Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

regulación de actividades en la zona volvo

Urbanismo justifica el cierre de Marmarela pero autorizará todo el Village si cumple las normas

16/09/2017 - 

ALICANTE. Decisión justificada y solución para todo el conjunto. La Concejalía de Urbanismo ha confirmado este sábado la orden de cierre decretada para la sala de fiestas Marmarela, situada en el dique de Levante del Puerto de Alicante, y ha ratificado que carecía de licencia de actividad en vigor. Pero, además, ha anunciado que ya se trabaja en una salida para regularizar todas las actividades relacionadas con el Race Village de la Volvo Ocean Race, mediante la tramitación de una licencia única a todo el espacio de actividades Volvo, incluyendo el recinto de ocio ahora clausurado, con el que la Sociedad Proyectos Temáticos (SPTCV) había concertado un acuerdo de prestación de servicios durante la celebración de la regata.

A través de un comunicado, el departamento que dirige Miguel Ángel Pavón (Guanyar), detalla que la sala Marmarela, situada entre los muelles 12 y 14 del Puerto de Alicante, disponía desde 2014 de una licencia de apertura concedida por el Ayuntamiento y sujeta a autorización portuaria para poder utilizar 2.756 metros cuadrados de suelo de dominio público portuario. Se trata, según remarca Urbanismo, de una "autorización concedida por José Joaquín Ripoll, entonces presidente de la Autoridad Portuaria de Alicante". 

Y prosigue con el relato de los hechos que han propiciado el decreto de cierre al detallar que, a raíz de un escrito remitido por el Ayuntamiento el 11 de julio a la Autoridad Portuaria para conocer si Puerta del Mar y Ocio SL (la empresa explotadora del recinto Marmarela) continuaba teniendo autorización para poder mantener abierto el complejo de ocio, "la Autoridad Portuaria trasladó al Ayuntamiento, en un escrito que tuvo entrada en el registro municipal el 21 de julio, que el plazo de la autorización portuaria finalizó el 25 de abril de este año, lo que comportaba de forma automática que la licencia municipal de 2014 perdía su vigencia".

Según el comunicado, a partir de ese momento el Servicio de Disciplina Urbanística y Ambiental del Ayuntamiento de Alicante actuó en consecuencia, comprobando que la actividad seguía desarrollándose pese a no contar con autorización portuaria y, por tanto, sin licencia municipal, levantándose el 15 de agosto, por parte de la Unidad de Disciplina Urbanística de la Policía Local, el acta correspondiente y decretándose finalmente el pasado 12 de septiembre, "la suspensión de una actividad abierta al público que congrega a miles de personas por la noche sin que se hayan efectuado las revisiones técnicas pertinentes de control, a las que cualquier establecimiento de este tipo está obligado". 

En esta línea, el vicealcalde y concejal de Urbanismo, Miguel Ángel Pavón, señala que "este equipo de gobierno ha actuado siempre desde el más escrupuloso cumplimiento de la legalidad aplicable, al igual que se hace con el resto de locales de ocio de Alicante: si su actividad no cuenta con la imprescindible licencia municipal - en este caso sujeta a una autorización portuaria inexistente -, ha de suspenderse hasta que obtenga licencia. Si ocurriera cualquier percance con efectos sobre la vida o la integridad de las miles de personas que se congregan en el recinto de ocio, de inmediato se iba a constatar que la actividad no disponía de licencia y el último responsable iba a ser el Ayuntamiento y yo mismo como concejal de Urbanismo". 

En lo que respecta a las actividades que este recinto portuario albergará durante los actos de la Volvo Ocean Race (VOR) en octubre, desde la Concejalía de Urbanismo se informó este viernes a los representantes de Sociedad Proyectos Temáticos de la Comunitat Valenciana (SPTCV) que "no habrá ningún inconveniente siempre y cuando se cumplan las condiciones que ya se trasladaron en una reunión mantenida en el Ayuntamiento". "Urbanismo concederá una licencia única a todo el espacio de actividades Volvo, incluyendo el recinto de ocio que hasta ahora ha explotado la mercantil Puerta del Mar y Ocio SL siempre que se cumplan las condiciones establecidas por los técnicos municipales, que han sido ya asumidas por la SPTCV", prosigue la nota pública. 

"Entendemos – añade el vicealcalde –  que la discoteca Marmarela, como tal, no se encuentra dentro de las actividades de la VOR puesto que se trata de una explotación privada cuya licencia no puede ir al margen de la licencia que se conceda a la SPTCV". "Insisto en que siempre se ha procedido desde el más escrupuloso respeto a la legalidad y que se seguirá procediendo del mismo modo para que las actividades previstas durante la VOR puedan desarrollarse con todas las garantías exigibles", concluye el concejal de Urbanismo, Miguel Ángel Pavón.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email