GRUPO PLAZA

Sanidad derivará a pacientes a operar a la privada si la lista de espera supera los dos meses

Foto: JORGE GIL/EP

Mínguez anuncia 995 plazas y promete que el presupuesto de 2023 marcará "un antes y un después" en atención primaria y salud mental

7/11/2022 - 

VALÈNCIA (EP). El conseller de Sanidad Universal, Miguel Mínguez, ha apuntado a la reducción de las listas de espera como prioridad para el próximo año y ha avanzado que se han iniciado los trámites para que los pacientes que tengan que ser operados de las patologías más prevalentes puedan operarse "desde el primer día" en la privada si previsiblemente tengan que esperar más de 60 días en la pública.

En la presentación de su primer presupuesto en Les Corts, Mínguez ha asegurado que 2023 marcará "un antes y un después" en atención primaria y ha anunciado la creación de 995 plazas, junto a medidas como la construcción de la primera casa valenciana de partos en el Hospital de Vila-Real, el aumento de la edad de cribado de cáncer de mama a 74 años o la extensión del test prenatal no invasivo a todas las mujeres.

Además, se ha comprometido a desplegar una red de salud mental como "prioridad especial de la etapa post-pandemia", con una inversión de 40 millones, y ha defendido la colaboración con la privada para atajar la problemática que supuso la pandemia. "No teníamos camas", ha recordado.

En general, las cuentas de Sanidad para 2023 ascienden a 8.258 millones, lo que supone un aumento del 5,36% dentro de "unos presupuestos históricos en inversión" con hasta 520 millones. "En un contexto complicado -ha reivindicado el conseller-, la respuesta es clara: más y mejor sanidad pública".

Para reducir las listas de espera, aunque ha remarcado que "los datos son más positivos" que en la media de España, se prevé la modificación del decreto de 1996 de medidas excepcionales para derivar pacientes a la privada si la demora supera los dos meses. La partida de reintegro de los gastos derivados de asistencia pasa así de 15 a 22 millones.

Esta medida irá de la mano de los equipos de control de demora establecidos en los departamentos y se extenderá "durante el periodo necesario hasta que se normalice la lista de espera". Mientras tanto aumentan los fondos de autoconcierto para operaciones y pruebas fuera del horario ordinario, de 16 a 25 millones.

En personal, con más de 3.688 millones, la intención es consolidar las más de 20.000 plazas en marcha y las 6.000 estructurales activadas antes de verano, junto a la creación de 995 en 2023 para reforzar servicios como los nuevos hospitales de día de diabetes, el plan de salud mental o la futura unidad de referencia para lesionados medulares crónicos en Dénia.

300 profesionales más en formación

Paralelamente, los fondos destinados a sanitarios residentes suben casi 36 millones, casi un 25% más que en 2022, para aumentar en 303 profesionales el personal en formación, tanto médicos como enfermeras y otras categorías.

En atención primaria, el conseller ha garantizado que hay recursos para su "cambio transformador" ya iniciado, con reuniones "departamento por departamento" para impulsar los cambios y los 15 grupos de trabajo integrados por profesionales. Hay consignados 112 millones para 2023, destinados a aligerar la burocracia y agilizar la asistencia.

También se está cerrando la licitación de 2.300 equipos médicos como dermatoscopios, ecógrafos o desfibriladores, junto a 12 millones para un sistema de gestión de la información y de llamada a pacientes en salas de espera.

En alta tecnología se prevén 57 millones para crear redes de cirugía robótica y radioterapia intraoperatoria entre hospitales, de forma que cualquier persona tenga acceso con independencia de su departamento. Hay otros 41,5 millones para renovar equipos informáticos o implantar monitorización de críticos.

Hospitales de día para salud mental de niños y adolescentes

En cuanto a la salud mental, el conseller ha recordado que "ya era uno de los puntos débiles del sistema" antes de la covid-19 y ha garantizado que ahora está "en el centro de la agenda" con una apuesta "clara, decidida, firme y a todos los niveles".

Así, tras la incorporación de 257 profesionales en 2022, para el próximo año hay 40 millones destinados a un plan de acción con nuevos hospitales de día infanto-juveniles, equipos de intervención comunitaria, unidades de acogida en crisis y refuerzos en áreas que acumulan patologías más graves, junto a un hospital de día para adultos con trastornos de alimentación o personalidad.

El presupuesto de salud pública aumenta un 10% hasta 84 millones por la extensión de la vacunación, ya que en 2023 está previsto el inicio de las vacunas a niños de 5 a 24 meses de la gripe y de las del herpes zoster a personas de 65 y 80 años. También hay casi un millón previsto para mejorar el sistema valenciano "referente" de información vacunal.

Para el próximo año se prevé la creación del primer centro de referencia de rehabilitación de pacientes crónicos con lesión modular en el Hospital de La Pedrera de Dénia, con una inversión de cuatro millones, para evitar desplazamientos a Toledo o Barcelona. Se contempla además un 8,5% de gasto para gastos de desplazamiento como tratamientos de diálisis.

Infraestructuras

Respecto a inversiones, con un presupuesto de 520 millones (+20%), los 443 destinados a infraestructuras se repartirán entre atención especializada (307,38), primaria (105) y salud mental y media y larga estancia (30,8), todo ello "con criterios de equidad".

Por provincias, en Alicante se prevén 173 millones para la ampliación de los hospitales de Orihuela, Marina Baixa y Torrevieja o el nuevo bloque quirúrgico en Elche. En Castellón, los 61 millones se destinarán a la ampliación del General y el de Vinaròs. Y en Valencia, con 208 millones, a la ampliación del Clínico, el nuevo hospital de Ontinyent o el edificio para un equipo de protonterapia en La Fe.

Otras iniciativas que ha desgranado el conseller son la extensión sistemática del cribado de cáncer de cuello de útero en mujeres entre 25 y 65 años, la compra de seis mamógrafos digitales o la puesta en marcha de una cátedra de género y salud junto a la Universitat de València.

En investigación se mantienen los siete millones para instituciones y fundaciones y los 1,1 millones para el plan de contratación de investigadores, mientras sube en un millón el impulso a esta actividad en entidades sin ánimo de lucro.

En farmacia se prevén 44,2 millones para seguir con la eliminación del copago a población vulnerable, respecto a lo que Mínguez ha garantizado que se seguirá cubriendo a los jubilados con pensiones entre 11.800 y 18.000 euros, junto a dos millones para residencias públicas y 1,3 millones para evitar desplazamientos a hospitales a enfermos crónicos o discapacitados.

La oposición ve maquillaje e hipocresía

Durante el debate, la oposición ha denunciado la lista de espera y ha dudado de la ejecución de las cuentas. "No son los presupuestos que necesitamos para salir del pozo, son los del maquillaje de la gestión heredada", ha criticado Juan José Zaplana (PP), mientras Fernando Llopis (Cs) ha exigido medidas por si hay una nueva oleada de covid-19 y David García (Vox) le ha acusado de derivar a la privada "por la puerta de atrás".

Mínguez ha replicado que los presupuestos se ejecutarán, ha reconocido una "discreta demora" en consolidación de plazas y ha reiterado que no está satisfecho con las listas de espera aunque mejoren. Además, ha recalcado que se ha "pateado" los departamentos y conoce sus carencias y se ha comprometido a mantener reuniones periódicas con la oposición.

Entre los grupos del Botànic, Carles Esteve (Compromís) ha trasladado al conseller su preocupación por el aumento de prestaciones externas, recordando su "apuesta firme de que la sanidad debe ser cien por cien pública", y Pilar Lima (UP) ha urgido a un presupuesto "más ambicioso" en salud mental.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme