GRUPO PLAZA

También se simplifica la cartelería de los horarios y se renombran paradas

La EMT cambia el nombre a las líneas circulares, que a partir de febrero serán C2 y C3

17/01/2022 - 

VALÈNCIA. Las líneas circulares de la EMT abandonarán en el mes de febrero su nomenclatura tradicional y pasarán a ser la C2 y C3. Así lo explicaba este lunes el concejal de Movilidad y presidente de la empresa de transporte público, Giuseppe Grezzi, junto con la gerente, Marta Serrano. De esta forma, las antiguas líneas 79 y 80 se transformarán en la nueva C2, camino que también seguirán la 89 y la 90, como C3. 

La medida entrará en vigor a partir del 1 de febrero aunque, tal y como ha informado Serrano, habrá un periodo de adaptación en el que los autobuses llevarán ambas nomenclaturas de manera que los usuarios puedan empezar a identificarlas correctamente y adaptarse. Del mismo modo, también se sacarán de nuevo a la calle los informadores 'chaquetas rojas' para explicar el cambio a los habituales de estas líneas. Y además se colocará cartelería en las paradas y se informará de la cuestión a través de Internet y las redes sociales.

El cambio de nombre va en consonancia con la puesta en marcha de la línea C1, que lleva funcionando ya casi dos años y que conecta el centro más inmediato de la ciudad. De este modo, la EMT ha querido dotar de mayor coherencia a la nomenclatura de todas sus líneas circulares, de manera que el segundo ámbito de alcance hacia los barrios de la capital será la C2 y, finalmente, el círculo más amplio la C3.

Cabe recordar que las líneas 79 y 80 discurren por la orilla del antiguo cauce en el recorrido conocido como Grandes Vías, mientras que las 89 y 90 amplían su ámbito de actuación hacia la zona más alejada del centro, en la ruta Ronda Trànsits

Cambio de nombre en el 25% de las paradas

Otra de las novedades que ha anunciado la EMT es el cambio de nombre de un cuarto de las paradas que hay repartidas por la ciudad de València, con el objetivo de hacerlo más simple e intuitivo para la ciudadanía. En este sentido, primarán los puntos de interés ampliamente conocidos por encima de los simples nombres de los cruces en los que se encuentran. Así, por ejemplo, Xàtiva-Marqués de Sotelo será ahora solo Xàtiva, mientras que también se acortarán nombres como por ejemplo Torres de Serranos, IVAM,  o Plaza de la Reina, entre otros. 

Además, para favorecer la intermodalidad, Marta Serrano ha explicado que las paradas cercanas a estaciones de tranvía y metro también recibirán el nombre de ese enclave, de manera que los viajeros lo tengan más sencillo a la hora de saber dónde tienen que bajar para poder acceder a otro medio de transporte urbano. 

La decisión sobre las paradas que tendrían que cambiar de nombre se ha tomado en conjunto con el órgano consultivo de la empresa, compuesto por diferentes asociaciones y colectivos: "Hemos cambiado el nombre de las paradas que daban pie a ello para simplificarlo y hacerlo más comprensible y accesible, aunque solo en aquellos casos en los que ha sido posible. El resto, se mantendrán con el nombre de los cruces o de las calles en las que se encuentran", matizaba la gerente de la EMT. Así, con todo, los alrededor de 300 puntos renombrados son aquellos que verdaderamente se conectan con algún punto remarcable de la ciudad, ya sea turístico, histórico o relacionado con el transporte público. 

Simplificación de la cartelería y rotulación

Otra de las novedades tiene que ver con la rotulación de los autobuses. En este sentido, y a partir de ahora, los vehículos tan solo llevarán en su cartel el punto de destino, y no el de inicio y destino, tal y como sucedía hasta ahora. Con todo, Serrano ha considerado que esto hará también más intuitivo el uso de la red de transporte, ya que elimina cualquier posibilidad de confusión sobre el sentido en el que se dirige el autocar.

Giuseppe Grezzi. Foto: KIKE TABERNER

Así, con todo, los paneles de actualizarán con cada cambio de sentido cuando corresponda. Y un proceso similar atravesarán también los carteles que se ubican en las propias paradas con información sobre el recorrido de los autobuses, donde también se eliminará el sentido contrario para dejar únicamente el que corresponde a ese punto y así evitar confusiones. 

Además, tan solo se ofrecerá información sobre el horario de la temporada en curso, invierno o verano, y los carteles se cambiarán siempre que sea necesario para evitar, nuevamente, que se produzcan casos de confusión. Y, del mismo modo, también se ha redefinido el diseño de los carteles para que tengan la letra más grande y ofrezcan indicaciones como los puntos violeta más cercarnos, qué hacer en caso de acoso, instrucciones sobre el uso de los asientos reservados, o incluso puntos de interés cercanos a la parada. 

Número de usuarios y nuevas marquesinas

El presidente de la EMT, Giuseppe Grezzi, destacaba que durante estas fiestas ha habido un aumento del 43% en el número de usuarios con respecto a las cifras del mismo periodo del año anterior. Sin embargo, también reconocía que el embiste de la variante ómicron y su consecuente aumento en el número de los casos ha tenido un impacto en la cantidad de usuarios que recurren al servicio de autobuses. Así con todo, y aunque a lo largo de 2021 se ha registrado una mejoría con respecto al primer año de coronavirus, los números todavía quedan lejos a lo de prepandemia. 

Asimismo, Grezzi también recordó que pronto se licitará el contrato para la publicidad de las marquesinas, lo que supondrá un aumento de los ingresos para la empresa. Y es que, según explicaba, las paradas serán por primera vez propiedad de la ciudad, por lo que los beneficios de explotación de los anuncios serán más altos. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme