entramado empresarial valenciano, pero que sí tendría un nivel de conocimiento medio-alto dentro de la sociedad civil.

Esteban González Pons, Mariano Rajoy e Isabel Bonig juntos en un acto en València. Foto: KIKE TABERNER

Con estos detalles, todo parece indicar que la opción que maneja la presidenta regional es tangible e, incluso, podría haber sido tanteada, dado que incluso las fuentes consultadas por este diario hablan de la posibilidad de que el elegido pudiera incorporarse al proyecto con un pequeño equipo de confianza para conseguir el objetivo de que el Ayuntamiento de València regresara a manos del PPCV. 

La opción de González Pons sigue latente

No obstante, en los últimos meses viene sonando con cierta intensidad la posibilidad de que el exconseller y ahora portavoz popular en el Parlamento Europeo, Esteban González Pons, pudiera regresar al Cap i Casal para pelear por la Alcaldía. En este sentido, no son pocos los dirigentes del partido que ven en el diputado un buen cabeza de cartel para afrontar el reto dado que le consideran un político hábil, con buena imagen y oratoria, y altamente conocido entre el electorado. No obstante, también esta opción tiene sus detractores internos, al estimar que el regreso de González Pons sería dar un paso atrás en la renovación y su concurso en la campaña podría resucitar los ataques de la izquierda respecto a los errores de pasados gobiernos del PPCV.

En cualquier caso, y aunque el exconseller en ningún momento ha mostrado públicamente su intención de aspirar a la Alcaldía, la decisión en última instancia de designar a los candidatos para las ciudades de más de 50.000 habitantes como es el caso de València, corresponde a la dirección nacional del partido. Ahora bien, las fuentes consultadas por este diario recalcan que Bonig trabaja -y al parecer con avances notables- en una alternativa o, al menos, en un 'plan B' por si Génova no se plantea imponer a González Pons o a algún otro dirigente.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email