GRUPO PLAZA

los citricultores celebran la festividad de la virgen de la naranja en castelló

El sector citrícola cierra una "mala" campaña y mira con preocupación el impacto de la guerra

Fotos: Antonio Pradas

10/05/2022 - 

CASTELLÓ. Una "mala" campaña, "de las más difíciles de los últimos años". "En clementina estaba asumible, aunque lejos de la campaña anterior, pero en naranjas ha sido verdaderamente desastrosa". Así han definido la temporada los miembros del sector citrícola de la provincia de Castellón que se ha reunido este lunes en la tradicional misa en honor a la Virgen de la Naranja en la Basílica de Lledó.

El presidente de la Asociación Provincial de Exportadores de Castellón (Asociex) Jorge García, aseguraba que están viviendo la situación actual "con bastante preocupación" por la coyuntura bélica y sus consecuencias. Algo en lo que coincide el presidente de AVA-Asaja, Cristobal Aguado, quien apunta que -además del cierre de los mercados ruso, bieloruso y ucraniano- han notado una bajada del consumo de los propios consumidores europeos por la actitud de "prevención y preocupación ante el conflicto".

Consecuencias de la guerra

Más allá del peso de los mercados ruso y bieloruso para la naranja castellonense, el presidente de Asociex señalaba una de las causas de la guerra que puede perjudicar directamente al sector citrícola de la Comunitat Valenciana. "Lo que ocurre es que países como Turquía, Marruecos y Egipto estaban muy enfocados en esos mercados y ahora al perderlos van a venir a buscar nuestro nicho". Esto podría ser muy perjudicial para la agricultura castellonense, ya que estos terceros países productores tienen unos costes más bajos y una política fitosanitaria mucho más laxa, "por lo que si coincidimos en el mercado van a poder estar con precios más bajos y nos van a comer el terreno", señala el presidente de Asociex.

En cuanto al Brexit, señalan que ha sido "otra pequeña piedra en el camino", ya que Gran Bretaña también ha cerrado acuerdos comerciales con Marruecos. "Además la logística se ha encarecido mucho allí con la escasez de camioneros", apunta García.

Señalan a la UE

Esta "competencia desleal", permitida por los acuerdos de comercio de la Unión Europea, es sin duda la queja principal del sector. "Los acuerdos que hace Europa siempre cambian a la agricultura del sur por otros intereses económicos. Esto está provocando una situación límite para el eslabón más débil que son los agricultores", denuncia Aguado. En esto también coinciden desde Asociex "son todo trabas para España y facilidades para los terceros países". 

Para el presidente de AVA-Asaja, "los enemigos que tenemos en Europa están en Bruselas, empezando por el vicepresidente Franz Timmermans". Aguado le acusa de colocar "en una posición de inferioridad" a los agricultores del sur de Europa con la apuesta por la agricultura ecológica, "exigente con los europeos, pero no para los productores de fuera". Aguado va más allá en su reivindicación y asegura que esta política "supone una ruina para el agricultor y una gran riqueza para los paisanos del señor Timmermans que quieren que la naranja venga de fuera a través del puerto de Roterdam".


Más allá de los tratados de comercio, desde el sector tampoco se muestran satisfechos con la nueva Política Agraria Común aprobada por el Parlamento Europeo. "La nueva PAC dista mucho de lo que el sector agrario mediterráneo necesita". 

Pese a esta "mala" campaña esperan que sea una situación pasajera, “hay que tener siempre esperanza, pero la verdad es que de momento no pinta bien", señala García, que espera que "después de la tempestad llegue la calma". "Hoy que celebramos la Virgen de la Naranja en Lledó, pedimos su intercesión, sabemos que con su manto nos protegerá y por lo menos estamos ilusionados en que el mañana sea mejor", espera Aguado.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme