X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

los socialistas valencianos deben en torno a nueve millones de euros

El PSPV se plantea vender la sede de Blanquerías ante la deuda irresoluble

17/11/2016 - 

VALENCIA. Las deudas aprietan. La dirección de los socialistas valencianos empieza a sentir el peso de anteriores etapas en una cuentas que se encuentran especialmente maltrechas desde 2012: el mandato de Jorge Alarte, con una campaña electoral imponente y unos gastos inmobiliarios y de personal inasumibles, dejaron las arcas del PSPV en números rojos. Una situación que heredó el actual secretario general de los socialistas valencianos, Ximo Puig, tras llegar al cargo.

Así, la situación que encontró la nueva Ejecutiva tras imponerse en el congreso nacional celebrado en Alicante cuatro años atrás era crítica: pagarés por abonar por valor de un millón euros, más de tres millones pendientes de pago a proveedores y algo más de seis millones en deuda financiera. En total, más de nueve millones de euros a los que hacer frente tras una dura derrota electoral y un inicio de adelgazamiento de la militancia.

No fue la única sorpresa hallada por los nuevos inquilinos de la cuarta planta de la sede instalada en la calle Blanquerías. La reforma realizada en el local habilitado al otro lado del cauce del Río Turia para la dirección provincial arrojaba un coste de 185.000 euros, una cantidad nada desdeñable para un local en alquiler que incluía hilo musical y otros accesorios de alta calidad. Una sede que se cerró de inmediato pero cuyas alteraciones siguen abonándose a día de hoy desde el PSPV.

Ante esta situación, la actual dirección de los socialistas valencianos estudia varias fórmulas para evitar la asfixia del PSPV. Una de ellas, tal y como confirmaron a este diario fuentes de la cúpula del partido, es poner a la venta la sede de la calle Blanquerías, un edificio de cuatro plantas (a la que hay que sumar la planta baja) que incluye además 30 plazas de garaje en pleno centro de Valencia, justo al lado de las Torres de Serranos.

Cabe recordar que el PSPV, según admitieron fuentes socialistas, ha tenido que abordar en los cuatro últimos años dos EREs en los que ha dado salida a decenas de trabajadores ante las dificultades de pagar sus nóminas. Una circunstancia que también se ha trasladado a la acción política. De hecho, fuentes del grupo socialista en Les Corts aseguran que se han restringido las contrataciones de asesores en este ámbito debido a que el partido ha tratado de ahorrar lo máximo posible para enjugar la deuda existente.

Fachada de la sede del PSPV-PSOE en la calle Blanquerías de Valencia. GOOGLE VIEWS

No obstante, las fuentes consultadas aseguran que el planteamiento de venta de la sede de Blanquerías, actualmente rehipotecada, sería coherente dado que en la actualidad existe un desaprovechamiento del espacio puesto que buena parte del personal directivo anterior se encuentra ahora trabajando en Presidencia o en otras consellerias.

En este sentido, el PPCV anunció recientemente su cambio de sede de la calle Quart a otra más reducida en las inmediaciones de la Puerta del Mar y Compromís desempeña sus funciones en un bajo -amplio eso sí- en la plaza del Pilar. Unas instalaciones que parecen adecuarse a las funciones y personal que ambas formaciones tienen contratadas en sus respectivas sedes.


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email