X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

la aerolínea renovará la mitad de la flota y contratará pilotos

Bertomeu recibirá su primer dividendo como máximo accionista de Air Nostrum tras reflotar la compañía

5/05/2016 - 

VALENCIA. Buenas noticias para los accionistas de Air Nostrum. La aerolínea valenciana volverá a repartir dividendos entre sus socios con cargo a los 11,3 millones de euros de beneficio de 2015. El resultado prácticamente triplica al obtenido en 2014 y consolida el regreso a la rentabilidad de la compañía tras las pérdidas millonarias de años anteriores y la batería de medidas para recuperar la eficiencia en costes.

El consejero delegado de la aerolínea, Carlos Bertomeu, presentó este miércoles los resultados de 2015, su primer ejercicio completo como máximo accionista de la compañía, con el "profundo orgullo" de haber pasado en apenas dos años de rozar la quiebra a crecer en todos los indicadores: ventas, beneficios, operaciones, pasajeros y porcentaje de ocupación.

Bertomeu, que tras la ampliación de capital de mayo de 2014 controla el 54,41% de las acciones, confirmó este miércoles que se propondrá a la junta el primer reparto de dividendos desde 2010. Los otros socios de referencia de la firma son José Remohí y Antonio Pellicer, que a través de sus sociedades patrimoniales controlan un 15% cada uno. La participación de los fundadores de la compañía, la familia Serratosa, se redujo al 7% con esa reestructuración accionarial, prácticamente el mismo porcentaje que mantienen un grupo de directivos de la compañía (6,25%). 

En su momento, los dos socios fundadores del IVI financiaron la inversión con recursos propios, mientras que Bertomeu aportó una "pequeña parte" de recursos personales y, el resto, mediante un crédito a diez años para el que contaba con los dividendos que confía en obtener de la compañía.

Tras dar por superada la fase de ajustes y consolidar la vuelta a la rentabilidad de la compañía, Bertomeu explicó en la presentación de resultados de 2015 que en los últimos meses ha habido fondos que han sondeado su posible entrada en la sociedad, unos movimientos que enmarcó en el hecho de que España haya vuelto a ser un país "atractivo para invertir".

No obstante, aclaró que no existe ninguna perspectiva de variación del accionariado a corto plazo ni por su parte, para quien se trata de una inversión estratégica, ni para sus socios de referencia, para quienes representa una inversión financiera a "largo plazo". "No he tenido noticia de ninguna voluntad de salir", remató.

Renovará la mitad de la flota y contratará pilotos

Culminada la reestructuración financiera de la compañía, Bertomeu manifestó que la compañía está preparada para crecer "con mesura" y anunció la incorporación de veinte nuevos aviones CRJ1000 de cien plazas para sustituir a los reactores de noventa asientos que serán progresivamente reeemplazados a medida que se concrete el vencimiento del leasing.

La previsión es renovar casi la mitad de la flota hasta 2018, cuando 30 de los 42 aviones que operará tendrán cien plazas, el triple de los de esta misma capacidad que tenía en 2015.

En 2018, 30 de los 42 aviones que operará tendrán cien plazas

Al margen de la reducción prevista del coste medio por asiento que supone pasar de tener una flota de 75 asientos de media a 88, la llegada de los nuevos aviones supone, a juicio de Bertomeu, una muestra de que, tras las dificultades, la firma puede "financiar sin problema con lesores nacionales e internacionales" esta renovación porque "ya no hay dudas" sobre la viabilidad de Air Nostrum. El valor del plan de renovación de la flota supera los 800 millones de euros de euros.

La entrada de nuevos aviones, que al ser de sustitución no implica crecimiento en flota pero sí en plazas ofertadas, irá acompañada de otro síntoma de recuperación de la compañía. Tras varios ejercicios de ajustes de plantilla y recortes salariales en los que las salidas no se han cubierto con nuevo personal, la firma prevé volver a contratar pilotos y personal de cabina para suplir las bajas "naturales" que se vayan produciendo.

Crecimiento al calor de Iberia y búsqueda de nuevos sectores

Respecto al futuro inmediato, el primer ejecutivo de la compañía explicó que los planes pasan por seguir alimentando el hub de ibera en Madrid -el 70% de su operación actual se concentra allí- con pasajeros de conexión para sus vuelos de largo radio y seguir operando en los mercados de nicho -rutas de servicio público-, además de potenciar la operativa de vuelos charter con sus aviones de 50 plazas.

Adicionalmente, aseguró que la empresa va a potenciar todos los "negocios accesorios" en los que pueda explotar su know how como empresa especializada en el transporte de viajeros, así como en el servicio de mantenimiento a terceros, ya sea en sus talleres en Valencia, desplazando a sus técnicos o con talleres propios como el que ya ha puesto en marcha en Paraguay para dar servicio a su filial Amaszonas de Paraguay. 

"Seguiremos con nuestras joint ventures, en Latinoamérica o en cualquier lugar del mundo", subrayó Bertomeu, quien desveló tener planes para entrar en otros países que por el momento no podía desvelar. Sí quiso dejar claro que Air Nostrum ha aprendido la lección para estar preparada ante la próxima crisis: "puede ser muy interesante tener presencia en dos mercados para regular oferta de forma menos traumática".

Cualquier crecimiento se acometerá, matizó, "minimizando los riesgos y a cliente puesto'" y siguiendo la misma estrategia que hasta ahora: como proveedores de servicios a través de nuevas sociedades para aislar a la matriz y evitar que sus vicisitudes no afecten a la empresa principal. 

Respecto a los planes para entrar en el sector ferroviario, aclaró que están en standby porque el concurso que el Ministerio pretendía llevar a cabo para dar entrada a un competidor privado de Renfe en el AVE a la Comunitat y Murcia no ha salido adelante por las elecciones. "No arrojamos la toalla, pero no sólo queremos estar en pasajeros y en aviones. Conocemos las rutas del Levante como nadie porque operamos también en Alicante y en Murcia. Ante el proyecto de mover pasajeros de estos mercados, por si acaso y de oficio constituímos una unidad societaria. El concurso no se convocó, pero si se convoca lo estudiaremos con todo el interés", declaró.

Bertomeu pide acabar con la incertidumbre política

Por otra parte, en relación a la evolución de la compañía durante el año en curso, el presidente de la aerolínea valenciana aseguró que la falta de Gobierno en España está empezando a detener determinados proyectos y, como consecuencia, el pasajero asociado a ellos -personal de la administración o relacionado con los procesos de contratación pública- ha desaparecido de los aeropuertos.

"Está empezando a fallar y eso no pasaba en los 25 últimos meses. Desde abril de 2014 hemos mantenido el ingreso medio por pasajero, pero desde finales de enero de este año hay un segmento de pasajero esporádico pero de tarifa completa unido a la pura actividad gubernamental que está empezando a faltar", advirtió el directivo.

Por ello, dado que la aviación actúa de "termómetro" de la actividad económica en general, consideró que sería "muy bueno para la economía que las incertidumbres políticas se aclarasen cuanto antes". Pese a todo, no teme por un posible efecto contagio al pasajero de ocio: "el pasajero de turismo está fuerte y lo va a seguir estando", concluyó.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email