GRUPO PLAZA

desayuno de valencia plaza y caixabank

Los empresarios valencianos de turismo quieren crear un lobby fuerte ante la administración

1/06/2016 - 

VALENCIA. Los empresarios valencianos enfocados al sector turístico ven necesario crear un lobby empresarial fuerte que les permita dirigirse a la administración pública para que tengan en consideración sus propuestas. Esta es uno de los objetivos que se han planteado en el desayuno "Retos de la industria turística de la Comunitat Valenciana en un escenario cambiante” organizado por Valencia Plaza y Caixabank en el Hotel SH Valencia Palace este martes. 

En este encuentro de opiniones estuvieron directivos del área hotelera, gastronómica, de recintos de negocios, aerolíneas y oferta complementaria. Javier Vallés, director general de SH Hoteles, Javier de Andrés, gerente del Grupo La Sucursal, Javier Gutiérrez, director del Casino Cirsa Valencia, Juan Manuel Baixauli, presidente de Grupo Gheisa, Juan Carlos Sanjuan, CEO de Casual Hoteles, Emiliano García, gerente del restaurante Casa Montaña, Ana Merelo, directora general de Valencia Guías, Miguel Ángel Fernández Torán, de la dirección general del Balneario de Cofrentes, José María Díez, director comercial y marketing de Avanqua, Alejandro Deltoro, director de Marketing del Bioparc, Rafael Martínez, director general de La Galiana Golf, José María Chiquillo, coordinador para España en el Programa Unesco Ruta de la Seda han sido las voces participantes moderados por Alberto Galloso, director general de Soluciones Turísticas.

El primero de los retos a debatir fue el de la profesionalización del sector turístico en la Comunitat Valenciana. "Ha subido mucho el nivel en los últimos años aunque sí que es cierto que venimos de un nivel bajo", apuntaba Vallés, de SH Hoteles. "A nivel de directivos está cuajando más el tema pero a nivel de base falta profesionalización, parece que ser camarero, cocinero o recepcionista todavía no lo tiene como una profesión". Por la misma vía seguía García, de Casa Montaña, quien cree necesario formar a los mandos como gerentes y directivos. 

La percepción es que todavía existe una brecha entre el turismo, la formación profesional y el ámbito universitario a pesar de que el turismo una parte esencial para la economía del país y concretamente de la Comunitat Valenciana. Martínez, del Campo de Golf La Galiana, apuntó a los idiomas como básico para el sector, algo que no está asumido. "Hemos pensado siempre que tenemos turistas por castigo al tener sol, playas y hoteles y como van a venir no hay que hacer nada más", apuntaba Díaz, de Avanqua. 

Sin embargo, destaca el cambio de percepción a partir de la crisis. "Nos hemos dado cuenta de que tenemos que estar más preparados para tratar al turista y nos ha abierto los ojos". "Queremos que se profesionalice el sector, cuando ni nosotros estamos profesionalizados", criticaba Sanjuan, de Casual Hoteles y aseguró que reparte el 10% de sus beneficios pero siempre que cumplan unos items de mejora y el 60% corresponde a formación que paga la empresa. "Tenemos que provocar que nuestros empleados se formen".

¿Suficiente innovación?

"Sigue habiendo diferencias en el tamaño de la empresa y en la Comunitat siguen siendo pequeñas lo que dificulta pensar en la innovación que se hace si se puede", apuntaba Gutiérrez, del Casino Cirsa Valencia. "Pero cuando viajas por ahí te das cuenta de que la innovación no tiene que ver con cuestiones puramente tecnológicas, sino que es en procesos productivos". Sin embargo, Baixauli, de Grupo Gheisa, cree que la empresa valenciana lo está haciendo bien y que muchas de las grandes compañías hoteleras no tienen ni un sistema de reservas online. 

Donde destacó la falta de innovación era en la estructuración por producto ya que el turismo no se demanda por provincia, sino por qué busca el turista como Galicia con el Apóstol Santiago mientras que en Valencia nadie hace caso al Santo Grial. "Hay que transformar un producto que ya tienes en algo de valor que genere tráfico turístico como la maratón", apuntaba. "La música, el 53% de las sociedades musicales están en la Comunitat Valenciana y tenemos a la mejor escuela de música contemporánea, ¿cómo no hay actividad musical en la calle?".  A partir de ahí esto puede elevar el precio de la habitación, por ejemplo, de los hoteles y facilitar la inversión en innovación.

Sanjuan, de Casual Hoteles, estaba en desacuerdo con que se estuviera haciendo bien en innovación. "Nadie tenemos una parte de nuestro presupuesto para avances tecnológicos, para desarrollar mejor mi web, para utilizar el big data y mezclar datos de distintos hoteles". Sin embargo, De Andrés de La Sucursal aseguraba que la tecnología no suple al factor humano y que hay que prestar atención a los pequeños detalles. 

La necesidad desestacionalizar

Todos están de acuerdo en que Benidorm ha sido la ciudad que ha conseguido desestacionalizar su turismo y tenerlo todo el año. "El resto vende porque tiene buena playa y sol, pero luego se le va el cliente como Benicàssim o Dénia", aseguraba Baixauli. "El gran reto es estructurar productos y a partir de ahí aparecerán más alojamientos y restaurantes". 

Martínez, de La Galiana Golf, aseguraba que en Alicante sí que se tiene claro el apostar por el producto del golf y se han hecho estudios apoyados por la Cámara de Alicante, Costa Blanca y la parte política. "El golf ayuda a desestacionalizar el turismo y en Valencia es algo de lo que no se quiere hablar", insistía, para criticar que no exista una estrategia en Valencia para captar cliente.

José María Chiquillo, coordinador para España en el Programa Unesco Ruta de la Seda, también defendió que muchos turistas se mueven por la cultura y el folclore y apuntó a Valencia como capital mundial de la seda y a vender como producto junto a La Lonja, Velluters, la fiesta de las Fallas. "Tenemos que buscar un complemento cultura y de ocio". 


El papel del sector público

Existen discrepancias en la posición sobre el papel del sector público. Baixauli aseguró que los políticos siempre intentan controlar las iniciativas, pero no desde un punto de vista empresarial. "Los políticos que toman las decisiones no tienen la adecuada formación turística", apuntaba Fernández, del Balneario de Cofrentes. A esto, Merelo, de Valencia Guías) cuestionaba la fórmula para promocionar la Comunitat en ferias turísticas internacionales. "Es para llorar".  

"Tenemos que pasar de los políticos y ayudarnos entre nosotros", apuntaba Martínez para llegar a la conclusión, junto al resto, de que la falta de un lobby fuerte del sector turístico en la Comunitat y la unión de las empresas haya propiciado que la parte política se aproveche. "Debemos asumir riesgos todos y luego compartir el éxito", apuntaba García de Casa Montaña.

"La administración debe ser un coordinador desinteresado que haga que todos nosotros nos entendamos", apunta Deltoro, de Bioparc. Y es que se llegó a la conclusión de que la única entidad con fuerza de decisión es Hosbec para marcar las estrategias de su ciudad.  "Benidorm o Costa Blanca tienen un lobby compacto y unido y se han hecho fuertes ante la administración", insistía Vallés.

"En Turismo no tenemos una empresa referente empresarial. Somos muy pequeños y atomizados", sumaba Baixauli. De Andrés  reprochaba que no tenemos conciencia de querer a esta ciudad ni los valencianos de que la ciudad es turística. Sobre una posible tasa turística, hubo todo tipo de opiniones. García apuntaba a una eco tasa, mientras que De Andrés no creía que el sector estuviera maduro para ello. Otros como Baixauli insistía en que la administración no es un buen gestor del turismo. 

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme