GRUPO PLAZA

La comunidad energética Castellar-Oliveral ultima su puesta en marcha instalando la planta fotovoltaica

11/01/2022 - 

VALÈNCIA. (EP) La comunidad energética local de Castellar-l'Oliveral, la primera de este tipo de València, ultima su puesta en marcha definitiva con la instalación de la planta fotovoltaica, según ha informado el ayuntamiento de la ciudad en un comunicado.

El concejal de Emergencia Climática y Transición Energética, Alejandro Ramon, ha visitado el centro cívico La Cebera de Castellar-l'Oliveral coincidiendo con la instalación en su cubierta de esta planta fotovoltaica.

Así, en las próximas semanas entrará en funcionamiento la primera comunidad energética local de la capital valenciana, ha insistido el consistorio.

Este proyecto, impulsado por el Ayuntamiento de València a través de la Fundación València Clima i Energia, arrancó hace aproximadamente año y medio con unos talleres participativos por medio de la Oficina de la Energía de València y con el fin de explorar con los vecinos de Castellar-l'Oliveral nuevos modelos energéticos alternativos.

A partir de esos talleres, un grupo de residentes ejercieron como motores del proyecto y buscaron "la fórmula asociativa más abierta y transparente posible", una iniciativa que culminó con la presentación oficial del proyecto a principios de noviembre en el edificio de La Cebera, ha detallado la administración municipal. El consistorio cede su cubierta para impulsar esta iniciativa.

Alejandro Ramon ha considerado que las comunidades energéticas locales son "una herramienta pionera, clave para alcanzar los objetivos de descarbonización de la ciudad". Así, ha valorado la apuesta por impulsar "un modelo energético compartido, más sostenible y democrático a través del cual la ciudadanía adquiere un rol activo asociándose para generar su propia energía, limpia, renovable y de proximidad".

El edil ha resaltado "el éxito rotundo de participación ciudadana, con unos 60 socios, en este proyecto como autoconsumidores" y ha señalado que se beneficiarán de una "energía barata, limpia y de proximidad que les permitirá reducir sus facturas de electricidad, aumentando su autonomía y soberanía energéticas".

La comunidad energética local Castellar-l'Oliveral es el primer ejemplo de asociación (sin ánimo de lucro) constituida específicamente como comunidad energética y formada por vecinos sin experiencia previa en el ámbito energético, ha precisado el Ayuntamiento, que ha dicho que esto es "una muestra de las posibilidades que ofrecen" estas agrupaciones "para fomentar la participación activa de la ciudadanía en el nuevo modelo energético".

En este caso, la gobernabilidad reside de manera exclusiva en las personas asociadas. La asociación es la titular y única propietaria de las instalaciones de generación fotovoltaica, ha subrayado el consistorio.

Este proyecto ha sido financiado colectivamente gracias a las inversiones particulares de los vecinos, que en apenas unas semanas han agotado las participaciones disponibles. Además, ha sido subvencionado por el IVACE, dentro de su programa de incentivos para comunidades energéticas y con una cobertura de alrededor del 50% de los costes de la instalación.

Los propios socios serán quienes decidan cómo emplear la subvención, si destinarla a un retorno de la inversión o buscar nuevos proyectos de generación renovable.

Entre los socios participantes, mayoritariamente familias, se encuentra también la Cooperativa Eléctrica de Castellar, la Sala l'Horta, productores locales y la propia Fundación València Clima i Energia. Esta "cederá gratuitamente su parte de energía a hogares en situación de vulnerabilidad, fomentando asegurar una transición energética justa que defienda el derecho a la energía de toda la ciudadanía, independientemente de su situación socioeconómica", ha explicado el concejal.

La presidenta de la asociación Comunidad Energética Local Castellar-l'Oliveral, Empar Puchades, ha asegurado que esta es "una iniciativa innovadora, social, económica, ambiental e integradora" que "supone un nuevo modelo de relación con nuestro entorno con el tema de la energía, un bien fundamental y de primera necesidad en estos momentos tan críticos".

Puchades ha valorado "la principal forma de participación ciudadana directa en la tan necesaria transición energética, produciendo, gestionando y autoconsumiendo colectivamente energía limpia y económica, participando activamente frente al cambio climático". "No queda más que felicitarnos y desear que iniciativas como esta y otras sean posibles y se multipliquen en barrios y pueblos", ha añadido.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email