GRUPO PLAZA

proyecto 2016-2021

Los 15 compromisos para "resetear" el Consorcio de Museos

29/09/2016 - 

VALENCIA. Cinco meses después de ocupar su plaza, el gerente del Consorcio de Museos de la Comunitat Valenciana (CMCV), José Luis Pérez Pont, ha hecho público el proyecto que le valió el cargo: Apoyar el presente para construir el futuro. Con este documento quiere alejarse de la “república bananera en la que hemos vivido” y dejar claro que el Consorcio “no es un órgano político”, un proyecto cuya presentación se ha ido retrasando por el recorte impuesto desde el Ministerio de Hacienda y la revisión, todavía en marcha, de cada uno de los cajones de la entdidad. En ellos, por lo pronto, ha encontrado un recibo eléctrico anual de 130.000 euros, un “20% más” de lo que debería, pues la administración tiene precio reducido. Finalmente han renovado contrato con la empresa Iberdrola, tras pasar por un nuevo proceso de selección, “pero ahorrando 40.000 euros”. También pendiente de revisión está el contrato con Telefónica, tras detectar una “escandalosa” factura de 23.900 euros. El estudio de contratos y publicación de convocatorias públicas han marcado los primeros meses de gestión, que en su horizonte más cercano avanza hacia la descentralización y tiene pendiente la publicación antes de que acabe el años de cinco nuevas convocatorias –principalmente de carácter educativo-. El proyecto, ya disponible en su página web, cuenta, además de líneas generales, con más de un compromiso concreto, un proyecto ideado para el periodo 2016-2021. Estos son los proyectos para "resetear" el Consorcio de Museos:  

1.Crear una tienda y cafetería para hacer el Centro del Carmen “más accesible y disfrutable”. Pendiente de conocer su viabilidad, aunque ya se baraja el primer espacio de la sala que hasta hace unos días acogía la exposición en colaboración con el Museo del Prado Los objetos hablan, el espacio de restauración y tienda ocuparían un mismo lugar. En el último caso, el gerente del CMCV se plantea crear un “outlet de ejemplares” para dar salida a los libros editados por la institución en los últimos años, un punto permanente que contaría con otro tipo de merchandising generado en colaboración con el ISEA, con el que ya ha tenido conversaciones para dar cabida a jóvenes diseñadores.

2. Gratuidad del Centro. Anunciada la medida hace meses, será el próximo 4 de octubre cuando el consejo general aborde la modificación de la ordenanza para hacer efectiva la gratuidad del Centro del Carmen. Explicó Pérez Pont que una de las posibilidades para mantener los ingresos sería plantear la fórmula de ‘amigos del museo’ o, aunque actualmente “no es posible en España”, lograr que se pueda implantar una urna de donaciones por la que los visitantes pagarían lo que creyeran oportuno.

3. Acabar con el centralismo. José Luis Pérez Pont ha sido bien crítico con la “inadecuada dinámica” con respecto a Alicante y Castellón, elementos que “han mermado las posibilidades” de los profesionales de estas provincias. Así, entre otras medidas, destacó su trabajo por unir a los directores de los tres Museos de Bellas Artes, con el fin de generar una serie de coproducciones que se materializarán en las temporadas 2017 y 2018.

4. Delimitar los criterios de la programación de cada uno de los centros y salas de exposiciones para que se produzca una continuidad y complementariedad en los contenidos. “En este mismo centro se ha estado programando de todo y a la vez de nada”, afirmó Pérez Pont en la presentación del documento, texto en el que indica que “la oferta pública en expresiones artísticas contemporáneas en la CV ha sido escasa y en ocasiones descoordinada”. Así, el Centro del Carmen ya está inmerso en el proceso de definición con espacio de arte contemporáneo un proyecto que, indicó, no quiere entrar en competición con el IVAM, con quien Cultura fomenta reuniones periódicas para su coordinación. 

5. Rehabilitar el Centro del Carmen. Recuperar un espacio de diez aulas en el que se desarrollarían actividades autogestionadas. “Si se rehabilita o no depende de la capacidad económica de la Conselleria”, indicó, aunque el proyecto ya cuenta con un informe arquitectónico y valoración económica.

6. Igualdad real. Lenguaje no sexista y especial sensibilidad al colectivo LGTBI, no en vano esta misma semana llega a la sala Contrafuertes la exposición por el 30 aniversario del colectivo Lambda. La igualdad en el lenguaje, sin embargo, no será una regla matemática en la selección de artistas y comisarios en favor de la "calidad" de los proyectos. "Sería una trampa caer en esa ficción". 

7. Más y mejor comunicación. Inmersos en un proceso de renovación de página web, para dar una imagen “más fresca” y accesible, el proyecto de Pérez Pont incluía un proyecto comunicativo a mayor escala, la creación de un portal de arte que podría estar participado por as asociaciones profesionales de la cultura valenciana y que recogería los programas y actividades promovidas desde las instituciones públicas y entidades privadas. Este último proyecto, sin embargo, podría ser finalmente sustituido por una app común en la que está trabajando la Conselleria de Cultura.

8. Convenios estratégicos con colegios mayores como el Col·legi Major Rector Peset de la Universitat de València, que actualmente prepara un plan de residencias artísticas para jóvenes creadores europeos, residencias para cuyo impulso ya se han mantenido reuniones entre unos y otros.

9. Estímulo de convocatorias públicas a becas de creación, ya publicadas, y también de investigación. A este respecto, en las próximas semanas se publicará una nueva convocatoria pública para comisarios que generarán exposiciones para la sala Ferreres en la que revisarán la trayectoria artística de distintos creadores.

10. Vincular el CMCV a otras instituciones de ámbito nacional e internacional. En este caso ya se trabaja en proyectos de la mano del Reina Sofía (Madrid), Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León o Es Baluard Museu d'Art Modern i Contemporani de Palma. En este aspecto, también se estará en contacto con el órgano de la Generalitat que gestiona la Red de Museos de la Generalitat Valenciana, que cuenta con 229 museos o colecciones museográficas, para que sea posible una coordinación de todos los espacios.

11. Avanzar en un plazo medio hacia una ‘bolsa única para la cultura contemporánea'. La idea es agrupar todos los recursos disponibles: económicos, de espacios y de medios para su acceso a través de unas 17 convocatorias públicas flexibles. Se trataría de atender proyectos de producción, exposición, publicación, bolsas de viaje para ayudas a exposiciones o proyectos en el extranjero, propuestas de coproducción, etc. Poniendo a disposición del tejido creativo no sólo medios económicos sino también recursos como espacios infrautilizados, proyectores de video y otros equipos, material expositivo, etc.

12. Generar sinergias con la sociedad civil a través de, entre otras políticas, la nueva convocatoria pública Altaveu, por la que distintas asociaciones y organizaciones podrán proponer proyectos de carácter social para el Centro del Carmen.

13. Educación. El proyecto educativo se potenciará con dos de las cinco convocatorias que se lanzarán antes de que acabe el año. Por un lado, una de producción artística inclusiva y, por otro, de producción artística en entornos artísticos, para que distintos creadores desarrollen proyectos de este tipo en colegios de la Comunitat Valenciana.

14. Búsqueda de recursos propios. “En la actualidad, prácticamente la totalidad de los fondos de que se nutre el CMCV son fondos públicos, suponiendo una limitación respecto a las exposiciones y programas públicos a realizar, principalmente teniendo en cuenta la gran cantidad de centros de que consta”, reza el proyecto de Pérez Pont. De esta forma, uno de los objetivos es potenciar las coproducciones y patrocinios una fórmula que, además, es la única fórmula para mantener La Gallera. A pesar de haber anunciado que no renovarían el convenio con el espacio privado, que acaba el 31 de diciembre de 2016, Pérez Pont se mostró menos contundente ayer, afirmando que si contaran con un sponsor que se hiciera cargo de parte de su coste se plantearían mantenerla. En el caso de la búsqueda de recursos, también habrá que esperar a que conselleria modifique la Ley de Mecenazgo, anunciada para el primer semestre de este año.

15. Impulso al Centre de Documentació d’Art Valencià Contemporani de la Universitat de València (CDAVC), pues con “muy escasos medios”, intenta recopilar, desde su creación en 1983, todas las publicaciones y catálogos institucionales, ediciones de las galerías, fundaciones y espacios independientes que divulguen sus muestras, pero sin poder catalogar sus fondos adecuadamente, por falta de medios y, por ello, haciendo imposible el ponerlos fácilmente a disposición de los profesionales para su consulta.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email