Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Hoy es 27 de octubre y se habla de sanidad coronavirus TOQUE DE QUEDA impuestos ghatto
GRUPO PLAZA

opinión

Llegó el 'Día D' del Brexit, ¿qué pueden esperar los inversores?

Este viernes se confirmará la salida del Reino Unido de la Unión Europea, pero el proceso esta lejos de terminar como advierte el economista de Schroders

31/01/2020 - 

MADRID. El 31 de enero de 2020 será el 'Día D del Brexit', pues se confirmará la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE). Sin embargo, este culebrón está lejos de termina y a lo largo del año habrá varias fechas clave que los inversores deberán tener en cuenta. El comienzo de este proceso se remonta al referéndum del 23 de junio de 2016, cuando los británicos votaron (por un margen de 52% a 48%) a favor de la salida de la Unión Europea; más recientemente, las elecciones generales de diciembre de 2019 dieron al Partido Conservador la mayoría que necesitaba para impulsar su acuerdo de retirada a través del Parlamento británico, allanando el camino para la salida definitiva. Sin embargo, esto está lejos de ser el final de la historia del Brexit.

A continuación, analizamos qué supondrá esto para la economía y cuál es la relación que los inversores esperan que el Reino Unido y la Unión Europea mantengan dentro de un año. Estas son las fechas clave del Brexit:

1) 31 de enero de 2020: Reino Unido abandona la UE

Este instante marcará la salida oficial del Reino Unido de la UE y su entrada en un período de transición, que actualmente está previsto que dure hasta el 31 de diciembre de 2020. El Reino Unido ya no tendrá ningún miembro en el Parlamento Europeo, pero permanecerá en la unión aduanera y el mercado único de la UE hasta el final del período de transición. El Reino Unido también seguirá involucrado en unos 40 acuerdos comerciales que la UE tiene con otros países.
El Reino Unido ya no puede optar por permanecer en la UE revocando el artículo 50 (que es el mecanismo por el cual los países salen de la UE). Puede comenzar a negociar acuerdos comerciales con otros países, aunque los nuevos acuerdos no pueden aplicarse hasta que el Reino Unido abandone la unión aduanera europea.

Theresa May y Jean-Claude Juncker / YVES HERMAN (REUTERS)
2) 11 de febrero de 2020: Actualización del PIB del Reino Unido

Esta publicación de datos mostrará qué desempeño tuvo la economía del Reino Unido en el último trimestre de 2019.  La publicación anterior mostró que el PIB aumentó un 0,1% entre septiembre y finales de noviembre, pero se redujo en un 0,3% en noviembre.
Los datos recientes del PIB del Reino Unido han estado fuertemente distorsionados por el aumento y reducción de existencias, ya que los diversos plazos de salida han ido cambiando. En general, los datos sugieren que la economía está haciendo frente a la incertidumbre del Brexit. Los hogares continúan gastando, aunque las empresas siguen mostrando cautela. Los indicadores adelantados sugieren que la economía se desacelerará aún más en los próximos meses en medio de un panorama de crecimiento mundial moderado. Con la reducción del riesgo de un Brexit sin acuerdo, hay menor necesidad de acumular reservas. Por lo tanto, pensamos que el crecimiento a corto plazo podría ser bastante débil a medida que se agoten las reservas existentes. Incluso existe el riesgo de una recesión técnica (es decir, dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo). Sin embargo, confiamos en que la economía se recuperará y el crecimiento se acelerará a partir de la segunda mitad de 2020.

3) Finales de febrero/principios de marzo de 2020: El mandato se acordará y las conversaciones comenzarán

Se espera que los ministros europeos se reúnan en Bruselas a finales de febrero para aprobar el mandato de negociación para la futura relación con el Reino Unido. El comercio será un gran foco de atención, pero también se espera que las conversaciones cubran áreas como la defensa y la seguridad, la aviación y la regulación de los medicamentos. Asumiendo que el mandato se acuerde a finales de febrero, se espera que las conversaciones comiencen a principios de marzo.

4) 11 de marzo de 2020: Presupuestos generales del Reino Unido

Estos serán los primeros presupuestos generales del nuevo Gobierno conservador dirigido por Boris Johnson. El presupuesto será entregado por el Canciller de Hacienda, Sajid Javid.  
En su manifiesto, los conservadores prometieron aumentar el gasto, aunque el incremento sólo representa un 0,3% más que el gasto actual. La inversión pública aumentará un 10%, pero ambas cifras están por debajo de lo que los laboristas habían prometido. Sin embargo, esto señala el fin de la austeridad. También significa el fin de las reglas fiscales existentes y de unos presupuestos equilibrados.


5) 26 de marzo de 2020: Primera reunión del Banco de Inglaterra con un nuevo gobernador

Andrew Bailey sustituirá a Mark Carney como gobernador del Banco de Inglaterra (BoE) el 16 de marzo y diez días después presidirá su primera reunión al frente del organismo. Este encuentro será seguido de cerca para escrutar cualquier signo de respuesta del BoE tanto al Brexit como a los presupuestos generales.
No creemos que el cambio de gobernador suponga un cambio dramático en la política del Banco de Inglaterra. Por supuesto, el Comité de Política Monetaria tendrá en cuenta, tanto el Brexit como los presupuesto. Sin embargo, las evaluaciones detalladas del estado de la economía del Reino Unido se publicarán probablemente en el Informe de Política Monetaria trimestral de mayo. Será la primera oportunidad del Banco tras el Brexit para exponer el análisis y las proyecciones que utiliza cuando considera la posibilidad de hacer cambios en los tipos de interés.

6) Junio de 2020: Cumbre para evaluar el estado de las conversaciones entre la UE y el Reino Unido

Se espera que se celebre una cumbre para evaluar el progreso de las conversaciones sobre la futura relación. Junio es técnicamente el último mes para que el Reino Unido solicite una extensión del período de transición más allá del 31 de diciembre de 2020. La transición puede extenderse hasta el 31 de diciembre de 2022, aunque el Gobierno británico se ha mostrado contrario a que haya más retrasos.

7) Finales de noviembre de 2020: Fecha límite para el acuerdo

El acuerdo entre la UE y el Reino Unido debe ser presentado al Parlamento Europeo a finales de noviembre para que sea ratificado a finales de año.


8) 31 de diciembre de 2020: Fin del período de transición

Si entonces se ha llegado a un acuerdo, entonces la nueva relación entre la UE y el Reino Unido entrará en vigor. En caso contrario, y si no se ha acordado una prórroga de la transición, el Reino Unido recurrirá a las condiciones comerciales básicas de la Organización Mundial del Comercio con la UE. El Reino Unido tampoco estará ya cubierto por acuerdos comerciales entre la UE y terceros países, a menos que esos acuerdos ya se hayan prorrogado o se hayan concertado nuevos.

¿Qué creen los inversores que pasará después?
En una serie de recientes conferencias de inversores en todo el Reino Unido e Irlanda, nuestro equipo de economistas preguntó a los asistentes qué pensaban que iba a suceder después, concretamente, cuál será la relación del Reino Unido con la UE a principios de 2021, tras el final del actual período de transición.
La mayoría de los encuestados (52%) pensaba que el resultado más probable era un "Brexit en el limbo", lo que significa que el período de transición se habría prolongado y el acuerdo comercial con la UE seguiría siendo objeto de negociación. Curiosamente, esta fue la opción que más votaron los asistentes en Dublín (el 68%).

'Brexit duro'

El siguiente escenario más votado con un 33% de los votos fue un 'Brexit duro', lo que significa que el período de transición terminará, según lo previsto, el 31 de diciembre de 2020 y el Reino Unido logrará un acuerdo comercial parcial con la UE. Sólo el 10% dijo que el Reino Unido seguiría estando en el mercado único de la UE 'Brexit suave'). Londres fue el lugar en el que más votaron esta opción, un 17%. Tal vez haya un elemento de ilusión aquí, ya que en Londres el 60% de los votos del referéndum fueron a favor de "permanecer" en la UE. Muy pocos (sólo el 4%) de los encuestados consideraron que el Reino Unido consumirá el período de transición sin un acuerdo (“en el borde del precipicio”).

La opción del Brexit duro parece la más acorde con el curso que el Gobierno británico está siguiendo actualmente. Es sorprendente que muy pocos asistentes esperen que no haya acuerdo o se quede al borde del precipicio al final del período de transición. La gran mayoría de los encuestados anticipan algún tipo de acuerdo o una extensión de la transición. Los mercados tratarán de descontar el escenario más probable. Si es así, debería implicar una reducción significativa de la incertidumbre y la volatilidad políticas en comparación con los últimos 12 meses.

Azad Zangana es economista y estratega senior de Schroders

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email