GRUPO PLAZA

un millón de test rápidos para la detección del coronavirus y material de protección

Sanidad anuncia que se validarán los test rápidos que lleguen a España antes de distribuirlos

30/03/2020 - 

VALÈNCIA. El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha asegurado que los test de diagnóstico rápido del nuevo coronavirus que lleguen a España van a pasar la validación del Instituto de Salud Carlos III y se realizará una guía de uso antes de distribuirlos a las comunidades autónomas.

Este lunes un millón de test rápidos para la detección del coronavirus, junto a material de protección, van a llegar a la base aérea de Torrejón de Ardoz (Madrid) en un avión del Ejército del Aire procedentes de Shangái (China), según ha anunciado el Jefe de Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), Miguel Ángel Villarroya.

En una rueda de prensa conjunta con el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, el ministro de Sanidad ha aseverado que antes de repartir los test rápidos a las comunidades autónomas se realizará una validación en el ISCIII para garantizar que cumplen con los requerimientos necesarios para su uso. 

Illa ha asegurado que si España no está en el pico de incidencia de los casos del nuevo coronavirus, se está "muy cerca de alcanzarlo", ya que los últimos datos indican que este lunes se ha producido un incremento del 8%, mientras que la semana pasada fue del 15%. Illa ha comentado que todo indica que se está ante una estabilización y ralentización de la curva epidémica.

No obstante, ha avisado de que si realmente se está llegando al pico, esto "no quiere decir" que no exista una tensión "muy importante" en el sistema sanitario hospitalario y en el uso de recursos de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCIs).

Asimismo, Illa se ha referido a la aprobación del permiso obligatorio retribuido y ha avisado de que en España "no se está enfrentando salud y economía", si bien para que haya salud hay que "derrotar al virus" y, para eso, es necesario adoptar estas medidas.

El Gobierno destina 1.000 millones adicionales a las CCAA

El Gobierno transferirá del fondo de contingencia de los Presupuestos Generales del Estado unos 1.000 millones adicionales a las comunidades autónomas para los gastos que estas necesiten relacionados con la lucha contra la crisis del coronavirus. Esta cantidad se une a los otros 1.000 millones de euros que el Ejecutivo ya había destinado a las comunidades en semanas anteriores para reforzar sus servicios sanitarios.

En una rueda de prensa celebrada en la Moncloa, Illa ha explicado que esta "dotación adicional" tiene como objetivo que las comunidades autónomas puedan seguir "sumando esfuerzos" en esta lucha y que puedan cubrir los gastos derivados en esta materia que se han ido registrando en las últimas semanas.

Esta dotación económica, ha apuntado el ministro, se suma al "esfuerzo" que, según ha explicado, también está realizando su departamento para cubrir la demanda de las autonomías en materia de materia de protección para sus profesionales.

Además, el tráfico ha descendido este lunes un 34% respecto al lunes pasado, según ha manifestado el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska. Una cifra que ha utilizado para defender el cierre de las actividades económicas no esenciales resuelto durante el fin de semana por el Gobierno de Sánchez.

Traslado de pacientes a otras Comunidades Autónomas

Salvador Illa ha negado que se estén trasladando pacientes de una comunidad a otra, si bien ha asegurado que el Gobierno no descarta "ninguna medida" y que hará lo "más conveniente" que sean para los afectados por el nuevo coronavirus."Se está haciendo un esfuerzo de solidaridad importante entre las comunidades autónomas, pero no ha habido traslado de pacientes, sino que se han trasladado distintas unidades de material y de suministro a lugares donde más se necesitan", ha añadido. 

El Gobierno no puede decir aún si ampliará el estado de alarma

 Salvador Illa ha asegurado que el Gobierno está "controlando la situación" creada por la pandemia de coronavirus, a la que se está haciendo frente "de la mejor manera posible", y que trabaja "en todos los escenarios futuros", si bien no puede adelantar de momento si se ampliará el estado de alarma por otras dos semanas después del 11 de abril.

El ministro ha explicado que el Ejecutivo está ahora mismo "concentrado en controlar la epidemia" y en que se apliquen todas las medidas adoptadas para erradicarla. "Evidentemente el Gobierno trabaja en todos los escenarios futuros que no son anticipables en este momento todavía", ha subrayado a la pregunta de si se contempla ya una prórroga del estado de alarma.

El responsable de Sanidad ha remarcado que el Ejecutivo "está controlando la situación" y que se va dando "diariamente toda la información disponible" sobre esta "situación nueva" a la que se está "haciendo frente de la mejor manera posible", una afirmación que ha compartido el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska.

"Desde el ámbito sanitario se está llegando a los picos de infección, hay un nivel de contagio que va decreciendo. Eso es que se están tomando medidas y las dos semanas anteriores han sido prueba del descenso. La situación está controlada dentro de la excepcionalidad de esta crisis", ha manifestado.

Para Grande-Marlaska, ese "control" de la situación no es sólo por las medidas del Gobierno, sino por todo el personal sanitario y otros funcionarios públicos como las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado que están "trabajando con un esfuerzo ímprobo", pero también por "el conjunto de la sociedad" por su "responsabilidad y solidaridad".

Según el ministro, los resultados también se están percibiendo en la movilidad, y ha puesto el ejemplo de las entradas a las grandes ciudades este lunes, el primer día del nuevo decreto de restricción de toda actividad económica no esencial. Así, ha dicho que en Madrid ha disminuido el tráfico en un 34% con respecto al lunes de la semana pasada, lo cual, a su juicio, esto demuestra "cómo la sociedad responde con responsabilidad y solidaridad en la lucha contra el virus".

Grande-Marlaska también ha aprovechado para asegurar que con la entrada en vigor del nuevo decreto "no va a haber ningún problema de abastecimiento necesario y preciso", por lo que ha hecho un llamamiento a la población para "no acumular" bienes.

 

Actividades esenciales

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha asegurado este lunes que los ciudadanos pueden salir de casa para comprar el periódico porque es una actividad "esencial" y un elemento de "primera necesidad".

Así lo ha explicado el titular de Interior al ser preguntado sobre si se garantiza a los ciudadanos la posibilidad de salir de su domicilios para adquirir la prensa en los establecimientos habituales sin que sea motivo de actuación policial.

"Se garantiza, evidentemente, que los ciudadanos puedan salir de casa para todas aquellas actividades entendidas como esenciales y, entre ellas, la compra de la prensa lo es", ha declarado Marlaska en su comparecencia en La Moncloa.

No obstante, el ministro del Interior ha llamado a los ciudadanos a aprovechar la salida "para comprar todos los elementos de primera necesidad, como es la prensa, como es la información" con la que se genera opinión, y "con las garantías precisas de distancia" necesarias.

Además, el ministro del Interior, ha asegurado este lunes que las repatriaciones de personas migrantes en situación administrativa irregular en España "estás suspendidas" por "una imposibilidad manifiesta" de retorno. En concreto, ha apuntado que los países de origen de la mayoría de estas personas tienen sus fronteras cerradas "para sus propios ciudadanos" ante la crisis del Covid-19.

Durante una rueda de prensa en La Moncloa, el ministro ha dicho que se está liberando a los internos en Centros de Internamientos para Extranjeros (CIE) aplicando "el principio de legalidad". Esto es, según ha explicado, cuando se constata la imposibilidad de ejecutar su expulsión de España dentro de los 60 días marcado por la ley desde su reclusión en el centro. Una vez superado este periodo, tal y como ha remarcado Marlaska, "se procede a acordar su libertad con las "garantías necesarias y precisas".

Si bien, en paralelo, el ministro ha afirmado que todas las repatriaciones de migrantes en situación irregular están "suspendidas" en plena crisis del coronavirus porque varios países han cerrado sus fronteras y están imponiendo restricciones a la llegada de personas procedentes de España.

Entre estos países están Marruecos, Guinea y Argelia, que se acuerdo a datos de ACNUR a fecha 31 de diciembre de 2019, es de donde proceden la mayor parte de las personas que llegan a España de manera irregular por tierra y mar. Es más, según el último informe del Servicio Jesuita a Migrantes-España (SJM-E), dos tercios de las personas internadas durante el año pasado en los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIE) procedían de Marruecos y de Argelia.

Los CIE son unas instalaciones policiales de carácter no penitenciario diseñadas para poder ejecutar la expulsión del territorio nacional, con lo que el internamiento en las actuales circunstancias carece de sentido al no poderse materializar el retorno, tal y como llevan tiempo denunciando varias ONG y el Defensor del Pueblo, que ha pedido la liberación de todos los internos.

De acuerdo al último balance de Interior, durante el Estado de Alarma decretado el sábado 14 de marzo, la ocupación de los Centros de Internamiento para Extranjeros (CIE) ha bajado un 57,3%. Además, dos de los siete centros de este tipo que operan en España ya están vacíos, si bien en el resto siguen personas recluidas en la actualidad.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme