Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

el ayuntamiento ha dado por ahora el 33% de las solicitudes de ampliación

Así inspeccionará el Ayuntamiento de València las terrazas ampliadas

5/06/2020 - 

VALÈNCIA. Las terrazas podrán ampliarse para facilitar la recuperación de la hostelería, sí. Pero que nadie piense que esto va a ser un desmadre, parecen decir desde el Ayuntamiento de València, que este viernes aprueba en la Junta de Gobierno Local un Plan de Inspección de Terrazas especial para esta situación a propuesta de la concejalía de Espacio Público, de Lucía Beamud. Un programa que estará vigente no sólo en la ciudad como tal, sino también en sus pedanías, priorizando, eso sí, las zonas con mayor afluencia y "conflictividad vecinal", según reza el documento.

Así, las zonas de especial atención son las Zonas Acústicamente Saturadas (ZAS) -Xúquer, Woody, Juan Llorens, el Carmen-, y otras zonas de gran afluencia como lo es Russafa, la plaza del Cedro, la plaza de Honduras o el Paseo Marítimo del Cabanyal-Canyamelar. El propósito es el control del espacio que ocupan las terrazas en estas etapas de desescalada de forma coordinada con la Policía Local y se hará hasta que se supere la fase 3 y se alcance, por tanto la llamada "nueva normalidad", cuando todo deberá volver a su sitio.

El Ayuntamiento de València y en concreto la mencionada delegación acordó con la Federación de Hostelería y la Federación de Asociaciones de Vecinos la posibilidad de otorgar nuevas licencias temporales de terraza a bares que no la tenían hasta el momento así como dar permisos para la ampliación de terrazas existentes, contemplando incluso bajar las mesas y sillas a la calzada ocupando plazas de aparcamiento, todo ello, estudiándose caso a caso.

Ahora, este Plan de Inspección viene a hacer que todas las restricciones fijadas dentro de esta excepción se cumplan a rajatabla. Llega también después de que asociaciones vecinales denunciaran la pasada semana algunos excesos en el uso del espacio público de terrazas concretas mediante redes sociales. Para evitar situaciones así, el Plan contempla emplear inspectores municipales para que pasen, terraza por terraza, y cumplimenten un formulario constatando de que se cumplen con las medidas fijadas por el consistorio. Todo ello, independientemente de que la Policía pueda denunciar por su parte.


Los responsables de cada terraza deberán tener expuesta la licencia, la autorización de la terraza, el plano de la superficie de la misma y la autorización temporal del consistorio otorgada con motivo de la pandemia de coronavirus. Además, el personal inspector deberá constatar también que se cumple el 50% de la ocupación como máximo y que, si ha habido una ampliación de la terraza, no se supera el 75% del aforo.

Los inspectores remitirán un informe semanal a la Junta de Distrito correspondiente donde se recojan las terrazas que hayan sido objeto de ampliación extendiendo sus dominios en la acera, en la calzada, en calles peatonales, o en zonas verdes y ajardinadas, así como el aforo permitido en cada una de ellas.

Además, el consistorio tiene un mapa de calor de toda la ciudad que refleja los 'puntos negros' de las terrazas, esto es, donde mayor densidad existe, al efecto de poder realizar su trabajo con mayor precisión y eficacia. Por zonas, la ZAS del Xúquer, por ejemplo, tiene registradas 43 terrazas; la de Woody, 16 terrazas; 40 en Juan Llorens; y 105 en el Carmen.

Por su parte, Russafa presenta 257 terrazas; la plaza del Cedro, 20 terrazas; Honduras, 45; y el Paseo Marítimo otras 129. Así pues, el cuerpo de inspectores municipales deberán vigilar especialmente estas zonas, y por lo tanto, un total de 655 terrazas a lo largo y ancho de la ciudad. La concejala del ramo, Beamud, explicó que la intención es garantizar que “todo funciona correctamente” y que “tanto vecinos como hosteleros están viendo satisfechos sus derechos”.

Además, la edil de Espacio Público resaltó que "de momento todo está desarrollando con mucha normalidad" y que "el acuerdo histórico al que hemos llegado con vecinos y hosteleros está llevándose a cabo de manera satisfactoria". En este sentido, recordó que el Ayuntamiento también ha suspendido la tasa de terrazas para todo 2021 en aras de "ayudar a este sector económico" y quiso poner en valor el "buen funcionamiento" de la bajada a calzada de las nueve terrazas de la plaza del Ayuntamiento.

València da permiso de ampliación a un tercio de las terrazas

Pese a las estimaciones ofrecidas este miércoles por la Coordiandora de Hostelería de València sobre las licencias tramitadas por el consistorio, las cifras oficiales son bastante mejores. Así pues, explican fuentes de la concejalía de Beamud, así como responsables de las Juntas de Distrito, se han presentado un total de 616 solicitudes por parte del sector. De ellas, 156 eran para la apertura temporal de una nueva terraza, y se han otorgado ya.

Por otro lado, se encuentran las peticiones para la ampliación de terrazas ya existentes. En este caso, son las 460 solicitudes restantes. Y de ellas, el Ayuntamiento ha tramitado ya unas 150. Esto es, un tercio de las presentadas. En el consistorio admiten que inicialmente hubo algunos problemas administrativos que han retrasado la concesión de estos permisos, pero se ha dotado de mayor personal y, aseguran, se está sacando todo el trabajo con celeridad. Esperan, en este sentido, que la próxima semana se pueda haber llegado al 100% de las ampliaciones pedidas.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email