GRUPO PLAZA

empresas desde el interior | 'ESENCIAS DE ELS PORTS' GESTIONA 110 HECTÁREAS y es también un atractivo turístico

Cinctorres reinventa la agricultura en Els Ports con el cultivo de hierbas aromáticas como alternativa

13/06/2021 - 

CASTELLÓ. Cuando era casi un adolescente Albert Guardiola vivió desde dentro la creación de la cooperativa Cinctorres Aromàtiques, una iniciativa que a principios de los años 2000 pretendía desarrollar el cultivo de hierbas aromáticas en la zona de Els Ports como una alternativa a la producción agrícola de la comarca, en la que predominaba el cereal. Y es que su padre, Daniel, fue uno de los fundadores de este colectivo y Albert, como buen amante de la agricultura y del estilo de vida de las zonas de montaña, siempre le acompañaba para ayudar en lo que hiciera falta. Eran cinco socios y la proyección de la firma les sirvió para tener una destilería propia y poder elaborar aceites esenciales.

Se puede decir que la cooperativa fue el embrión de Esencias de Els Ports, un proyecto que puso en marcha Albert, conjuntamente con Jaime, su socio, en 2016, y que adquirió las propiedades de la cooperativa, también la destilería, para darle un impulso al negocio. “En la actualidad ya gestionamos 110 hectáreas de cultivo en diferentes zonas de la comarca pero queremos llegar a 150”, explica el gerente de la empresa. El espliego, la lavanda y el 'lavandín' -esta última es un híbrido más resistente y con mayores rendimientos- son las tres plantas mayoritarias en los terrenos que gestionan los dos jóvenes agricultores. El hecho de apostar por el negocio de los aceites esenciales, aparte de ser una de las industrias con más proyección y crecimiento en los últimos años, “es por tratarse de una actividad que no es competencia para nadie, en una zona con tradición ganadera, y siempre aporta alguna cosa más a la comarca”, señala Albert, como puede ser empleo y atractivo turístico.

El responsable de Esencias de Els Ports recuerda que es un trabajo que no es novedad en la zona, ya que, por sorprendente que pueda parecer, este tipo de oficios estaban consolidados en la comarca a mediados del siglo XX, “donde había incluso calderas para realizar la destilación de forma comunal y se vendían los aceites a personas venidas desde otras zonas, sobre todo Cataluña”. Ahora, Albert pretende darle una dimensión más profesional y de futuro a este negocio el cual permite que varias familias tengan fijada la residencia en la zona. “Ahora son diversas personas a lo largo del año las que trabajan para Esencias de Els Ports, tanto de manera fija como temporal para limpieza de campos o plantar nuevas especies de hierbas aromáticas”, explica.

De cada hectárea cultivada se calcula que se producen unos 40 o 70 kilos de aceite esencial, depende de la cosecha, que se destinan tanto a productos de cosmética como perfumería, aromaterapia o higiene del hogar, que tienen como base esta materia prima que posee propiedades antimicrobianas, antifúngicas y antioxidantes. En el caso de Esencias de Els Ports venden tanto a mayoristas como minoristas y tienen sus principales clientes en España, aunque también venden bastante a compañías de la Unión Europea. El trabajo y la dedicación de la firma de Els Ports les ha colocado como empresa referente en las comarcas de Castelló y también en la Comunitat Valenciana, en un mercado que parece que crecerá en los próximos ejercicios.

Visitas guiadas a los campos y a la destilería

Pero Albert y Jaime quieren ir más allá y apuestan por las hierbas aromáticas como atractivo turístico en temporada de verano, “que es cuando los campos lucen en todo su esplendor”, explican. Por ello, durante la época estival, en colaboración con guías turísticos que aporta la empresa Viu Els Ports, organizan visitas guiadas a los campos en el que sobresale el color lila de la lavanda y el espliego, para que las personas interesadas conozcan en primera persona todo lo relacionado con este tipo de cultivos durante la temporada de recogida, pero también otros datos sobre historia, tradiciones y patrimonio de la comarca. Albert explica que hay dos tipos de visitas, las de media jornada, unas cuatro horas, en las que se visitan tanto parte de las plantaciones como la destilería, o una más reducida en las instalaciones donde se realiza el proceso de destilación mediante el método de arrastre por vapor, “que en estos momentos tenemos en obras para mejorar los servicios”, concluye.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email