GRUPO PLAZA

AL OTRO LADO DE LA COLINA / OPINIÓN

2021, otro paso atrás de Occidente

Foto: Kirsty O'connor/PA Wire/dpa

Justo cuando termina el año se debe hacer un poco de vista atrás para ver los hechos más relevantes acaecidos y sobre todo los desafíos a los que responder

1/01/2022 - 

Este año 2021 se esperaba como el año del inicio del contraataque ante la pandemia, y aunque en parte ha sido así, lo que sí que ha sido seguro es que nuestra civilización, la occidental por supuesto, ya saben “yo soy yo y mis circunstancias” que diría José Ortega y Gasset, ha dado un nuevo paso atrás, aunque se rememoramos a Oswald Spengler en su “Decadencia de Occidente” lleva ya un siglo en este proceso, y que gracias al principio enunciado por Arnold Toynbee de “Challenge and Response” (desafío y respuesta) la civilización occidental hemos seguido liderando el mundo.

Por eso es el momento de recapitular el año, y en primer lugar tengo que disculparme, porque seguro que me dejaré muchas muchas cuestiones y temas, pero la limitación de espacio y tiempo de estas líneas (esta es la primera parte del artículo) no da para recogerlos todos. También agradecer a todos ustedes la lectura semana tras semana de estos artículos, este es un detalle muy muy importante, sin lectores no hay articulistas.

Antes de empezar a hablar de las noticias más relevantes para mi, y para dejarles un poco en suspense sólo las citaré, dejándolas para el final del articulo, dos -no noticias-, pues no han aparecido en los resúmenes del año (algo sorprendente) pero que rememorando a aquel poeta maldito francés del siglo XIX Charles Baudelaire que parece dijo aquello de “el mayor engaño del diablo es hacernos creer que no existe”, sorprende ver como no aparece el infinito desafío a lo que supone la civilización Occidental, ya saben Grecia, Roma y Cristiandad, al Estado de Derecho Democrático y del Bienestar, la expansión de la República Popular China, la mayor dictadura del mundo para más señas y por si alguien lo olvida; así como la otra no noticia del año, la no celebración del 30 Aniversario del fin de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, URSS, acaecida en diciembre de 1991, y que el presidente ruso Vladimir Putin lo declaro en abril del 2005 como “la catástrofe geopolítica más grande del siglo XX” en un mensaje a la nación de forma directa, y que debió de servir de forma indirecta de aviso a nuestros lideres occidentales, de por donde iban a venir los tiros, y la nuevas amenazas a Europa (era evidente que por el Este).

Vladimir Putin.

Uno de los protagonistas, y que lo seguirá siendo, es el evidente cambio climático a peor, pues ha seguido mostrando sus devastadores efectos, aunque continuamos con la distracción de esos parlanchines que viven de ello, y que usan a una niña, ya joven y siempre enfadada (diagnosticada de mutismo selectivo, trastorno obsesivo-compulsivo y síndrome de Asperger, que ella cree que es un súper poder, Wiki dixit ), y que por la Tercera Ley de Isaac Newton, de acción y reacción, crean otro grupo de resistentes a la “Justicia Climática” (como lo denomina la ONU) parlanchines estos con un gran síndrome de la avestruz en términos zoológicos o síndrome de Javier Clemente de “patadón y para adelante” en ámbitos futbolísticos. Esos graves eventos climatológicos adversos iniciaron el año con la borrasca Filomena, para después a mitad de año producir unas severas inundaciones que arrasaron el centro de Europa, sobre todo Alemania, y que para finalizar el año, éste ha terminado con una muestra de lo indómita que es la naturaleza con el volcán de la Palma. En un problema como el climático que ya los propios científicos creen prácticamente inevitable este cambio a peor, y que muy pocos hablan de cómo gestionar esa crisis, para cuando llegado los días en que el clima se vuelva cada vez más adverso para la subsistencia de la humanidad, que podemos hacer. Y como en cualquier otra crisis, los países pobres tienen las de perder y los países ricos y más desarrollados tecnológicamente tienen las de ganar, pues según las estimaciones del propio Banco Mundial realizadas este año “Si no se controla, el cambio climático puede empujar hasta 132 millones de personas a la pobreza extrema para 2030”.

El miedo y las vacunas también han sido protagonistas del 2021, segundo año oficial de la pandemia. Las vacunas contra la Covid-19 han llegado como ese salvavidas milagrero creado por la ciencia, y que consecuencia de la mala política y gestión de la comunicación en crisis han provocado en innumerables personas (sobre todo en los países mas avanzados) muchas reticencias, fíjense las manifestaciones en Francia, Alemania o Países Bajos; en España, en cambio, hemos sido modelo de disciplina y responsabilidad para el resto de europeos, pero claro 40 años de Francisco Franco dan para mucho. Por su parte el miedo, buscado, inducido o espontáneo, sigue creciendo, y se ha visto perfectamente reflejado ahora en Navidad con la variante Ómicron, pues desde su origen en Sudáfrica se dijo que era más contagioso que otras variantes pero mucho menos letal, pero la alarma y el estrés que generan miedo han aumentado; ya saben, lo dicen los neurólogos y psiquiatras, cuando se activa el miedo (amígdala cerebral) se desactiva la razón (corteza pre frontal), y esto lo saben de forma intuitiva los sátrapas y tiranos desde tiempos inmemoriales, y es por eso que en las épocas de miedo es cuando las corrientes y países totalitarios hacen caja y ganan adeptos, y los antaño libertadores y demócratas puede adoptar medidas autoritarias y restrictivas de derechos y libertades, pues se ven tentados por ese lado oscuro de la política.

Otro tristemente protagonista del año fue el arma Migratoria, si así es, muy triste pero el uso de personas desesperadas en búsqueda de una mejor vida se ha transformado en un instrumento de agresión, en esas Zonas Grises (teñidas de rojo por la sangre de inocentes) dentro de los Conflictos Híbridos muy del gusto a ser usadas por parte de autócratas y totalitarios, para los cuales la vida de esas personas que emigran no vale nada. Este instrumento de la geopolítica lo hemos visto en las fronteras de la Unión Europea, tanto por el sur, caso del mega asalto de Ceuta o de las pateras atravesando la fosa común en la que se transforma el Mediterraneo occidental o desembarcando en las Islas Canarias, y también en el Este en la frontera de Polonia con Bielorrusia donde se encuentra el último gran dictador europeo Aleksandr Lukashenko, que incluso fuerza el desvío de un avión (algunos hablan de acto de Piratería aérea ) para detener a un disidente Román Protasevich, siguiendo el ejemplo de su gran valedor Vladimir Putin que en enero detuvo a su oponente político Alexéi Navalni.

Joe Biden. Foto: POLARIS/CONTACTO

Y claro está hablando de Putin hay que hablar de la gran Madre Rusia, como denominan a la madre patria por aquellos lares, pues el país euroasiático sigue recuperando protagonismo global y sobre todo influencia regional, gracias a su audaz (con uso del instrumento castrense sin ningún  tipo de complejo si no todo lo contrario), bien diseñada ( casi heredera de la soviética) y liderada (20 años de continuidad en el timón del pais) estrategia, a su potente complejo militar-industrial, como diría Dwight "Ike" Eisenhower, general de cinco estrellas y presidente de los USA, ser el pais más extenso el planeta también ayuda mucho, y a la posesión de unos recursos energéticos como son los hidrocarburos tan necesarios aún a pesar de esa cara economia verde que no termina por dominar el escenario energético mundial; a pesar de que otros elementos del país no son espectaculares como la economia, es el décimo primer pais en cuanto su PIB o el noveno en cuanto a población e incluso alguno es tan débil o negativo como la natalidad (- 4,75%), y el antiguo Coronel de la KGB Vladimir Putin tiene clara su misión, curar las heridas de Rusia originadas como consecuencia de la implosión de la URSS, y un ejemplo muy claro es el pulso en las fronteras de los pases Bálticos, Polonia y en el interior de Ucrania.

Respecto a los Estados Unidos, el otro contrincante de la URSS en la guerra fría del siglo XX, inició el año con el asalto al Capitolio, sede de la soberanía nacional, resultado de una campaña sectaria y sumamente irracional, que pone al país líder del mundo libre en una posición claramente de crisis retrospectiva socavando la República creada por los Padres Fundadores. La debilidad de USA con un anciano presidente como Joe Biden al frente está volviendo al mundo mucho más peligroso y menos democrático que antes, una prueba o síntoma es el atropellado desenlace de Afganistan, donde nada ocurrió como estaba previsto ni por la inteligencia ni por los analistas norteamericanos, y donde la población civil, sobre todo las mujeres, está sufriendo la vuelta de los Talibanes al poder y su terror, a pesar de lo que digan, e intenten blanquear algunos medios y líderes internacionales, al igual que ocurre aquí en nuestra piel de toro con nuestros terroristas domésticos. CONTINUARÁ

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email