Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

Los españoles siguen creyendo que alcohol y drogas son principales causas de los accidentes de tráfico

12/06/2020 - 

MADRID (EP). La mayoría de conductores españoles sigue creyendo que el alcohol y las drogas son las principales causas de los accidentes de tráfico, según una encuesta realizada por la Fundación Española para la Seguridad Vial (FESVIAL) para el Barómetro Fesvial de Seguridad Vial y Movilidad, realizada a 600 españoles.

Según el estudio, el consumo de drogas se posicionó como la principal causa, al ser mencionada por un 50,6% de los encuestados, mientras que en segundo lugar se situó el consumo de alcohol, principal motivo de siniestros en carretera para el 48,9% de los españoles.

Sin embargo, desde 2016 el alcohol y las drogas han sido relevadas como principales causas de los siniestros viales, siendo sustituidas por las distracciones y por la velocidad. Según el balance de siniestralidad de la Dirección General de Tráfico (DGT) correspondiente a 2018, las distracciones estuvieron presentes en el 32% del total de accidentes, y la velocidad fue factor principal del siniestro en el 22% del total. Los accidentes producidos por alcohol y drogas, según los datos oficiales, suponen el 21%.

Por otro lado, el estudio ha preguntado a los encuestados cuántos fallecidos y heridos graves creen que se producen al año. Es aquí donde "se detecta una percepción errónea acerca del problema de la siniestralidad vial, que alcanza niveles preocupantes", expone la fundación.

Y es que, el 76,6% de los encuestados cree que la cifra de fallecidos por accidente de tráfico es menor que la cifra real. De ellos el 37,8% piensa que el número de víctimas mortales en siniestros viales no supera el millar al año. Solo un 7,2% se aproximó a las cifras reales, señalando que se producen entre 1.751 y 2.000 muertos. Pero por el contrario, un 47,09% de los encuestados cree que hay más heridos graves de los que se producen en realidad.

Según el último balance consolidado de siniestralidad vial, facilitado por la DGT, correspondiente a 2018, en ese año se registraron 1.806 fallecidos y 8.935 heridos graves que requirieron hospitalización.

 "De estos datos se desprende que existe una baja percepción y conocimiento de la realidad de fallecidos y heridos graves producidos por los accidentes de tráfico, un importante problema global cuyas cifras siguen siendo desconocidas para la sociedad", lamenta la fundación.

Nuevas medidas de tráfico

Dentro de la propuesta realizada hace unos meses por la DGT de introducir nuevas medidas, la más valorada por los conductores es la obligatoriedad del uso del casco para usuarios de patinetes eléctricos, con un grado medio de aceptación del 4,18, siendo 1 'totalmente en desacuerdo con la medida' y 5 'totalmente de acuerdo con la medida'. El 76,4% acepta la obligatoriedad de usar casco en Vehículos de Movilidad Personal (VMP).

Asimismo, los encuestados se mostraron a favor de incrementar la pérdida de puntos por usar el teléfono móvil al volante (4,09 de valor medio de aceptación), así como de prohibir fumar mientras se conduce (4,03) y de la obligatoriedad en el uso de guantes en los motoristas (3,98).

Además, es bien recibida la polémica propuesta de la DGT de obligar a los futuros conductores a asistir a 8 horas de formación presencial sobre sensibilización y concienciación vial para obtener así el permiso de conducir, al recibir un 3,79 de aceptación media. Si bien, esta medida ha sido finalmente retirada del proyecto normativo de Tráfico.

No obstante, las medidas relacionadas con la velocidad no son tan bien recibidas, según los resultados del Barómetro de FESVIAL, cuando la velocidad es la segunda causa más importante de siniestralidad vial. Así, la limitación en las ciudades a 30km/h no ha generado una aceptación generalizada entre los encuestados, puesto que a pesar de que el 51,9% la apoyan, hay un 21,6% de conductores que la rechazan y el 26,5% se muestra indiferente. Esta propuesta tuvo una aceptación media del 3,49.

Otras medidas que no son tan bien aceptadas son: restar dos puntos a quien rebase en 20 km/h la velocidad permitida en carreteras convencionales (medida no aplicable ni a autovías ni a autopistas), con una aceptación del 3,41; e instalar más radares para el control de la velocidad, con un 3,39.

 

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email