GRUPO PLAZA

el tintero / OPINIÓN

Relanzar España y la Comunitat

Las casualidades del calendario han hecho coincidir en esta semana final de septiembre, el debate de política general sobre el estado de la Comunitat y el II Congreso Sociedad Civil que tiene lugar en Valencia y reúne a un gran número de personalidades. 

29/09/2021 - 

El lema del congreso es ‘Relanzar España’, algo que puede unirnos a todos los que vivimos en este país fascinante y que nunca deja de sorprendernos, para bien y para mal. Pero justamente en esta semana en que nuestros representantes debaten sobre los asuntos que afectan al territorio de la Comunidad Valenciana y que siempre se abre el debate de fondo sobre el peso y la influencia de los políticos valencianos en Madrid, creo que es un momento para reflexionar y repensar cómo queremos avanzar y cuál debe ser nuestro papel en esta nueva era postpandemia. Porque, aunque exista el Covid19, confío en que pase a ser una enfermedad más como tantas otras que existen, pero no alteran el modo de vida como hasta ahora ha ocurrido. Quizá para ello haría falta más verdad por parte de todos, medios incluidos, y no comprar y tragarse la información sin apenas análisis ni reflexión.

Justamente, el valor del conocimiento y del análisis sobre los asuntos que marcan nuestra vida y que son de gran complejidad, es algo que hemos olvidado porque todos vivimos en una sociedad del ahora, del instante, del impulso inmediato, de la noticia en titulares y de la novedad constante. Así es imposible entender porqué suceden las cosas, desde la dramática situación en Afganistán hasta la erupción del volcán o el complicado recibo de la luz. Se requiere de tiempo, de estudio, de análisis e incluso de comparar situaciones con otras épocas por lejanas que parezcan para poder entender porqué estamos cómo estamos. Pero todo eso no parece estar de moda, o sí.

Los debates en política tienen mucho de propaganda electoral, de marketing y de ideas que puedan ser vendidas a la ciudadanía a través de los medios de comunicación, pero todo ello suele desvanecerse y cuando pasan los años vemos la inmensa cantidad de promesas incumplidas y de proyectos sin realizar o fracasados por falta de voluntad (y también de presupuesto) para que lleguen a buen puerto. En Les Corts el presidente de la Generalitat ha presentado casi medio centenar de medidas donde hay todo un programa electoral: desde un corredor verde a la rehabilitación de edificios, pasando por ley de igualdad, diversidad, distrito digital o plan de alquiler para jóvenes. Todo, promesas para dejar la Comunidad perfecta, lo cual, lógicamente no sucederá porque a esas ideas hay que añadir el presupuesto y la efectividad real de cada una de ellas.

 

En cambio, frente a la política y sus promesas, la sociedad civil sigue siendo la clave y el motor de una sociedad democrática sana, madura y crítica. Un magnífico ejemplo es la celebración del II Congreso Nacional Sociedad Civil Ahora donde se reúne un elenco de personalidades del mundo de la política, la empresa, la cultura, la universidad, las artes y otros sectores para trabajar, reflexionar y avanzar en ideas y propuestas que nos acerquen a ese lema que creo que todos podemos abrazar: “Relanzar España” y añado “Relanzar la Comunitat”, como proyectos sociales cargados de sentidos común y realismo, basados en las personas y a través de las empresas e instituciones que transforman la sociedad generando riqueza y bienestar.

La sociedad de la información y las tecnologías, propia de este convulso y complejo siglo XXI ha dejado de lado los foros de debate públicos y particulares presenciales, los lugares de encuentro pausado para intercambiar opiniones, argumentar posturas y llegar a puntos de acuerdo o de disentimiento, pero desde el respeto y la comprensión. Algo que siempre nace de la autoridad moral e intelectual de los miembros de una sociedad formada, culta, sensible, interesada en el saber y preocupada por crecer, aprender, mejorar y habitar en un espacio de libertad y también de seguridad. Porque no olvidemos que, para poder realizar todo este tipo de iniciativas, para poder seguir viviendo como vivimos en los países occidentales, y en consecuencia relanzar nuestros proyectos colectivos como nación, el valor más importante, como bien recordó el teniente general García-Vaquero en una reciente conferencia en el Club de Encuentro, es la seguridad.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email