GRUPO PLAZA

estable tras las lluvias

No hay llamas en ningún frente del incendio de la Vall d'Ebo

18/08/2022 - 

ALICANTE (EFE). El incendio forestal de la Vall d'Ebo, en el interior norte de la provincia de Alicante, se encuentra estable después de que las lluvias caídas la pasada noche ayudaran a la extinción y, a primeras horas de esta mañana, ningún frente presenta llamas.

Fuentes de Emergencias de la Generalitat han informado este jueves que la precipitación acumulada en las últimas 12 horas es de 39,4 litros por metro cuadro en Pego, localidad próxima el núcleo central del incendio, en la comarca de la Marina Alta.

Pese a este entorno favorable, durante la noche se registró un rebrote en la zona de Benimassot, pero ya estaba controlado a las 6.30 horas de este jueves. A primeras horas de la mañana se han incorporado a las tareas de extinción cuatros aéreos de la Generalitat, uno de la Diputación de Alicante, uno del gobierno de la Región de Murcia y uno del Ministerio de Transición Ecológica,

Durante la noche han estado trabajando en la zona 26 dotaciones de bomberos de la Diputación de Alicante, seis unidades de bomberos forestales de a Generalitat y seis autobombas. A primeras horas de la mañana todavía hay carreteras secundarias cortadas en las zonas próximas al incendio, a la espera de que esta mañana se proceda a la limpieza y retirada de piedras de la calzada.

Por otra parte, el incendio declarado en el término de Petrer quedó controlado a las 00.30 horas. 

Desmovilizada la UME del incendio de Vall d'Ebo

La dirección del incendio forestal de la Vall d'Ebo (Alicante) ha desmovilizado a los efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) que trabajaban hasta el momento en la extinción del fuego, que todavía no se ha dado por estabilizado tras calcinar un total de 12.150 hectáreas de terreno en 100 kilómetros de perímetro.

En la zona permanecen trabajando 16 dotaciones del Consorcio Provincial de Bomberos de Alicante, tres unidades de bomberos forestales de la Generalitat con dos autobombas, cuatro agentes medioambientales y seis medios aéreos, según la actualización de las 18.02 horas del Centro de Coordinación de Emergencias de la Generalitat.

Además, tras el vuelo y el análisis de este mediodía se ha fijado en 12.150 hectáreas quemadas y en 100 kilómetros de perímetro, unos datos que serán "muy parecidos a los finales".

Durante la mañana se han producido "algunas reproducciones" dentro del perímetro afectado por el incendio, que lo han "ensanchado" en algunos puntos. Motivo por el cual el fuego "no se puede dar todavía por estabilizado", según explica el Consorcio de Bomberos.

Sobre las 19.00 horas está previsto que se realice otro vuelo y un nuevo análisis sobre la zona para poder actualizar los datos a última hora de la tarde.

En cuanto a la situación del fuego, "si todo evoluciona correctamente", el incendio se podrá declarar "esta noche o mañana" como estabilizado, "pero debe evolucionar bien y no tener reproducciones". Los efectivos concentran sus esfuerzos en dar por estabilizado el fuego, para posteriormente controlarlo.

Durante la mañana, el 'president' de la Generalitat, Ximo Puig, tras presidir la reunión del Centro de Coordinación Operativa Integrada (Cecopi), ha indicado que los efectivos de la UME que trabajan en Vall d'Ebo podrían desplazarse a Bejís a lo largo de la jornada. También ha señalado que en el fuego de Vall d'Ebo ya no quedan llamas y que, si no hay variación del tiempo, se podría dar por estabilizado a lo largo del día.

Vecinos desalojados

Los vecinos desalojados por el incendio forestal han podido comenzar a regresar a sus casas y se han mostrado reconfortados, principalmente, porque los núcleos urbanos no han ardido. No obstante, también han expresado su "tristeza" y "desolación" por la pérdida paisajística y medioambiental que ha causado el fuego a su paso por el pulmón verde de la provincia, han señalado a Europa Press alcaldes de varias de estas localidades que tuvieron que ser evacuadas.

La Policía de la Generalitat ha vigilado las poblaciones afectadas en el entorno de la Vall d'Ebo y ha realizado inspecciones para poder acompañar a los vecinos de la Vall de la Gallinera que volvían a sus casas de forma "paulatina".

El regreso de los residentes a un hogar que se ha salvado de las llamas, pero que sobrevive rodeado de ceniza, se producirá de manera "escalonada" entre jueves y viernes y marcado principalmente por la incertidumbre, por lo que los alcaldes piden "calma" y "mucha cautela".

El regreso a los núcleos también se realiza en municipios como la Vall de Alcalá y la Vall d'Ebo, en la Marina Alta, así como en Facheca y Famorca, en El Comtat. Por su parte, Cruz Roja Alicante ha iniciado el desmontaje de los albergues provisionales de Pego y Muro d'Alcoi y este jueves se continuará con la reubicación de la población.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme