GRUPO PLAZA

La Agencia de Protección del Territorio gestionará las sanciones por construir en suelo no urbanizable en Riba-roja

23/07/2021 - 

VALÈNCIA. El pleno del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha aprobado una iniciativa para delegar las competencias urbanísticas en la Agencia Valenciana de Protección del Territorio, dependiente de la Generalitat, en materia de infracciones urbanísticas graves o muy graves en suelo no urbanizable. La delegación de las competencias estará en vigor desde la misma aprobación. 

Según han explicado, la Agencia de Protección del Territorio es un organismo autónomo que se creó en el año 2014. Así, la adhesión al acuerdo entre la administración local y este organismo autonómico se sustenta en la base sobre el fomento para la creación de las figuras asociativas cuyo objetivo pasa por la mejora de los intereses comunes y para garantizar, al mismo tiempo, la eficacia en la prestación de los servicios. Se enmarca, además, en la legislación del Estado, sobre la cooperación entre las administraciones públicas.

De esta forma, desde la entrada en funcionamiento del acuerdo, las infracciones urbanísticas de índole grave o muy grave en suelo no urbanizable, común o protegido, pasarán a ser competencia directa de la Agencia de Protección del Territorio siempre que las edificaciones que incurran en esos supuestos se hayan iniciado a partir de la aprobación del acuerdo plenario.

El acuerdo prevé que la Agencia podrá asumir aquellos casos sobre infracciones graves y muy graves sobre los que no se haya iniciado ningún tipo de expediente administrativo por parte de los técnicos del departamento de Urbanismo del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria antes de la entada en vigor de la citada adhesión. En esos casos, la Agencia tendrá en exclusiva la competencia para iniciar, tramitar y resolver los expedientes urbanísticos correspondientes.

La Agencia Valenciana de Protección del Territorio tiene entre sus funciones principales la inspección y vigilancia urbanística sobre los actos de edificación y uso en suelo no urbanizable y la adopción de las medidas cautelares prevista en la actual legislación en materia de urbanismo, con una especial atención a la suspensión de los actos de edificación y uso del suelo que realicen actuaciones sin la necesaria autorización o permiso de las administraciones municipales o autonómica.

El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, ha afirmado que esta adhesión "es muy importante para nuestro municipio ya que nos permitirá ejercer una vigilancia sobre aquellas actuaciones ilegales en suelo no urbanizable, ya que se trata de una cuestión de respeto hacia la legalidad vigente por parte de todos los vecinos y, al mismo tiempo, un cuidado sobre nuestro medio ambiente".   

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email