X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

LAS NUEVAS GENERACIONES HACEN POP  

Quiénes son ‘las Futuras Licenciadas’ que escriben el presente de la música valenciana

Con un lema que dice “el pop no es cosa menor” se presenta este sello creado por tres jóvenes a medio camino entre València, Barcelona y Murcia. Una de sus integrantes, Carlota Díaz, es también la primera artista de la que editan un EP. Su canción Tobillos es una contraseña cultural que denota si estás dentro o fuera: si la entiendes, eres de la generación Z; si no, sigue leyendo

26/06/2019 - 

 26/06/2019 - VALÈNCIA. El pasado fin de semana en València lo tenía todo para convertirse en un ‘sálvese quien pueda’ de los de antes. Con oferta de ocio nocturno de viernes a lunes; con fiestas de Club Gordo y Umbral (en Spook, para esos millennials nostálgicos del tiempo no vivido), de The Basement y de Barraca, con propuestas que reivindicaban el techno y otras que hacían las veces con el house. “Techno is cool, but house is the thing. Get over it”, se leía en algunos Stories de Instagram. El juego de tronos era una realidad. Se hila tan fino, que la música electrónica de vanguardia se divide así, de nuevo, en la ciudad. Para todos los públicos. O casi todos. ¿Pero dónde estaba esa generación Z que últimamente está siempre donde hay que estar? Estudiando. Está de exámenes. Algunos se concentraron el viernes en el (anti)coworking Colector, donde tienen su residencia de manera temporal el colectivo “de arte y cultura emergentes” Espam. El sábado, se encerraron en casa a hincar el codo. Quizás esa expresión ya no se use. Quizás tampoco sepan qué es El rincón del vago y, quizás, y muy posiblemente, este recital esté evidenciando un relevo generacional incapaz de obviarse en la escena cultural valenciana en el último año. Una que se siente igual de cómoda escuchando esa electrónica de club con french touch que lo que se empieza a llamar coloquialmente (y con todo el respeto) tontipop. Y en este último estilo destaca un sello discográfico que acaba de salir a la luz y, como sucede con los fenómenos de esta nuestra era digital y efervescente, empieza a protagonizar conversaciones. Hablamos de Futuras Licenciadas.

Para quienes hayan escuchado alguna vez (en las últimas semanas, vaya) Tobillos, el sencillo con el que se presenta Carlota, la primera artista que sale de este colectivo, habrán comprobado lo difícil que es quitarse de la cabeza esa letra, melodía y sonido cargado de ingenuidad, sencillez e ironía. Como explican quienes estudian la metamodernidad, se trata, exactamente de eso, de volver a esas canciones ensoñadoras del teen pop de principios de los 2000. Resulta que esta artista, en su DNI Carlota Díaz (València, 2000), es parte activa de este mismo sello. Representada y representante. Forma Futuras Licenciadas con Sandra Blaya (Murcia, 1993) y Miguel Alemany (València, 1996). Este último explica cómo surgió la idea: “Todo comenzó cuando empecé a ayudar a Carlota con sus canciones. Ella ya había sacado un par de piezas en Youtube, cada una con su propio videoclip casero. Sandra y yo ya habíamos hablado de montar algo juntos y pensamos que Carlota podría encajar muy bien en este proyecto. Hasta la fecha, ninguno de nosotros habíamos hecho nada parecido, excepto colaborar en la organización de algún concierto o festival local”. ¿Su lema? “El pop no es cosa menor”. Así lo explican: “Creemos que la música no es mejor por ser más comercial o conocida ni tampoco por ser más underground”. Hablan del estilo en el que se mueven como pop alternativo o independiente, lo que para los puristas musicales podría resultar un oxímoron. “La gran diferencia que pensamos que existe actualmente entre esta escena y la comercial es quién hay detrás de ésta y con qué fin se crea o apoya. En el ambiente en el que nos movemos, obviamente, también hay un fin comercial –por muy pequeño que sea–, pero no se comparte la visión de la música como un simple producto que hay que vender únicamente para ganar dinero. En definitiva, entendemos la escena underground como un círculo de artistas emergentes con más libertad de creación –obviando las modas sociales– y menos recursos, con un público que suele tener la mente más abierta y sabe adaptarse mejor a los cambios”.

“Casi todo vale y es una maravilla. Daniel Daniel o Autoescuela versionando a Shakira o las covers que varios artistas hicieron para el casete del Prom Fest son un gran ejemplo de este cambio”

En su declaración de intenciones inicial, ‘hermandad’ y ‘colectividad’ son dos conceptos que defienden desde Futuras Licenciadas, cuyo nombre lo sacaron de una canción del grupo Los Lagos de Hinault, que les dio su beneplácito. “Nos ponemos de acuerdo en las acciones que realizamos. Y de forma externa, todo trabajo o colaboración que realicemos será para aportar a la escena, siempre intentando apoyar a los artistas con una visión colectiva por encima de nuestro propio beneficio”. Para Carlota, Sandra y Miguel, en esta vuelta o revisión del pop, la responsabilidad directa es de la generación Z, ya saben, los nacidos a partir de 1995, los post-millennials. “Somos el 99%. En cuanto a gustos musicales, ya no hay barreras. El público cada vez tiene una visión menos conservadora de la música. Casi todo vale y es una maravilla. Daniel Daniel o Autoescuela versionando a Shakira o las covers que varios artistas hicieron para el casete del Prom Fest son un gran ejemplo de este cambio”. En esta línea, valoran el trabajo, a nivel nacional, de sellos como Jeanne D'arc Records Label, Snap! Clap! Club, Fikasound o Elefant Records, este último con algunas de sus bandas. En general, los anteriores, “lo están petando últimamente”. Dicho de otro modo, la lista de reproducción o el ciclo de conciertos ‘que sí’, aquí y ahora, incluiría Axolotes Mexicanos, Confeti de Odio o Yana Zafiro, por citar unos pocos nombres del circuito nacional. Algunos de ellos se subieron al escenario de Flor de pasión, la fiesta Jubileo de Juan de Pablos (mítico locutor de Radio 3 que abraza sin miedo y con entusiasmo las nuevas escenas musicales, y que ahora reside en València), celebrada el primer fin de semana de mayo, en 16 Toneladas. València, de nuevo, a la vanguardia.

Imagen del videoclip de la canción ‘Tobillos’, de Carlota, dirigido por Lucía Martín y producido por Crudo. Foto: Futuras Licenciadas.

Viviendo en diferentes ciudades, Futuras Licenciadas, que fija su nacimiento en abril, sale adelante a golpe de “Whatsapp, Skype, videollamada de Instagram o lo que surja en ese momento”. Que la primera artista de la que editan un trabajo, Carlota, sea parte del equipo, ha facilitado el proceso. “Miguel empezó a ayudarme con mis canciones antes de que surgiera la idea del sello. Pensamos que era una manera fácil y familiar estrenarnos con mi proyecto personal. Estoy muy contenta de llevar mi carrera musical, es algo no todo el mundo puede hacer”, y sobre su primera referencia, Tobillos (como aseguran, “con un sonido naif y ciertas referencias a GobbinjrFrankie Cosmos o Nosoträsh”), incluida en su debut, Hola!, Carlota asegura: “Compuse la música y la letra. Con Miguel la produje, sumándole otros instrumentos y dando, así, el resultado que conocéis. Aparte de estas cuestiones técnicas, el sello proporcionó la ventana necesaria para dar a conocer la canción. Gracias a la promoción y a los seguidores que hemos ganado en redes sociales, ha llegado a muchas personas de diferentes ciudades”.

“Nuestra idea de éxito consiste en ser referentes, junto a nuestros representados, pero siempre en una línea con la cual nos sintamos identificados”

Sobre las expectativas de este trío emprendedor, aseguran: “Lo primero de todo, a nivel personal, esperamos aprender todo lo que podamos y ganar la máxima experiencia posible. En cuanto al sello, queremos ayudar a que la gente siga haciendo música, asentarnos en la escena y tener continuidad. Que todos los pasos que demos sean para crecer y aportar siempre ideas frescas e innovadoras. Pretendemos acoger poco a poco más propuestas” ¿Sus requisitos? Que sean frescas, autoproducidas y celebradas por jóvenes. ¿Y cómo mide el éxito la generación Z? “No es tanto el beneficio que saquemos de todo esto, sino llegar al máximo público posible para ayudar a los artistas a crecer y que les acabe fichando Sony. No, es broma. Para nosotros, buscar el éxito es un concepto un poco ambiguo. Nuestra idea de éxito consiste en ser referentes, junto a nuestros representados, pero siempre en una línea con la cual nos sintamos identificados”.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email