X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

ENTREVISTA AL Exvicealcalde de Valencia

Alfonso Grau: “Si alguien del PP dice que me llevé el dinero de una caja B, está reconociendo que había una caja B"

6/02/2016 - 

VALENCIA. Alfonso Grau Alonso nació en Callosa d’en Sarrià en 1941. Durante 19 años ha sido la mano derecha de la exalcaldesa de Valencia Rita Barberà, hasta que su imputación en el caso Noos le llevó a dimitir el pasado 16 de marzo. De profesión médico, fue durante 20 años jefe de una de las unidades de cirugía del Hospital General de Valencia. Amante de la historia, no duda en citar frases o relacionar los acontecimientos presentes con algún episodio destacado del pasado. A punto de comenzar su viacrucis personal en el juicio de Noos en Mallorca, ahora se ha visto envuelto en la tormenta mediática que afecta al PP de la ciudad de Valencia. Por un lado, su actual mujer, la exconcejala María José Alcón, es una de las personas investigadas y, por otro, alguien le ha acusado de haber robado miles de euros del grupo municipal del que fuera su partido. 

¿Ha tenido conocimiento alguna vez de que hubiese una caja ‘B’ en el Ayuntamiento de Valencia?

Nunca.

¿Cómo está a raíz de los últimos acontecimientos?

Estoy profundamente enfadado, decepcionado y, por supuesto, he tomado la decisión, inmediatamente, ante tamaña barbaridad de ponerlo en manos de mi abogado para que tome las acciones legales pertinentes.

¿Se siente solo en este proceso?

"EL distanciamiento entre BARBERà y yo es a efectos del papel que jugó en la lista electoral mi mujer"

Sí es verdad, es la realidad. No es que yo me sienta, es que es público y notorio, no estoy descubriendo ninguna cosa nueva. Pero vamos, que yo me sienta solo, me siento solo, pero lo que sí que puedo asegurar rotundamente es que ese distanciamiento entre la exalcaldesa y yo, sí que reconozco que es a efectos del papel que jugó en la lista electoral mi mujer. Yo le pedí que fuera en un puesto más hacia delante, y después nos destapamos en que iba en el puesto 16. Y a partir de ese momento es cuando dijo “oye ya. Me siento maltratado, me siento maltratado”, y a partir de ahí no hemos vuelto a hablar. Pero eso estamos hablando de cuando se publicaron las listas, abril o por ahí.

¿Considera que por parte de alguien del PP se ha comenzado una campaña de desprestigio contra usted para que no miren hacia ellos?

Pues si es así es una postura muy poco inteligente porque los primeros que están desprestigiándose son ellos. A mí me desprestigiarán, yo los llevaré a los tribunales, y ahí se aclarará el tema. Pero vamos, si alguien (del PP) dice, como han dicho, que yo me llevé el dinero de la caja ‘B’ es que están diciendo que tenían una caja B. Pues que lo aclaren, que lo aclaren, que lo aclaren, porque yo no tengo conocimiento de tal caja y, por lo tanto, a mí me parece que es un camino totalmente absurdo y solamente propio de ceguera o desesperación.

¿Cree que la campaña de desprestigio se inicia a raíz de saber que su mujer, María José Alcón, sí había declarado ante el juez?

No tengo ni idea porque de eso hace más de una semana y esto ha salido hoy.

Pero también está lo que dijo Jurado de usted, que manejaba los hilos del Ayuntamiento.

No, pero Jurado matizó mucho lo que decía. Porque él, yo recuerdo que decía “no, no, no, no estoy hablando de esto (blanqueo), estoy hablando del funcionamiento interno del ayuntamiento y tal. Él lo matizaba. Yo si salí fue simplemente para aclararlo y puntualizarlo nada más, pero una cosa es aquello y otra es esto.

Usted que ha sido el principal colaborador de Rita Barberà durante 19 años, ¿qué le parece la actitud que está manteniendo de no dar la cara y sólo explicarse a través de un comunicado?

Me parece que quién le esté aconsejando esa actitud se equivoca, es lo único que puedo decir. Creo que cuando las cosas se ponen como en esta situación, como ella misma ha hecho en otras ocasiones…es que yo no lo puedo entender.

¿A qué se refiere?

Me acuerdo hace años cuando la acusaron de que si había recibido unos regalos, unos bolsos de no sé quién, dijo: “Sí, bueno, y qué. Ya está”. Recuerdo el debate que tuvo con Carmen Alborch sobre el tema y salió dando la cara y se acabó. Pero si es que ella no ha sido así. Por qué está actuando así ahora, la verdad es que no lo sé.

Si se tuviese que aventurar a decir cómo va a terminar esto ¿qué diría?

Pues no lo sé, es que no lo sé. Lo que sí que sé es que, en lo que a mí respecta, me tendrá que demostrar alguien qué he hecho yo fuera de la norma y de la ley, y de preocuparme en la junta de Gobierno o en el sitio que yo he estado de  que se cumpliera la norma. Por lo demás, pues no lo sé.

¿Todos los contratos del Ayuntamiento han pasado por mesa de contratación?

"Todos los contratos han pasado por mesa de contratación y han venido informados por dicha mesa con la propuesta de adjudicación"

Todos los contratos han pasado por mesa de contratación y, todos los contratos han venido informados por dicha mesa con la propuesta de adjudicación y, lo que se hacía en la junta de Gobierno era que si estaba correcta toda la información, y la propuesta se ajustaba a la norma pues se aprobaba y punto. Y ésta es la realidad y ahí están los altos funcionarios de la casa que formaban parte de la mesa de contratación, y que siguen formando parte.

La UCO le preguntó sobre su acceso a las cuentas del grupo político. ¿Podría explicarme ese acceso?

El grupo político tenía dos cuentas corrientes completamente blancas, transparentes y registradas en el banco con todas las de la ley. Yo, al ser el portavoz era una de las firmas autorizadas, era una de las firmas autorizadas, pero hacía falta firmas mancomunadas para movilizar las cuentas. No recuerdo haber utilizado mi firma para nada en ninguna de las cuentas, y menos en los últimos dos o tres años. No porque no era mi misión, la que llevaba las cuentas era la secretaria del grupo.

¿De dónde venía el dinero?

De las cuotas que se nos cobraban, 60 euros a cada uno que yo tenía domiciliados en el banco, y de las aportaciones que tenía el grupo como subvención municipal por número de concejales que tenía. Y eso sí que es absolutamente claro y transparente, y es de las únicas cuentas que yo tengo noticia. Pero además en el momento en que dimití pedí que se me diera de baja en esas cuentas.

¿Cómo está su mujer?

Pues mal, está mal. Está física y psicológicamente muy afectada porque ella tiene un temperamento mucho más blando, por decirlo de alguna manera y lo está pasando muy mal y, de hecho, está en tratamiento.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email