X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

ALMUERZOS VP - ELECCIONES 28A

Puig: "Si tuviéramos más financiación pediríamos ampliar competencias como la de Cercanías"

23/04/2019 - 

VALÈNCIA. El president de la Generalitat y también candidato del PSPV a la reelección como jefe del Consell, Ximo Puig, participó días atrás como protagonista de la ronda de encuentros electorales que ha organizado Valencia Plaza con el objetivo de conocer las propuestas y prioridades de los distintos partidos y candidatos a alcanzar la el Palau de la Generalitat. El formato del encuentro que se utilizó fue un almuerzo en el emblemático restaurante Café Madrid en el que participaron redactores del periódico y colaboradores que plantearon cuestiones de actualidad.

Puig acude a la cita bajo un clima de campaña algo atípico: el jefe del Ejecutivo valenciano decidió el pasado mes de marzo adelantar las elecciones autonómicas para hacerlas coincidir con las generales del 28 de abril. Una maniobra que le costó el enfado de Compromís, socio en el Consell y con el que, si las encuestas se cumplen, deberá pactar para formar de nuevo un gobierno. A menos que, eso sí, vuelva a amagar con pactar con Ciudadanos como ya hizo en 2015 cuando Mónica Oltra quiso ser la presidenta de la Generalitat pese a haber conseguido menos escaños que los socialistas. 

Una posibilidad, la de poder acercarse al partido de Albert Rivera antes que al socio con el que ha gobernado cuatro años, Compromís, que, de momento, el líder de los socialistas descarta por estar caminando de manera "alocada a la extrema derecha". "Mientras estén anidando en esas latitudes, es bastante complicado pactar con ellos", manifestó. 

La tensa situación que atraviesa con los valencianistas desde que tomó la decisión de adelantar los comicios unilateralmente no tiene por qué suponer, a su juicio, que el posible Botànic II sea más amargo: "En esta legislatura hemos puesto por encima de cualquier diferencia la misión responsable que teníamos. No creo que deba haber una especial virulencia o conflicto, solo las tensiones lógicas de cuando se forman coaliciones para gobernar". "Veremos las políticas que creemos que han sido positivas, las que no lo han sido tanto, cómo ha funcionado el mestizaje, y en base a todo definiremos la nueva etapa. No se trata simplemente de continuidad, sino de reinicio", añadió.  

Fotos: KIKE TABERNER

En cualquier caso, si los números le dan para reeditar su liderazgo al frente de un futuro gobierno, atenderá las "cuestiones que han quedado pendientes en esta legislatura". "Esta ha sido una legislatura de urgencias, de reparación y reconstrucción. Pero han quedado pendientes muchos temas; retos en empleo para superar el desfase entre el mercado laboral y la capacitación, eliminar los barracones por completo con el Plan Edificant, e intensificar la lucha contra el cambio climático con la aplicación, por ejemplo, del Plan de Residuos".  

Financiación autonómica y deuda

Si al PP de la Comunitat Valenciana se le afeó en numerosas ocasiones que su partido no reformara el modelo de financiación teniendo a Mariano Rajoy en La Moncloa, la crítica se le volvió en contra al PSPV tras la moción de censura que consiguió sacar adelante Pedro Sánchez y lo situó al frente de la Presidencia del Gobierno durante 10 meses. Un periodo en el que no ha abordado el problema valenciano y que ha servido también para que tanto Podem como Compromís hayan cuestionado a los socialistas. 

Sin embargo, desde el PSPV justifican que la coyuntura no era la misma, no tenían la suma parlamentaria suficiente para sacar adelante un nuevo sistema que no perjudicara a los valencianos. "Pero el modelo de financiación se va a reformar sí o sí, es imprescindible porque si no entraremos en una situación de mayor conflictividad territorial", explicó Puig. Del mismo modo, defendió que Sánchez hizo lo que estaba en su mano: mejorar los Presupuestos Generales del Estado, que fueron "los mejores en 15 años por atender la realidad de la Comunidad Valenciana aumentando a 9,7% las inversiones territorializadas". 

Fotos: KIKE TABERNER

Asimismo, el president de la Generalitat puso en valor que también "por primera vez" un gobierno central asumiera "que la deuda de La Marina debía ser una deuda asumida por el Estado". "Ahora ya será imposible que cualquier Ejecutivo que se forme no la asuma", apostilló, aunque lo cierto es que ni esto se ha podido aprobar en las últimas semanas de gobierno por decreto, ni los PGE de Sánchez lograron salir adelante por el rechazo de los partidos catalanes. 

Ahora bien, si en esta legislatura se modifica el modelo de financiación, el candidato a la Presidencia de la Generalitat considera que sería interesante ampliar las competencias delegadas del Estado en la autonomía como el servicio de Cercanías. "Hay servicios que sería muy razonable que los asumiera la comunidad autónoma como el servicio de Cercanías. Ahora ha cedido la regulación del taxi, las VTCs, lo lógico es que si somos competentes en la movilidad del área metropolitana, asumamos también las competencias en Cercanías, pero siempre que venga acompañado de financiación. Ábalos ya lo sabe, y he hablado con el presidente de Renfe y es totalmente lógico. Ferrocarrils de la Generalitat (FGV) podría integrarse con todo el servicio de Renfe". 

Matrículas gratis e Igualdad laboral

Uno de los anuncios estrella de los socialistas en esta campaña electoral ha sido la de ofrecer matrículas gratuitas para aquellos universitarios que aprueben todas las asignaturas. La medida ha sido cuestionada por Compromís y Podem, dado que consideran que el sentido de las becas es hacer accesible los estudios superiores a familias con rentas más bajas. Para Puig, no obstante, esta facción "ya la cubre actualmente la administración" y ahora se trata de "ampliar a más". "No hacemos apología de la pereza; ahora se trata de premiar también el esfuerzo", zanjó. 

También entre las medidas de los socialistas, en una campaña dirigida especialmente a defender los derechos de las mujeres, destaca la ley de Igualdad laboral anunciada por el propio candidato a la Presidencia de la Generalitat. A través de "incentivos a las empresas, queremos que se vaya avanzando en igualdad en el trabajo, tanto en brecha salarial, como en la presencia de mujeres en cargos directivos", explicó Puig. 

Fotos: KIKE TABERNER

"Hay sectores de la economía que están masculinizados hasta el extremo. La agricultura o los bancos, por ejemplo. Somos conscientes de nuestras limitaciones, pero la intención es ofrecer incentivos para superar esta realidad", amplió Puig. Del mismo modo, aseguró que esta paridad se tratará de alcanzar también en futuros gobiernos, ya que en la actualidad el primer escalón está conformado a la mitad por hombres y mujeres, pero en el caso de los asesores, las mujeres tan solo han representado el 29%. 

Gestión público-privada en Sanidad y mayores

Siguiendo la línea que ha mantenido el Consell del Botànic a lo largo de esta legislatura, el 'número uno' del Ejecutivo valenciano se mostró partidario de continuar con las reversiones cuando se acaban las concesiones sanitarias: "La privatización de la sanidad es la inconsistencia del modelo, que acaba siempre en conflicto; ya acabó en conflicto con el PP y tenemos el Hospital de Manises en los tribunales, por ejemplo". 

Aún así, el socialista subrayó que no son "fundamentalistas respecto a la gestión público-privada" y, de hecho, así lo han demostrado manteniendo el contrato con el IVO para "garantizar que los enfermos tengan las mejores atenciones". No obstante, no es partidario de que suceda lo mismo con la gestión del Hospital de Dénia, con cuya concesionaria le gustaría llegar a un acuerdo, pero "si no es posible, se tomará la decisión de iniciar el rescate de la concesión, es decir, retirarle la concesión". Una maniobra para la que, sin embargo, el reloj corre ya en contra porque apenas quedan 6 días para las elecciones autonómicas. 

Fotos: KIKE TABERNER

En la otra orilla, el candidado a la reelección es partidario de la colaboración público-privada para poner en marcha "cohouses", viviendas comunes para mayores porque "no hay suficientes recursos públicos en este ámbito para atender a toda la población, ya que el 18% de los valencianos tienen más de 65 años".  

Cultura e impuestos

De la misma manera que el resto de aspirantes a alcanzar la jefatura del Consell -a excepción de Toni Cantó- y a expensas de diseñar la arquitectura de un futuro Gobierno, para Puig sería "interesante" que un área como cultura se separara de Educación, un departamento tan grande que en esta legislatura ha ocupado la atención del conseller Vicent Marzà prácticamente en su totalidad. "Habrá que esperar a las situaciones que se puedan producir, pero me gustaría que tuviera una conselleria propia para que la siguiente legislatura tenga un acento cultural importante". 

En materia de impuestos, los socialistas se distinguen especialmente de los populares. Una de las medidas que incluyen en su programa electoral, que va acompañado de una memoria económica que cuantifica cuánto costarán cada una de las medidas anunciadas, es una bajada de impuestos en la sucesión de empresa familiar. "No se puede discriminar por tamaño, es una propuesta aceptable que nos hicieron los empresarios y es razonable que si una empresa tiene éxito no se le castigue", explicó. Lo que plantea el PP como revolución fiscal, en realidad es una contrarreforma para volver a premiar a aquellos que más tienen, como eliminar el impuesto de Patrimonio, que solo afectaría al 1% de la población; la nuestra es una apuesta rigurosa al debate", zanjó. 

Fotos: KIKE TABERNER

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email