X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 26 de mayo y se habla de FALLAS urbanismo AYUNTAMIENTO DE VALENCIA CVMC
GRUPO PLAZA

cambios en agricultura y medio ambiente

La consellera Cebrián empieza a volar sola ante la desconfianza de Verds-Equo

19/01/2017 - 

VALENCIA. La consellera de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural, Elena Cebrián, abordó este miércoles una serie de cambios en su equipo más próximo del departamento que apuntan al deseo de la responsable autonómica de remarcar su independencia respecto a Verds-Equo, la formación que impulsó su nombramiento y que, ahora, ve cómo dos de sus militantes son relevados sin que los sustitutos vengan apadrinados por el partido que, recordemos, es junto a Bloc e Iniciativa una de las patas de Compromís.

Así, el Diario Oficial de la Comunitat Valenciana (DOCV) publicó este miércoles los ceses del jefe de Gabinete de la conselleria, Fernando Rodrigo, y del asesor de Asuntos Parlamentarios, Rubén Tello, ambos cercanos al secretario autonómico y portavoz de Verds-Equo, Julià Álvaro. En su lugar, también se publicaron ayer los nombramientos de Marina Aparicio y de Eloísa Sarrió para estos respectivos puestos.

Unos cambios que fuentes oficiales de la conselleria calificaron de meramente "organizativos" con el objetivo de "mejorar dinámicas de trabajo" y también la "coordinación con Compromís". "En cualquier caso, hay continuidad en las líneas de trabajo de la conselleria, que además se refuerzan conforme a lo aprobado en la ampliación del Acord del Botànic", subrayaron desde el citado departamento.

Cabe recordar que Cebrián, que es independiente, llegó al Gobierno valenciano por una oferta de Verds-Equo para ocupar una puesto de directora general. No obstante, la necesidad de paridad entre consellers -con cambios de última hora- impidieron que Julià Álvaro alcanzara la máxima responsabilidad autonómica, proponiéndose entonces como solución que Cebrián fuera consellera. Así, tomó el mando asumiendo el equipo que había diseñado el ahora secretario autonómico.

Tal y como se suele decir, es normal que un conseller quiera diseñar su propio equipo y contar con personas de su confianza y así se ha justificado el movimiento. Ahora bien, no pasa desapercibido que ninguna de las dos personas designadas provenga de una relación laboral anterior de la Cebrián ni tampoco hayan sido propuestos por Verds-Equo. 

Así, Marina Aparicio (Enguera, 1986) es licenciada en Ciencias Políticas y de la Administración por la Universidad Pompeu Fabra y máster en Análisis y Evaluación de Políticas Públicas y Sociales en el Instituto de Educación Continua de la misma universidad. También ha colaborado en la ACV Tirant lo Blanc y en la Fundació Nexe, además de en la edición digital valenciana de La Vanguardia y ser militante de Compromís, aunque no adherida a ninguna de las tres formaciones mencionadas.

Por su parte, Eloísa Sarrió es licenciada en Derecho por la Universidad Cardenal Herrera-CEU) y en Criminología por la Universidad de Alicante. Máster en el ejercicio de la Abogacía por Fundesem Business School, ha trabajado siempre en campos relacionados con el Derecho, tanto en el sector privado como en la Administración Pública autonómica y estatal, en el tercer sector social y por cuenta propia. Es miembro de la Comisión Permanente de la Plataforma Feminista de Alicante y ha colaborado activamente como activista LGTB y animalista. Formó parte de la candidatura de Compromís por Alicante (número ocho) a Les Corts y es miembro de Iniciativa.

Por tanto, la maniobra de Cebrián parece combinar el deseo de formar su propio equipo pero poniendo cierta distancia con Verds-Equo (o al menos sobre cierto sector de esta formación) y abriendo la puerta a otras sensibilidades de la coalición en la conselleria. Cabe recordar que en los últimos tiempos, la postura de Julià Álvaro en el sistema de depósito, devolución y retorno (SDDR) de envases ha elevado la tensión dentro del Gobierno valenciano, un asunto sobre el que se echó tierra en la renovación del Pacto del Botánico firmada recientemente.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email