Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

Un bono hostelería y la exención de tasas de terrazas, a debate en Les Corts

16/02/2021 - 

VALÈNCIA. (EP) El pleno de Les Corts debatirá la próxima semana una propuesta de Ciudadanos para crear un 'bono hostelería' que permita reactivar el consumo cuando los bares y restaurantes vuelvan a subir la persiana, junto a otra del PSPV para impulsar la supresión de tasas al sector mientras duren las restricciones.

Así lo ha acordado este martes la junta de síndics, con un orden del día basado en proposiciones no de ley (PNL) y sin interpelaciones, algo que ha criticado la oposición por la falta de comparecencias de los consellers.

En concreto, la iniciativa de Cs pretende apoyar a un sector que atraviesa una "situación dramática" por el cierre total de la hostelería, vigente de momento hasta el 1 de marzo, con un bono de ayudas de la Generalitat en colaboración con los sectores más representativos.

Este bono iría incluido en un plan de rescate que fije unos criterios mínimos para agilizar la llegada de las ayudas directas y solventar las trabas burocráticas, así como iniciar la bonificación, eliminación y aplazamiento de impuestos y tasas de ámbito autonómico.

Los de Toni Cantó también proponen crear una mesa de trabajo donde estén representados el sector, el Consell y la Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP) para que los impuestos que cobran los impuestos a bares y restaurantes sean homogéneos y tengan la mínima afección a su actividad económica durante 2021.

"La hostelería no es la culpable de la expansión del virus", ha defendido la portavoz 'naranja' adjunta, Ruth Merino, abogando por llegar a un equilibrio entre las restricciones y la reapertura y por consolidar las "insuficientes" ayudas del plan 'Resistir' de la Generalitat.

Al margen de esta propuesta, Ciudadanos había pedido varias interpelaciones de consellers, algo que han rechazado los grupos del Botànic con su mayoría. Esto demuestra, a su juicio, que "no quieren trabajar ni que la oposición lleve más temas a tratar".

También rechaza que la consellera de Sanidad, la socialista Ana Barceló, no comparezca para explicar los retrasos de la llegada de vacunas, como las de Moderna esta semana, mientras "prefiere una entrevista a su gusto en el medio público", la que protagonizó este lunes en la televisión valenciana À Punt.

El PP tampoco ve bien que no haya interpelaciones y se muestra "absolutamente de acuerdo con Cs", ya que cree que hay tiempo de sobra aunque las sesiones se hagan ahora sin descanso. Entre sus propuestas se debatirá la creación de una comisión de investigación sobre las contrataciones de la Generalitat durante la pandemia, ante "el abuso de los procedimientos de emergencia que han llevado a situaciones irregulares, raras y con falta de transparencia".

En la misma línea, los 'populares' preguntarán al Consell sobre los hospitales de campaña que "tantos días de gloria han dado al gobierno valenciano", junto a una iniciativa para paralizar la presentación de proyectos lingüísticos en la ESO, fijada para el 28 de febrero "sin un proceso de participación y con instrucciones contradictorias que perjudican a profesores y padres".

Otra de sus preguntas girará en torno a la vacunación en residencias, para saber en qué punto se encuentra y cuál ha sido el desarrollo. La síndica adjunta del PP, Eva Ortiz, ha denunciado que la consellera de Sanidad vaya a responder a esto en lugar de Mónica Oltra (Compromís) como responsable de Políticas Inclusivas.

Por su parte, Vox también llevará al pleno una PNL para destinar más ayudas a los hosteleros, ya que "no se trata de darles migajas, sino de indemnizar a los que se les ha obligado a cerrar", ha reivindicado su portavoz, Ana Vega.

Entre los grupos del Botànic, los socialistas defenderán un plan destinado a los ayuntamientos que les permita impulsar ayudas como la exención de la tasa de mesas y sillas durante seis meses, además de potenciar la venta online a través de otro paquete que fomente la digitalización del comercio local.

Su síndic, Manolo Mata, ha justificado la negativa a incluir interpelaciones en que el primer pleno de 2021, celebrado la semana pasada, acabó pronto porque varios de los puntos no suscitaron debate, mientras cree que el próximo podría acabar a las siete de la tarde o más. "No se ha hecho con ninguna otra intención", ha recalcado.

Compromís, más allá de la hostelería, presentará una propuesta para instar al Gobierno a crear una farmacéutica pública que abastezca de medicamentos y vacunas a la ciudadanía. Y Unides Podem planteará la constitución de una agencia valenciana de energía para "evitar los abusos que se han cometido hasta ahora".

Por otro lado, los síndics han marcado posiciones sobre la posibilidad de que los diputados cobren indemnizaciones a final de legislatura cuando dejen el parlamento valenciano, ya que no tienen derecho a paro. Esto es algo que ha abordado recientemente la comisión de Gobierno Interior, que se celebra a puerta cerrada.

El PSPV asegura que se dejó de discutir hace meses porque era "absolutamente inoportuno", aunque afectaría a "poquísimas personas" porque no entrarían ni funcionarios ni autónomos ni trabajadores en excedencia: "La inmensa mayoría de los 99 diputados viene de algún sitio, trabaja en algún sitio y son personas normales".

Compromís coincide en que "no es el momento", pero reconoce que la situación es diferente a del Congreso o la del resto de parlamentos y ve conveniente que los de Corts coticen a la Seguridad Social. Por tanto, para su síndic, Fran Ferri, "no es algo de ahora, viene de otras legislaturas y estará sobre la mesa hasta que se resuelva".

También UP pone como "línea roja o morada" que esta indemnización no esté por encima de la del resto de trabajadores. "No puede ser un privilegio, de ninguna manera", ha enfatizado su nueva portavoz, Pilar Lima.

De la oposición, el PPCV considera que habrá que llegar a un acuerdo por unanimidad, aunque no es su prioridad porque "no es el momento de hablar de indemnizaciones".

Vox, en cambio, advierte que esta unanimidad será imposible de momento porque está "completamente en contra" de un finiquito que ve como una frivolidad. "Accedemos voluntariamente a este puesto: sabemos a lo que venimos", ha manifestado su síndica.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email