GRUPO PLAZA

el presidente y consejero delegado de la empresa Torres Cámara, Juan Francisco Cámara

Un contratista de Ciegsa justifica los modificados de obras y niega la existencia de ninguna trama 

27/11/2017 - 

VALÈNCIA. (EFE). El presidente y consejero delegado de la empresa Torres Cámara, Juan Francisco Cámara, ha justificado los modificados de obras producidos en las contrataciones de la empresa pública Ciegsa y ha negado la existencia de ninguna trama para favorecer a empresas a cambio de comisiones.

Así lo han afirmado durante su comparecencia en la comisión de Les Corts que investiga la gestión de esta empresa pública dedicada a la construcción de colegios, en la que también ha comparecido el administración de Construcciones Luján, Francisco Javier Luján, quien se ha negado a responder a las preguntas de los diputados.

Luján ha dicho no declarar por recomendación de su abogado ya que hay abierta una investigación judicial sobre la gestión de Ciegsa, y únicamente ha afirmado que siempre ha actuado "dentro de la más estricta legalidad".

Juan Francisco Cámara, por su parte, ha afirmado desconocer la existencia de ninguna trama para favorecer a empresas en Ciegsa, algo que le parece "casi imposible" pues cada colegio tiene un director de obra, un proyectista y un supervisor diferentes, por lo que tendría que haber "muchísima gente" implicada en ella.

Ha defendido que los modificados de obra se hacían "correctamente" y correspondían a cuestiones técnicas como la necesidad de ejecutar un nuevas obras, demoler algún edificio que no estaba previsto y sobre todo, a cuestiones relacionadas con problemas geológicos del subsuelo.

 
Los trabajos y los precios "no se cambian por otras cosas. Que nadie vea fantasmas donde no los hay", ha asegurado el empresario, quien ha afirmado que las empresas no puede incluir o iniciar una obra nueva "de motu propio".

Cámara ha explicado que los modificados se tienen que aprobar por parte del cliente, y muchas veces "hay que parar la obra hasta que se aprueba el modificado", además de que, en el caso de la Administración pública, no pueden superar el 10 por ciento del precio.

Asimismo, ha destacado que en los más de treinta colegios en los que ha participado su empresa, los precios finales de las obras "siempre entraban dentro del ámbito de los módulos de precio por metro cuadrado" que establecía la Administración.

Ha considerado que lo que buscaba Ciegsa en esos momentos era "hacer los colegios lo más rápido posible", y por ello, ha dicho, se licitaba con proyectos básicos, en los que no están ni los planos ni los precios definitivos, algo que no se hace "en ningún sitio".

El empresario ha afirmado que no tuvo ninguna relación con el exgerente de Ciegsa Máximo Caturla durante su etapa al frente de esta empresa pública, y cree que nadie de su empresa la tuvo. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email