GRUPO PLAZA

el objetivo es identificar a los infractores e interponer las sanciones oportunas

Carcaixent instala cámaras en los contenedores próximos al Ecoparc para frenar actos de incivismo

16/09/2022 - 

VALÈNCIA. El incivismo de algunas personas ha obligado al Ayuntamiento de Carcaixent a implantar cámaras de vigilancia en los puntos de concentración de los contenedores, con el objetivo de controlar las malas prácticas, identificar las personas causantes y sancionar las infracciones por vertidos incontrolados.

Desde hace meses, el ayuntamiento de Carcaixent se ha visto obligado a aumentar las tareas de limpieza en los puntos de concentración de contenedores, debido a los residuos abocados en el suelo, que invaden las aceras. Son numerosos los servicios que se están realizando, implicándose diversos medios municipales y servicios externos. Estas tareas representan unos gastos extraordinarios que pagan la totalidad de la ciudadanía por culpa de las malas prácticas de una minoría.

"Esta situación está llegando a niveles inadmisibles, por los incumplimientos a la hora de gestionar los residuos. De nada sirve que haya un Ecoparc al servicio de los vecinos y vecinas porque hay quien deposita aquello que no quiere en la calle, aprovechando la noche, o yendo a los puntos de contenedores a sabiendas de que no hay vigilancia", explica el consistorio.

Además, explican que es "llamativa" la situación del punto de contenedores que hay justamente junto al Ecoparc, pues pudiendo entrar a estas instalaciones, algunos prefieren dejar los residuos fuera. "Del mismo modo, también resulta sorprendente que habiendo un servicio municipal gratuito de recogida de trastos, determinados ciudadanos prefieren ir por libre y dejar los trastos en la calle, invadiendo el espacio público", añaden.

Punto de contenedores tras la limpieza. Foto: Ajuntament de Carcaixent  

Por todo esto, en breve se instalarán cámaras de vigilancia en los puntos de concentración de los contenedores, con el objetivo de desincentivar las malas prácticas, y en última instancia identificar las personas infractoras y poder sancionarlas.

Para Paco Salom, alcalde y actual regidor delegado de la limpieza viaria, "los vertidos incontrolados causan un gran daño en el pueblo de Carcaixent, por los gastos extraordinarios que generan, pero también por la mala imagen que dan del pueblo, además de los problemas medioambientales y de insalubridad que generan. El comportamiento de quien hace un mal uso de los contenedores o simplemente no hace uso es incalificable. De ninguna forma podemos tolerar esa falta de civismo, y por eso vayamos a instalar cámaras. Es una lástima que pagan justos por incumplidores, pero al final la ciudadanía tendrá un “Gran Hermano vigilante, cosa que no tendría que ser. No hay ninguna excusa que justifique lo que está pasando".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme