X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

debate en les corts tras el desmarque de ciudadanos

Sorpresa, estupor e intentos de negociación del Botànic con Cs respecto al listón electoral

21/02/2018 - 

VALÈNCIA. La rueda de prensa posterior a la Junta de Síndics de este martes provocó cierta sorpresa cuando no malestar y estupor entre las fuerzas del Botànic, PSPV, Compromís y Podemos. El motivo: la postura de Ciudadanos de enviar a la próxima legislatura una reforma amplia de la Ley Electoral Valenciana (LEV) para "no limitarse a rebajar la barrera electoral del 5% al 3%" sino "contemplar otros aspectos como la circunscripción única para que no sea un mero parche para contentar a unos pocos", según explicó la portavoz de Cs, Mari Carmen Sánchez.

La noticia ya había sido avanzada por Valencia Plaza horas antes. La incredulidad de los distintos grupos parlamentarios de izquierdas era patente hasta que la síndica de la formación naranja acompañada por el portavoz adjunto, Juan Córdoba, expuso la posición del partido ante los medios de comunicación, la cual impide a las fuerzas del Botànic alcanzar la mayoría de 66 diputados necesaria para la reforma de la LEV.

Las condiciones que exige Cs para alcanzar la rebaja del listón electoral obligan a una reforma estatutaria cuya plasmación antes de 2019 se antoja imposible. Más aún cuando la anterior modificación de la carta magna valenciana todavía está pendiente de aprobación en el Congreso de los Diputados después de 45 aplazamientos. 

Sánchez defendió que su partido, tal y como reflejaron en su programa electoral, está "a favor de la bajada de la barrera electoral" pero consideró que las fuerzas del Botànic pretenden "legislar con las encuestas en la mano" a "un año de las elecciones". "Quiero una reforma electoral bien hecha, de calidad, no hay que dejar de ser ambiciosos. Que tarde lo que tenga que tardar, pero vamos hacerlo bien", aseguró la diputada. 

Por su parte, el portavoz de Compromís, Fran Ferri, mostró su "sorpresa" por estas afirmaciones y defendió que en la propuesta elaborada por su grupo se recogen "peticiones expresas" realizadas por Ciudadanos. "¿De verdad piensan que podemos reformar el Estatuto en lo que queda de legislatura?", se preguntó el síndic, quien se mostró además dispuesto a avanzar en la circunscripción única por vía de urgencia y lectura única. "¿Me la firmarían?", inquirió Ferri, para opinar que Ciudadanos había recibido "una llamada desde Madrid" con la orden de buscar "una excusa" para "situarse al lado del PP".

También fue crítico el síndic de Podemos, Antonio Estañ, quien devolvió la pelota a Ciudadanos acusándoles, precisamente a ellos, de ser los que trataban de "legislar con encuestas en la mano". "Es un mensaje tramposo porque piden algo que no se puede cumplir esta legislatura", sentenció, para mostrar su decepción ante lo que creía un "acuerdo básico" que "solo se saltaba el PP".

El PSPV trata de maniobrar para sacar adelante al menos la rebaja del listón

También fue crítico con la posición de Cs el portavoz socialista en Les Corts, Manolo Mata, si bien fuentes del grupo parlamentario aseguraron que todavía mantenían abierta una vía de negociación con la formación naranja.

Así, Mata manifestó que le "decepcionaría mucho" que Ciudadanos "se echara atrás" y recordó que la rebaja del listón "está en el programa electoral" del partido de Albert Rivera. "Es un grupo complicado, cambia de opinión", subrayó, aunque mostró su confianza en "arreglar" esta situación.

En esta línea, fuentes parlamentarias del PSPV apuntaron a que las negociaciones con Cs seguían "abiertas" para sacar adelante al menos la bajada de la barrera al 3% y otras cuestiones como la incompatibilidad entre concejales y diputados.

En cuanto al posible 'plan B' que deslizó en su día el presidente de Les Corts, Enric Morera, para rebajar el listón consistente en derogar la LEV para que se aplicara la norma estatal -que sí ofrece el 3%-, el propio Mata no lo consideró "factible". "Es un camino harto discutible, no podemos improvisar", concluyó.

El PP, en su salsa

Por otro lado, el PPCV que lidera Isabel Bonig tomó una bocanada de oxígeno con el cambio de rumbo de Ciudadanos. Así la propia lider de la formación popular recordó que en su día plantearon otra reforma, pasando de 99 a 89 diputados con una circunscripción única y un tercio de los parlamentarios elegidos de manera directa, que no fue aceptada.

Además, Bonig indicó que este debate no es "una prioridad" para los ciudadanos: "Son cortinas de humo del Gobierno del Titanic para mantener sus privilegios y mantenerse en el poder", sentenció.

"El PP está dispuesto a hablar de todo, pero que se cuente con el PP, que no se ha contado", comentó Bonig, quien explicó que su partido no está a favor de la rebaja de la barrera electoral y lo ha dicho "desde el principio".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email