X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

"coepa sabe que tiene que devolver el dinero público que no gastó en lo que debía"

Nomdedéu: "El Servef quiere competir y ganar al sector privado en la búsqueda de empleo"

12/06/2017 - 

ALICANTE. El secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, está de gira para presentar en los ayuntamientos de la Comunitat Valenciana las ayudas a la contratación del plan Avalem Joves Plus, con el cual cerca de 4.000 menores de 30 años firmarán en julio un contrato de entre 7 y 12 meses con la administración local. A su paso por Alicante, y a caballo entre un salón del Ayuntamiento y la furgoneta del Servef con la que se desplaza junto a su equipo, atiende a Alicante Plaza para hacer balance de su gestión al frente de la Secretaría Autonómica de Empleo y abordar algunos de los asuntos pendientes que le quedan en la provincia.

-¿En qué consiste el Plan Avalem Joves Plus?

-Teníamos un grave problema de paro, especialmente entre los menores de 30 años. En el último año se ha reducido un 7%, pero la tasa sigue estando por encima del 30%, y la temporalidad es del 56%. Avalem Joves ofrece a esos jóvenes formación, orientación y ayudas a la inserción. Ahora, con Avalem Joves Plus, esas ayudas irán a ayuntamientos, mancomunidades y diputaciones. El mejor socio del Servef son las administraciones locales, y estamos muy satisfechos, porque tienen una cartera de ofertas laborales muy diversa que no encuentras en otra empresa. Se van a firmar contratos de 7 y de 12 meses, según el caso, financiados con el Fondo de Garantía Juvenil de la Unión Europea, lo que da a esos jóvenes tiempo para aprender el oficio y mejorar su currículum, más que unas prácticas. Es el programa más potente que tenemos para empleo joven, va a beneficiar a unos 4.000 menores de 30 años en todo el País Valencià.

-¿Qué acogida esperan que tenga esta acción?

-La verdad es que ya podemos decir que está funcionando muy bien, porque ha acabado el plazo de peticiones, ahora estamos resolviendo, y vamos a llegar aproximadamente a 4.000 jóvenes de todo el País, una cifra importante. Partíamos con 26,6 millones y al final hemos tenido que pedir dos ampliaciones de crédito hasta 56 millones, a Bruselas y a la propia Conselleria, que aporta el 2%, lo que demuestra que la respuesta es positiva. Esto demuestra que las administraciones son conscientes de dos debilidades: por un lado, el alto porcentaje de paro joven, y por otro, la debilidad estructural de los ayuntamientos por culpa de la tasa de reposición. Estos contratos evidentemente no van a cubrir plazas de funcionarios, pero son lo suficientemente largos para que les dé tiempo a aprender a ellos, y a devolverle algo al Ayuntamiento. De las dos debilidades haces una fortaleza.

-Ahora que lleva un tiempo en el Servef, ¿reflejan las cifras del paro registrado la realidad del mercado laboral?

"La estadística es el tercer tipo de mentira. Las cifras mensuales del paro son un parámetro muy discutible"

-Las cifras siempre son engañosas. La estadística es el tercer tipo de mentira. Las cifras mensuales de paro registrado son un parámetro muy discutible, porque en realidad los inscritos en el Servef no tienen por qué ser todos los que están buscando empleo. Por ejemplo, hace unos años, cuando el Servef tenía muy poco prestigio y se percibía como poco útil, la gente se daba de baja cuando se terminaba la prestación. “Total, si no me llamas nunca, para qué tengo que ir”. Por tanto, lo importante es cruzar esos datos con los de la EPA, que nos permite comprobar cuánta gente está trabajando, cuántas cotizaciones hay. Cuando cruzas los dos datos, cada vez se acerca más el número de personas inscritas en el Servef con el número de personas que realmente están buscando empleo. Si fuéramos unos irresponsables, quizá haríamos lo que hacían hace dos años los irresponsables: complicar la Garantía Juvenil para que nadie se apuntara y hacer bajar las cifras. Pero con eso se pone en riesgo un montón de dinero de la Unión Europea, la posibilidad de que estos jóvenes tengan una primera experiencia laboral, y forzar a este gobierno a ejecutar lo que no se ejecutó ni en 2014 ni en 2015. Crear esta orden, novedosa, nos ha costado un tiempo, porque queríamos que fuera potente y los sindicatos y la patronal la entendieran bien. Y de hecho, sale del Servef con el visto bueno de unos y otros. Todo lo que sale del Servef sale con esa condición. Y había que explicárselo a los ayuntamientos, que era un proceso complejo, porque cada uno paga unos sueldos diferentes, cada interventor es hijo de su padre y de su madre… Es un proyecto que elabora el Servef pero es de todo el Consell, el hecho de que el presidente lo apadrine y nuestro conseller se ponga al frente, nos ayuda. Y el resultado es ese, cerca de 4.000 jóvenes y pasar de 26 a 56 millones.

-Al margen de las cifras, ¿es cierto que en la Comunitat Valenciana tenemos un problema de ‘calidad’ en el empleo que se crea?

-Hay el run-run de que tenemos un problema en ese sentido. Pero lo que estamos haciendo es aplicarle una lectura lo más científica posible a nuestra realidad. Estamos como estamos, tenemos que decir la verdad desde el primer momento y trabajar para cambiarlo. Varitas mágicas ninguna, capacidad de trabajo toda. Y un equipo muy sólido. Decía lo del run-run porque parece que los contratos en el sector servicios son de baja calidad, y en la industria no, y por tanto como ha crecido el empleo en el sector industrial pues hemos mejorado. Pero cuando vas a la letra pequeña descubres que en la industria también se están haciendo contratos muy, muy cortos. Casi para una encomienda: tengo que sacar tanto producto, y contrato a un grupo de personas solo para ese encargo. Por tanto, creo que estamos delante de un cambio absoluto en el mercado laboral tal como lo conocíamos, y por tanto todos los tópicos en los que nos hemos movido los últimos años habrán de revisarse. Y en eso estamos un poco con el programa Avalem Territori, de la mano de nuevo de ayuntamientos, patronal y sindicatos. Intentar averiguar, territorio por territorio, dónde se crea empleo, cuál es el más estable, para poder incidir y formar a la gente para esos trabajos específicos, porque el sector económico en l’Alacantí no tiene nada que ver con el de La Plana Baixa. Y hasta ahora ofrecíamos los mismos cursos de formación en todas partes, por tanto tenemos a medio País que tiene entorno Windows e Inglés básico, pero seguimos con el 30% de paro. Y eso es un problema grave. El 74% de los parados son de más de 30 años, con dos problemas añadidos: muchos de ellos tienen cargas familiares, y a la vez les queda menos tiempo por delante para cotizar. Pero es que, además, no tener a esa gente con experiencia incorporada a las empresas es una pérdida de competitividad para la economía valenciana.

-Tienen en marcha también el plan GenT para recuperar talento emigrado. ¿Ha vuelto alguien ya?

"hasta ahora ofrecíamos los mismos cursos en todas partes: tenemos a medio país con windows e inglés básico, y el paro por encima del 30%"

-Sí, sí, bueno, aún no está en marcha. Este es otro contenedor, porque toda la acción del Servef la organizamos en ‘packs’, para trasladarlo mejor a las empresas, y para que la oposición nos pueda controlar mejor (sonríe). Este es un pack mucho más transversal que el resto, porque estamos nosotros con dos o tres proyectos, algunos de los cuales ya existían, pero añadimos por ejemplo formación online para reciclarse, porque muchos de nosotros no solo habremos de cambiar varias veces de empresa en nuestra vida, sino incluso de oficio. O convertir en un potencial de empleabilidad habilidades personales de la gente: por ejemplo, “¿usted por qué no ha trabajado en los últimos tres años?”, “porque mi madre tenía Alzhéimer y me quedé cuidándola”. Pues oiga, igual con un poco de formación usted ya tiene una salida, porque a la de tapicero de sillas quizá no vuelva. Es decir, tenemos esa formación para que los que están fuera puedan volver, pero en paralelo tenemos becas muy potentes de la Conselleria de Educación en el ámbito de la investigación, para traer talento propio que está fuera, o de fuera. Hay estudios que indican que por cada empleo de este nivel que se crea, se arrastran otros cuatro de menos nivel, es otra forma de darle valor añadido a nuestra economía. También becas para doctorandos. Y por parte de Internacionalización, por ejemplo, nos hemos encontrado con que muchas empresas valencianas que quieren salir al exterior tienen que enviar personal, y reclutarlos es difícil no solo por el nivel idiomático, sino porque te vas fuera seis meses y dejas de ver a la familia o tu pareja. Sin embargo, hay muchos valencianos que están ya allí, trabajando en empresas de fuera, que la forma de volverlos a enganchar para nuestra economía, a lo mejor, es “cámbiate de empresa, no te cambies de ciudad”. Y de momento tienes un pie en la tierra por si dentro de tres meses, o dos años, tienes ganas de volver. En ese sentido hay muchas iniciativas que buscaban, lo primero, detener la hemorragia: que te vayas solo si te quieres ir, no porque no tengas otra opción. Y luego, insistimos mucho en que teníamos que entrar en la ‘Generació talent’, GenT, y con todos los respetos nuestro público objetivo no es el doctor con tres master, sino el carpintero.

"hace dos años los irresponsables complicaban la Garantía Juvenil para que nadie se apuntara y que bajaran las cifras del paro"


-Antes decía que muchas personas se dan de baja al acabarse la prestación. ¿Sirve para algo estar apuntado en el Servef? ¿Le encuentran trabajo a la gente?

-Sí, sí, el Servef le encuentra trabajo a la gente, siempre y cuando consigamos, y lo estamos consiguiendo, que las empresas vuelvan a confiar en nosotros. Para eso una de las cosas que teníamos que hacer era mejorar nuestro servicio. Una de las preguntas era: ¿por qué empresas valencianas importantes que mueven una gran masa laboral no confía en nosotros? Uno, porque ha cambiado el mercado laboral, como decía, y después de tantos años de crisis no hay ni una empresa medianamente importante que no tenga una pila así (extiende el brazo a un metro del suelo) de currículums, y por tanto a mí ya no me necesitan. O hay aplicaciones que se encargan de buscar empleo, o empresas privadas que se dedican a lo mismo. Nosotros tenemos que entrar ahí, mejorar nuestro servicio. En diciembre pasado sacamos una aplicación, que todavía no teníamos, mejoramos nuestra web, y creamos un grupo de trabajo con empresas. De momento de la provincia de Valencia, pero el día 17 tenemos una reunión para ampliarlo a Alicante, y luego a Castellón. Buscamos seis empresas de seis sectores diferentes, con bastante gente trabajando como para ser interesantes, y que no confiaran en el Servef. Montamos una reunión junto con gente de FP de Educación, para preguntarles por qué no confiaban en nosotros. “Es que te pedí un carpintero y me enviaste un electricista”, pues miramos si nuestros códigos están mal. “¿Por qué no coges las ayudas a la contratación que te ofrezco?”, “porque tengo que dedicar a mi mejor empleado a enseñar al tuyo”. Pues buscamos fórmulas para que sea mi orientador el que le acompañe. Y estamos mejorando esos servicios. Y luego vimos que nos pedían cosas que ya hacemos, pero que no lo sabían. Seguramente alguien decidió que el Servef no tenía que competir con las empresas privadas. Nosotros no solo queremos competir sino que les queremos ganar: tenemos más oficinas que nadie y el personal mejor preparado, somos imbatibles en ese sentido, porque todas las ofertas acaban pasando por nosotros. Y la colaboración público-privada la entendemos en que nosotros cubrimos toda la franja, y luego quien quiera que entre en el sector que considere.

-Otro problema específico de Alicante es que tenemos más economía sumergida que el resto de España, según Gestha. ¿Hay algún avance en el convenio con Trabajo para que pueda actuar la Policía Autonómica?

-Compartimos las inspecciones con la Seguridad Social y el Ministerio, así que no tiene sentido que no trabajemos juntos. Lo que hemos ofrecido es que la Policía Autonómica pueda participar. En otro lugar quizá nombraría otro sector, pero aquí es evidente que esa problemática está muy arraigada, por ejemplo, en el calzado. Estamos pendientes de cerrar el convenio y decidir las líneas básicas de colaboración. El ministerio tiene menos efectivos que nosotros para las inspecciones, por eso la colaboración, hay que poner coto a una situación que es primero un fraude al trabajador, y segundo incrementa el riesgo de accidentes laborales, que es competencia del Invasat. Lo que queremos es que, si la Policía Autonómica detecta un posible caso de economía sumergida en el desempeño de sus funciones habituales, pueda actuar directamente. Que su denuncia sirva para iniciar el proceso, y no tener que esperar a que lo descubra un inspector de Trabajo.

-Usted visitó hace poco el Centro de Oficios de Coepa con el conseller de Economía. ¿Qué le parecieron las instalaciones, se las van a quedar?

-Bueno, tenemos algunas certezas: el Ayuntamiento cedió el suelo para un uso específico, que es la formación laboral, de forma que si el edificio pasa a titularidad pública, recaerá en el Servef, que es quien tiene las competencias, pero hay que analizar la forma de hacerlo. Y tengo que decir que las instalaciones de Coepa son francamente muy buenas, están muy bien conservadas.

-El asunto es que debe asumirlo el IVF.

-Bueno, es que nosotros también somos acreedores de Coepa por las subvenciones que recibió del Servef, y estamos en un proceso judicial. Tenemos que reclamar el dinero público que no se gastó como se tenía que haber gastado, aunque no sabemos qué acabará diciendo el juez. Pero tenemos que reclamarlo. Ya veremos cómo se transfiere el centro llegado el caso, y si se pone en marcha una oferta de formación pública o mixta.

-Al margen de las subvenciones para el centro de oficios, ustedes tienen abiertos expedientes de reintegro que antes iban contra Cierval. Con la liquidación de la antigua patronal autonómica, ¿irán ahora contra Coepa?

-Hemos hablado con las tres patronales provinciales, para decirles que la obligación del Servef es recuperar el dinero público, y ellos lo entienden. Después tienen sus batallas de si lo tiene que devolver uno u otro, pero se lo exigiremos.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email