GRUPO PLAZA

El concurso de la antigua patronal CEC aún colea cinco años y medio después de su inicio

18/07/2022 - 

CASTELLÓ. El concurso de acreedores de la antigua patronal castellonense CEC todavía colea. Dos años y medio después de que el juez de lo Mercantil de Castelló aceptase la solicitud de liquidación de la Confederación de Empresarios de Castellón y abriese este trámite hacia el auto de conclusión del concurso, este paso todavía no se ha dado. De hecho, el Boletín Oficial del Estado ha publicado recientemente el anuncio con la exposición pública del informe de la administración concursal para cerrar, de una vez, aquel procedimiento de conclusión y proceder así a la liquidación de la entidad. 

El motivo para esto, que señalan fuentes conocedoras, es que, una vez liquidados los bienes de la entidad, la administradora concursal ha podido presentar la "rendición de cuentas", como recoge el edicto del Juzgado de lo Mercantil nº1 de Castelló. Con ello, se podrá proceder, por fin, al auto de liquidación. Todo ello cinco años y medio después de la apertura del concurso, que el juzgado decretó el 21 de diciembre de 2016. 

Juicios con patronales sectoriales

El motivo que ha facilitado este paso son los ingresos aportados por la venta de los bienes (o incluso la eliminación de alguno, como el vehículo propiedad de la antigua patronal castellonense). Mientras tanto, algunas patronales sectoriales asociadas a la CEC durante este tiempo han tenido que continuar abonando las cuotas (en algún caso incluso tras llegar a juicio). Todo ello ha permitido saldar los créditos contra la masa, es decir, aquellos generados a partir de la solicitud del concurso de acreedores. De esta manera, por fin se podrá proceder a la extinción definitiva de la vieja CEC, que se producirá, oficialmente, en breve, aunque de facto la entidad dejó de operar hace ya más de seis años. 

En cuanto a las pertenencias de la CEC ahora vendidas, las hay que siguen dentro de la que fuera su sede, en la plaza María Agustina, como despachos amueblados por entero que no se han llegado a utilizar. De hecho, estos bienes serán utilizados por el Consell de l'Audiovisual, que presentó una oferta para quedarse con estas dotaciones, reconocen varias fuentes conocedoras. 

Abre una vía a la llegada del Consell de l'Audiovisual

Y es que el Consell de l'Audiovisual heredará las instalaciones del emblemático edificio de María Agustina. Precisamente, el concurso de acreedores de la antigua patronal castellonense es una de las razones que está detrás de que este organismo autónomo de la Generalitat todavía no se haya trasladado desde su ubicación actual, en la Casa dels Caragols, sede de Presidencia de la Generalitat en Castellón, hasta su lugar de trabajo definitivo. 

Eso sí, hay otras cuestiones, como el hecho de que todavía no cuente con reglamento, lo que también dificulta la adscripción definitiva del edificio de María Agustina. Se espera que todo ello quede resuelto tras el verano, en una tramitación para su gestación que se está prolongando

El caso de los cursos, paralizado

En cuanto a la Confederación de Empresarios de Castellón, la conclusión del concurso pondrá punto y final a su existencia, amarga en los últimos años y que todavía tiene pendiente su recorrido judicial, que no ha avanzado desde que en marzo de 2020 la Audiencia Provincial dictase el auto de procedimiento abreviado. Así, todavía falta un buen trecho de recorrido judicial para tratar de dirimir responsabilidades en el supuesto desvío de 1,8 millones de euros por parte del Instituto de Fomento y Formación Empresarial de Castellón, empresa dependiente de la CEC, a la hora de impartir unos cursos de formación que, presuntamente, nunca se celebraron. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme