X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 19 de junio y se habla de Caso Castor florentino pérez tim hortons Botànic II
GRUPO PLAZA

SHOEGAZE - DREAM POP

Nomembers: “Sería muy poético escuchar este disco como banda sonora para morir”

El cuarteto, en el que encontramos músicos procedentes de Arthur Caravan, Las Víctimas Civiles, We Are Not Brothers y The Obleans, presentará en directo su primer LP el próximo 28 de junio en La Fábrica de Hielo

23/05/2019 - 

VALÈNCIA. Música para amansar a las fieras. O para dormir al monstruo de la hipocondría. O, qué demonios, música para tumbarte en el sofá a macerarte en tu propia melancolía. El cuarteto valenciano Nomembers -integrado por Dario Satorres (guitarra, voz), Lola Bonet (guitarra, voz, también conocida por otros proyectos como The Obleans o Ape, Perry and Bonette), Sandra Ferri (teclados) y Toni Blanes (percusionista e integrante a su vez de We Are Not Brothers, Las Víctimas Civiles y Arthur Caravan)- debutó el pasado 3 de mayo con un disco poético y envolvente, revestido de melodías embriagadoras y letras compuestas con mucho amor al detalle.

Hablamos con ellos de este LP, editado por Flexidiscos y el sello barcelonés Hidden Track, que se presentará en directo el próximo 28 de junio en La Fábrica de Hielo. En esta entrevista nos cuentan, entre otras muchas cosas, por qué es tan importante romper las barreras psicológicas que unen estilos musicales y lenguas. Ellos son una buena prueba de ello: ¡qué bien le sienta al dream pop las canciones en valenciano!

- Un nombre en inglés para un grupo que canta en valenciano ¿Cuál es la historia detrás de “Nomembers”
-Dario.: Es una larga historia, pero se resume muy fácil. En la época en la que Lola y yo nos conocimos, hace ya 17 años, yo empecé a grabar canciones compulsivamente encerrado en mi habitación de piso de estudiantes. Pero siempre he sido muy vergonzoso y no me atrevía a que alguien escuchara las grabaciones. Es cuando apareció Lola, que siempre ha sido la que más seguridad me daba, y sobre todo la que más iniciativa tenía. Ella fue la que lo empezó todo; nos montamos una banda y empezamos a tocar, yo con la guitarra y ella con la batería. De esto hace ya más de 15 años. Empezamos a buscar más componentes; al principio no encontrábamos a nadie, por lo que nos pusimos el nombre de “No Members in November” (uff qué época jaja)... Cantábamos en un inglés horrible y tocábamos canciones pop, largas y ruidosas. Después de muchos años tocando sin ninguna pretensión y sin ninguna intención de hacer nada serio, hace un par de años sufrí un arrebato de confianza y le propuse a Lola volver a intentarlo. Ella me contestó que sí, pero con dos condiciones: que cantásemos en valenciano y que ella se pasaría a la guitarra, cosa que acepté más que gustoso. Entonces llegó el momento de decidir el nombre. Al final, por nostalgia más que nada, y para que quedara algo que nos recordara todo el trayecto que habíamos hecho, decidimos mantener No Members y juntar las dos palabras para despojarlas de sentido en sí mismo: Nomembers.

 - La muerte es el eje vertebrador de las letras del disco ¿Se debe a que es un tipo de temática que funciona especialmente bien con las atmósferas densas y cadenciosas que habéis creado? 
-Dario: Esta "obsesión" aparente por la muerte no responde a una estrategia durante la búsqueda de un estilo, ni tampoco es que seamos gente muy triste y que estemos siempre en casa llorando. La realidad es, al menos por mi parte, mucho más sencilla y menos dramática. Simplemente se trata de "hipocondría". Se puede decir que desde hace años, sobre todo a partir de la adolescencia, empecé a temer a la muerte y pensar que iba a morir continuamente de una manera irracional y sin sentido. La época en la que conocí a Lola es cuando más exagerada era mi hipocondría, y resulta que me encontré a una persona igual o peor que yo. Lola y yo éramos dos personas aceptando una muerte ficticia continuamente. Ahora, cuando recuerdo esos momentos de dramas internos me parto de risa. Autodiagnosticándonos continuamente enfermedades e incluso vaticinando nuestra muerte cercana. Esto fue de más a menos; creo que con la edad nos volvemos menos impulsivos y más racionales. Y es una lástima porque, aunque sufrimos tanto antes como ahora, sufrimos de otra manera. Todo esto se resume en la canción "No viureu en pau" que en resumen es la aceptación final de la muerte después de toda una vida sintiéndola cerca. Y la reflexión más importante que hay en muchas de las canciones, es el cuándo, pero no cuándo te toca afrontar el momento, si no cuándo lo aceptas y dejas de luchar. Ahí se muestra una visión más romántica incluso melancólica de la muerte.

 - ¿Diríais que es un disco conceptual? 
-Dario: Sí, creo que sin quererlo nos ha salido un disco conceptual. Al no ser algo premeditado puede que no lo sea al 100%, pero sí que comparte un mismo hilo conductor. Aunque cada uno pueda interpretar a su manera cada una de las letras, también comparte un mismo mensaje de final de algo que cada uno puede trasladar a su vida, a un momento actual o a un recuerdo personal.

 - También hay muchas referencias a la naturaleza ¿Son solo referencias simbólicas o hay también alguna lectura sobre cómo estamos destrozando el medio ambiente?
-Lola: Tanto las referencias a la naturaleza como la temática de la muerte no fueron conceptos premeditados antes de ponernos a componer, fueron surgiendo poco a poco y creando un lazo entre canciones. Fue cuando teníamos el proyecto más avanzado cuando nos dimos cuenta de la permanente presencia temática y entonces ya pudimos conceptualizar el conjunto. 
-Dario: Creo que extraera analogías entre la naturaleza y las personas ayuda muchas veces a explicar o a describir de una manera más poética o simbólica cualquier cosa. Pero al final, sobre todo en nuestro caso, el significado es literal y también habla de morir. Es muy fácil de entender; la muerte de la naturaleza es nuestra propia muerte y no es un recurso literario, es la realidad. En mi caso particular, una de las cosas que más me ha impactado de mi infancia es el incendio que hubo en 1994 en mi pueblo, Bocairent. Recuerdo esa noche a los vecinos de mi calle, mirando a lo lejos con impotencia cómo las llamas, frente a nosotros, arrasaban el monte entero. Creo que “Bosc ferit” describe la sensación que tuve con diez años al volver por primera vez a los sitios donde jugaba y donde antes había un río, un bosque, animales.. y ahora solo había árboles caídos y ceniza. Murieron cinco personas al estrellarse una avioneta.

 - ¿Todas las canciones las ha escrito la misma persona o contribuís distintos miembros de la banda?
-La mayoría de letras son de Dario; hay alguna de Lola y otras que se han construido entre los dos. A veces uno llegaba con un argumento esbozado y lo terminábamos de cerrar entre los dos.

 - Cuando os juntasteis para ensayar por primera vez, ¿qué referentes teníais en mente? Os comparan con Hilary Woods o con los primeros Beach House. Quizás añadiría bandas como Tamaryn, pero al final todas estas cosas no dejan de ser conjeturas muy subjetivas ¿No es así?
- Las influencias más claras del grupo vienen sin duda del pop-rock de los noventa, en concreto del shoegaze, el lo-fi, el slowcore y el dream-pop. Si cada uno de nosotros nombramos a grupos que personalmente nos han influenciado, tanto en la música como en la vida, creo que coincidiremos en grupos como Sparklehorse, Slowdive, Galaxie 500, Mercury Rev, Flaming Lips, Eels… En definitiva, cada uno de nosotros aporta algo de sí mismo en cuanto a influencias, y esto al final crea algo que creemos que es muy personal y que a veces nos cuesta clasificar. Es curioso, pero muchas veces hablamos con gente y a cada uno le recordamos a grupos muy dispares, quizás porque al final seguramente hablamos más de sensaciones que de estilos. Por otra parte, cuando buscamos referentes más cercanos en el tiempo y el espacio encontramos referencias como Ferran Palau o el Petit de Cal Eril.

 - Para alguien que vaya a escuchar el disco por primera vez, ¿cuál es la situación cotidiana más adecuada para disfrutar de la música de Nomembers?
-Antes de morir sería bastante poético y coherente. Pero como es difícil ser personas tan previsoras… (¡es broma!). En cualquier momento que sepas que puedes escucharlo entero y con calma. Un buen momento también sería en un día de lluvia; puede que aporte un plus a la escucha.

 - (Para Toni y para Lola). Los dos procedéis de proyectos musicales muy diferentes a este. Mucho más enérgicos y macarras, como Ape, Perry And Bonette o We Are Not Brothers. Más políticos incluso, en el caso de La Víctimas Civiles. Este primer disco de Nomembers tiene sin embargo un aura nostálgica muy clara, y unas cadencias muy pausadas ¿Cómo os está sentado este cambio de registro? ¿Buscabais deliberadamente desviaros de lo que habíais hecho anteriormente?
-Toni: De Nomembers me gusta el ejercicio de reducir y simplificar. Menos es más. Intento reducir los dibujos para enfatizar la fuerza de cada golpe/explosión de reverb.
-Lola: Es verdad que yo vengo de hacer la macarra detrás de la batería y esa fue mi escuela como instrumentista, pero siempre he sido una popera empedernida. Fuera de los escenarios siempre he intentado hacer canciones con Dario, que fue mi mentor para llegar a hacer lo que realmente me gustaba. Y en casa componía canciones lentas y cursis. Pero ojo, dame unas baquetas y me vuelvo loca.

- ¿Pensáis que el valenciano, con su dulzura y su musicalidad interna, encaja especialmente bien con géneros como el shoegaze o el dream pop, donde hasta ahora apenas teníamos grupos de referencia?
-El motivo principal de cantar en valenciano es que es nuestra lengua materna. Hoy no le vemos sentido cantar en otra lengua, y menos si no sabemos hablarla ¿Cómo expresar cosas profundas con conocimientos superficiales? Pero es verdad que cada vez más a menudo los valencianoparlantes estamos dando el mismo paso y eso da pie a que entremos en cualquier tipo de género.

- ¿Cómo de importante pensáis que es para la normalización social del valenciano que ésta deje de ser una lengua exclusivamente atribuida a música tradicional o a grupos prototípicos de rock o rap valenciano como La Raíz o Zoo?
-Es fundamental que se cante en valenciano, y en cuantos más estilos mejor. Creemos que es muy importante que el estilo no lo marque la lengua en la que se canta. Que los grupos no seamos clasificados según si cantamos en valenciano o no. Hay que romper esas barreras que unen estilos y lenguas, y hablar de música, y lo que ella te transmite. En nuestra vida el valenciano se extiende a todo, lo usamos para todo y por tanto llega a todo, con la música pasa igual, habrá a quién le guste el trap y lo haga en valenciano, o la salsa y la cante en valenciano, en nuestro caso nos gusta el pop, así que hacemos pop. No suele ocurrir que a una banda madrileña se le pregunte por qué canta en castellano; canta en castellano porque es castellana. Se trata, supongo, de ser uno mismo, esta es la única manera de reivindicar lo propio.

- El diseño del disco -del que se ha publicado una edición limitada de 300 copias en vinilo blanco- ha sido desarrollado por Snoop, una agencia que ha hecho campañas para festivales como Primavera Sound o videoclips para grupos como Viva Suecia y El Último Vecino ¿Cómo definís el resultado?
-Snoop ha querido plasmar en el artwork la esencia del disco: un diseño de contrastes, contraposiciones y texturas. La portada tiene un tacto áspero con acabado en textura de piedra, y contrasta con un diseño interior más calmado similar al mármol y al agua. Todo está teñido bajo ese espectro azul, frío, gélido que se combina con la luz que aporta el color blanco en el interior y en el color del vinilo. Hemos trabajado el diseño conjuntamente con Snoop, y el interior es una (obra/serigrafía) de Lola. Como banda pensamos que es tan importante el contenido como el continente.

 - Para la presentación del disco habéis escogido como telonero a Cuarto Mandamiento, el proyecto personal de Almirante, el cantante y guitarrista de Tercer Sol ¿qué afinidades tiene con Nomembers?
A parte de ser colega, nos gusta mucho la propuesta que presenta en Cuarto Mandamiento. Las afinidades más que en estilos, las encontramos en ese halo de oscuridad que recubre sus canciones, que están llenas de capas hipnóticas. Nos mola mucho. También es integrante (cantante, guitarra, compositor) de Tercer Sol, grupo que nos encanta y que han sacado nuevo disco este año y que se lo recomendamos a la peña.

- Alcoi no deja de “exportar” músicos, la mayoría además muy poco convencionales ¿Tenéis alguna explicación para ello?
- La verdad es que sí que hay mucha gente haciendo música en Alcoi. Es un cultivo de artistas bastante potente en el País Valencià. Intentando buscar una explicación, nos vienen a la cabeza ciudades industriales como Glasgow, Manchester o Detroit, donde (salvando las distancias) siempre ha habido una escena musical muy importante. Alcoi, al igual que estas ciudades, tiene un pasado industrial muy arraigado.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email