X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

la CEO de imegen lidera la propuesta de valencia innovation district

Ángela Pérez: "Somos la única candidatura que cumple los pliegos para la Estación Marítima"

2/10/2018 - 

VALÈNCIA. La adjudicación de la Estación Marítima en la Marina de València para la constitución de un hub tecnológico sigue paralizada desde que a principios de agosto se realizara la apertura de la oferta económica. Valencia Innovation District, encabezada por un grupo de inversores valencianos, y Valencia Innovation Bay, liderada por la compañía belga Fosbury and Sons, son las dos candidatas a adjudicarse el espacio. 

En ese proceso la primera fue mejor puntuada en la parte técnica mientras que la segunda se adelantó en la parte económica pero con 'fórmulas' que el proyecto valenciano considera que incumplen los pliegos. Ahora, la propuesta apoyada por la Asociación Valenciana de Startups ha decidido poner sus cartas sobre la mesa. Ángela Pérez, CEO de Imegen, es la primera cara visible de Valencia Innovation District.

Fundadora de esta compañía referente en el diagnóstico genético de enfermedades humanas, conoce tanto a la visión emprendedora como lidiar con los inversores, ya que los grupos Q-Growth Fund y Biolty compraron la mayoría de su empresa para darle un impulso definitivo mientras que ella se ha mantenido a la cabeza. Ahora forma parte del proyecto para impulsar un hub emprendedor con visión internacional y ha decidido, junto al resto de inversores del proyecto, enfrentarse a lo que considera un "incumplimiento flagrante" de los pliegos por parte de la propuesta favorita por números. 

- ¿Quién forma la propuesta de Valencia Innovation District?

- Yo me uní a este proyecto en el momento en que me lo propusieron. Somos siete inversores de impacto y nos llamamos así porque hemos hecho el pacto entre nosotros de invertir en un proyecto que tiene muchísimo impacto social y que aúna a la sociedad civil. Sin embargo, sabemos que en los próximos 25 años no nos dará beneficios, incluso hemos firmado internamente que todo lo que pueda conseguirse con esta sociedad a través de este proyecto lo reinvertiremos en hacer crecer el ecosistema y en seguir uniendo a inversores, emprendedores y startups

Esto lo estamos haciendo ya a través de la Asociación Valenciana de Startups y esta sociedad que hemos creado para presentarnos al concurso solo es el brazo ejecutor o la herramienta para, precisamente, vertebrar este proyecto y poder hacerlo en la terminal, que permitiría concentrar toda esta visión en un espacio físico.

- ¿Es posible saber el nombre del resto de inversores?

- De momento no es posible, pero yo me identifico como uno de ellos y los represento. 

- ¿Por qué unirse y encabezar esta propuesta?

- Decido unirme porque veo algo que hacía mucho tiempo que no veía. Se trata de mucha gente intentando llegar a un fin por el bien común, no por intereses personales. Mucha gente que está unida siguiendo un mismo proyecto y dando lo mejor de cada uno. A mí esto me llama mucho la atención. En un mundo totalmente capitalizado, donde todo lo hacemos por nuestro propio interés, veo a alguien que quiere colocar a València en el mapa y que esto no es posible conseguirlo sin el esfuerzo de mucha gente. Me encanta la propuesta y lo que representan. 

- ¿Qué propone Valencia Innovation District para el espacio?

- Lo que queremos hacer es integrar y que haya un mismo centro donde se aglutinen todos los partners que formamos parte de este ecosistema. Que startups que están empezando y que a lo mejor no tienen un acceso a rondas grandes, pues que tengan un espacio bonito, un sitio donde puedan poner en común sus ideas con otros emprendedores y que sea por un alquiler asequible, un precio por debajo de mercado. Queremos también que los inversores tengan un sitio al que acudir para buscar empresas en las que quieren invertir. Que las empresas internacionales que buscan una landing en España vengan y nos pregunten. La Estación Marítima nos permitiría estar en un sitio emblemático de la ciudad que representa València y su esencia.

- ¿Arquitectónicamente cómo va a ser?

- Tuve ocasión de ver el proyecto arquitectónico hace relativamente poco. Me impresionó la propuesta que hacemos de integrar el edificio con el puerto y la ciudad. Vamos a darle una nueva imagen por fuera que representen las velas, el mar, mucho más blanco, mucho más azul, que se una con el paisaje que tiene alrededor. Un espacio mucho más bonito.

- Valencia Innovation District tiene apoyos empresariales como DayOne, Global Omnium o Marina de Empresas. ¿Qué papel cumplen en el proyecto?

- Ocupan todos los papeles. Confían en nosotros y van a funcionar como patrocinadores. Ellos quieren formar parte del ecosistema, estar cerca de los emprendedores, de la innovación y van a querer participar en el espacio y tener también un pequeño lugar donde estar. Nos van a ayudar con esa financiación extra que vamos a necesitar para repercutirlo sobre los alquileres de impacto para que todos esos proyectos que empiezan vayan a ver la luz y salgan adelante. 

- Algunos apuntaron a que la disconformidad de la candidatura era una pataleta.

- Algunos creen que se ha planteado nuestras quejas como una pataleta, pero no es así, porque cuando se supieron los resultados no habíamos recibido ni una notificación. El motivo por el que no se ha resuelto este concurso, que a priori estaba claro, es porque hay unas graves deficiencias jurídicas que vamos a ocuparnos de poner al descubierto y darlas a conocer a todo el mundo.

- Aludían al canon.

- En el pliego de condiciones del concurso se especificaba que era obligatorio hacer una propuesta de canon fijo y en el pliego hay un apartado para que se especifique. Luego había una opción en el que las candidaturas podían ofertar un canon variable, que no era obligatorio, con un porcentaje de los ingresos brutos. Nosotros ofertamos un canon fijo por encima del pliego de licitación.

En la apertura de las sobres económicos, la oferta belga deja la casilla del canon fijo vacía, que era obligatoria, y aportan un párrafo escrito. Por lo poco que pudimos ver, planteaban un canon en el que se daba un tiempo de carencia en el que el canon iba de menos a más. Es un canon que no es fijo sino que es variable. El comité se queda sorprendido y la representante de la propuesta les dice que tienen que hacer una fórmula matemática, calcular la media y poner en la casilla el precio medio de la propuesta. 

Ahí la mesa se queda sorprendida, nos piden que salgamos, están meditando media hora si lo aceptan o no y finalmente nos dicen que sí. Sacan la calculadora y se ponen a calcular la media aritmética, que es la fórmula de calcular que propone la otra parte. Entonces sale una cantidad, a la que aplican la fórmula que sale en el pliego y se concluye que con esa fórmula de cálculo son ellos quienes ganan la parte económica del concurso.

- Y esto no cumple la ley.

- Esto es un incumplimiento de la ley de contratos y procedimientos abiertos porque no hay un principio de igualdad. A nosotros nos piden un canon fijo, no un canon variable, no puedes hacer ese tipo de propuesta y mucho menos dejarte en blanco la casilla que se te pide. Quien abre la oferta es un equipo de técnicos sin nada subjetivo, tienen que ver una cifra, aplicar una fórmula y emitir su veredicto a partir de ahí. No tiene que decidir si aplican una media ponderada, una media aritmética o una mediana. Además, el precio del dinero no es el mismo dentro de dos años que ahora. 

A mí se me ocurren una decena de fórmulas alternativas en la que daría un resultado diferente cada vez. Todo es altamente subjetivo, por lo que quedaría eliminada esta propuesta. Además, no han rellenado la casilla, has dejado al tribunal con calculadora en mano. Por libre concurrencia e igualdad de las propuestas, si tu permites que un año pague más y otro menos que lo avisen en los pliegos, porque igual yo también habría hecho una propuesta de otra manera. Una propuesta en la que una vez estoy implementada en la ciudad pago más y al principio pago menos. Es una opción estupenda pero no es la que pone en el pliego.

- ¿Y en la parte variable?

- Respecto a la fórmula variable no hicimos ninguna propuesta. Mientras, la propuesta de Fosbury and Sons dice que pagará un canon variable de un 5% pero de los resultados de la filial económica que montarán en España cuando se implanten. Esto es totalmente irregular. Esto es como si yo te dijera que te voy a pagar un 5% del precio de las acciones de Telefónica en bolsa. ¿Y eso cuánto es? Porque ni siquiera está montada la empresa, no puedo ver sus cuentas ni cómo lo van a hacer. No conocemos nada del plan de negocio de esta propuesta. Esto es la defensa de algo que creo que hemos sido perjudicados. No sabemos cómo hemos llegado hasta aquí pero tenemos informes jurídicos independientes que nos dan la razón. 

Lo que nosotros exigimos es que se resuelva el concurso, que la mesa se reúna y que si consideran que se tiene que ratificar esa decisión y adjudicárselo a la propuesta belga que lo hagan, y nosotros llegaremos a donde tengamos que llegar. En todo caso lo queremos es que esa mesa se reúna y hagan una resolución del concurso. No queremos que se quede desierto y se alargue en el tiempo. Algo que tenía que resolverse el 11 de septiembre sigue sine die y cada vez que se reúne la comisión delegada se quita de la orden día. Posiblemente esto no está claro y no sé que cuestiones políticas hay en medio, pero algo que debería ser un concurso limpio y acorde a la legislación no sabemos en qué está derivando. No queremos que ponga en juego nuestra reputación. Somos gente muy seria que hemos trabajado mucho porque València se posicione.

- ¿Se han señalado más discrepancias o situaciones anómalas en las alegaciones?

- Además de las alegaciones, donde ya se comunicaba que nos parecía absolutamente irregular que la mesa calculara el canon y lo apuntaran -o no sé si sigue en blanco-, nosotros planteamos que en caso de resolverse íbamos a pedir explicaciones por el carácter subjetivo de la fórmula de canon fijo que daba la propuesta belga. Pero ya hace más de un mes que pedimos que se nos entregara la documentación para estudiarla y en el caso de que no se desestime la propuesta belga llevarlo hasta las últimas consecuencias. Oficialmente no hemos recibido ningún tipo de documentación ni se nos ha enseñado a pesar de que la ley es muy clara sobre la transparencia en todos estos procesos. 

-  Se apuntaba a la existencia de un documento titulado 'Informe de valoración' previo a la valoración de las candidaturas.

- Es curioso que haya un informe de valoración y no de resolución. De verdad que este proceso está lleno de irregularidades. Espero que no tengamos que llegar a los tribunales pero esto no nos va a frenar en absoluto. Somos la única candidatura que cumple los pliegos para la Estación Marítima. 

-¿Es poco formal esta situación para un concurso de este importe?

- A mí me parece muy extraño. En Imegen acudimos a muchos concursos públicos. Estos procesos los he vivido infinitas veces y en mi vida he visto un incumplimiento tan flagrante que mantenga tanto tiempo un proceso en stand by. En estas cosas los técnicos son muy serios porque se están jugando la firma de un informe que, en caso de ir contra la ley, se están jugando su carrera y estoy muy sorprendida. Ocurrirá lo que tenga que ocurrir pero está el peso de la ley de nuestra parte y llegaremos hasta las últimas consecuencias. Al final es, haced lo que queráis, manejad los tiempos, pero siempre habrá unos tiempos máximos que no podrán saltarse. Y nuestra exigencia es que resuelvan con los plazos que habían marcado y si no proporcionadnos la información. 

- Tras las alegaciones retrasaron la adjudicación para dar trámite de audiencia.

- No hemos recibido ningún tipo de comunicación. Desde que se abrieron las plicas económicas en agosto no hemos recibido ninguna información y el silencio para todas las solicitudes de información y alegaciones que hemos hecho.

-¿Hay un plan alternativo si finalmente no se adjudica Valencia Innovation District la Estación Marítima?

- Sí, siempre. A nosotros nos parece que el enclave de la Estación Marítima es muy estratégico y es más fácil en esa posición dentro de València, porque es un sitio emblemático, pero por supuesto tenemos opción B y C y esto no lo para nadie. Algo se está moviendo en València, son muchas horas de trabajo, muchos años de esfuerzo de un grupo de personas y que además va en aumento. Eso para nosotros es la gasolina que necesitamos para continuar con esto. Pero si al final por algo que se me escapa no se nos asigna estamos trabajando en otras opciones. 

- La candidatura tiene apoyos locales, nacionales e internacionales. 

- Tenemos una petición de espacio de muchos más metros de lo que la terminal permite. De hecho, pensábamos que la terminal sería el primer emplazamiento de los varios que en un futuro tendríamos agrupando a estos emprendedores, inversores, bancos, financiación,...Esas piezas que son necesarias para que los proyectos nazcan. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email