Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

la compañía espera que en 4 meses el órgano regulador dé la autorización a la compra de ferro

Esmalglass cierra 2019 con 460 millones en ventas, un 1,5% menos, por el lastre de la materia prima

12/02/2020 - 

VILA-REAL. El grupo empresarial Esmalglass-Itaca cerró 2019 con 460 millones de euros de facturación, lo que representó un descenso en ventas del 1,5% con respecto a los resultados del año anterior en un balance que, desde la compañía esmaltera, se da por bueno debido, principalmente, al lastre que supuso el fuerte incremento de precios que venía registrándose en el sector de las materias primas básicas, como es el óxido de cobalto que, en apenas un año, llegó a encarecerse de 20 euros el kilo a más de 60, lo que tuvo una repercusión directa en el balance final de la empresa.

Este dato y otros han sido ofrecidos este martes por los CEO de la compañía radicada en Vila-real, Antonio Blasco y Vicente Bagán, quienes abrieron las puertas de la empresa a los medios de comunicación con el fin de fomentar un escenario de transparencia en un momento en el que el grupo empresarial afronta uno de los periodos más importantes en sus 41 años de existencia, al adquirir recientemente Ferro Spain, en una operación que le permitirá encaramarse en el liderazgo mundial del sector de las fritas y los esmaltes.

Tanto Blasco como Bagán rehusaron explicar los pormenores de esta última operación al estar supeditados a la confidencialidad que acompaña al proceso sujeto actualmente a la consideración de los órganos reguladores internacionales, que deben decidir sobre la idoneidad de esta compra-venta en materia de concentración empresarial, cuya resolución final puede tardar hasta 4 meses, según indicaron.

La compañía de fritas y esmaltes, que emplea a 1.700 trabajadores y opera en 60 países, prevé que los resultados obtenidos a lo largo del pasado año puedan repetirse en 2020, aunque sus responsables reconocieron que existen elementos de incertidumbre como es la crisis originada por el brote del coronavirus en China. Al respecto, señalaron que en sus sedes del país asiático ya se han establecido esta misma semana "potentes protocolos" impuestos por el Gobierno de Pekín para tratar de paliar sus consecuencias. Entre las medidas, explicaron, están las inspecciones continuas, el uso obligatorio de mascarillas, el control térmico en las instalaciones, etcétera, que esperan den resultado, aunque reconocen que la reanudación y recuperación económica será lenta.

Esmalglass-Itaca, grupo al que pertenece desde enero del 2015 Fritta -y a cuyo accionariado se incorporó dos años después el fondo norteamericano Lone Star- dispone actualmente de seis fábricas, distribuidas en los municipios de Vila-real, Onda, dos en la Pobla Tornesa, Brasil y Vietnam. Tanto Blasco como Bagán recordaron los inicios de una multinacional que se inició en los setenta al abrigo de empresarios y profesionales locales, con fuertes vínculos de compañías hoy punteras como Porcelanosa o del propio ITC-AICE. En este sentido, los CEO de la compañía señalaron que la entrada de capital no ha evitado que aquellos antiguos socios sigan estando dentro de un accionariado ocupando en torno al 25% en la participación de la compañía.

En cuanto a la entrada de Lone Star y el creciente interés de los fondos por este sector de las fritas y los esmaltes, los responsables del grupo lo explican en el hecho de que existe bastante liquidez en el mercado y esta industria ofrece gran rentabilidad y proyección de crecimiento.

2019, "un buen año" para el grupo empresarial

Blasco se detiene especialmente en la enorme evolución de una empresa que "ha basado su fortaleza en la eficiencia conseguida en las líneas de producción, lo que nos ha permitido llegar lejos y asegurar los mercados". En cuanto a los márgenes de beneficios, los responsables de la compañía señalan que estos se han visto perjudicados a raíz del 2018, "año que fue extremadamente complicado porque el precio de algunas materias primas se disparo". En cuanto a su impacto en las cuentas del 2019, Bagán reconoce que el margen "fue bastante más satisfactorio en lo que concierne a materias como el silicato de zirconio, el óxido de cinc, etcétera", como un Ebitda que acabó en positivo alcanzando +1%.

Estos resultados se dan en un escenario en los que, según datos de la patronal española de fabricantes de baldosas (Ascer) -como principales clientes de este sector- la producción de azulejos cayó a lo largo del pasado año en torno a un 5%. un dato que se eleva al 7% si se trata del sector de los esmaltes en su conjunto, según los números aportados por la asociación que los engloba (Anffecc).

Foto: CARLOS PASCUAL

En cuanto a la evolución de la compañía, Blasco reconoce que, para el grupo, 2019 "habría que calificarlo como un año bueno", al tiempo que señala que estos balances suelen tener "una visibilidad corta, ya que es habitual que los objetivos se plasmen, prácticamente mes a mes". Y sobre las previsiones para este 2020, se muestra indeciso al indicar que siempre hay que valorar qué ocurre en los contextos internacionales, como son las relaciones entre Estados Unidos y China, las barreras en los mercados, etcétera, "pero lo que esperamos es que todo siga en la misma dinámica que hemos venido teniendo en el último año", incide.

Esmalglass-Itaca destina actualmente entre el 80 y 82,5% de su producción al mercado español. El resto de mercados se distribuye, según el orden de importancia, entre Brasil, India, Italia y China. Con una alta dependencia del gas, que acapara hasta el 15% de los costes productivos con respecto a las ventas, la compañía está actualmente metida de lleno en un proceso de reducción de su huella de carbono, que le ha permitido lograr importantes avances, tal como coinciden en señalar sus máximos responsables

En cuanto a producto, el grupo Esmalglass-Itaca dispone de un showroom de 700 metros cuadrados en su sede de Vila-real, donde ofrece ejemplos de su oferta basada en la innovación y nuevos usos cerámicos; donde muestra, además y a través de un espacio denominado 'Diseny Lab', el producto terminado y fabricado en su planta piloto, con las diferentes aplicaciones de las fritas, esmaltes y colores, bajo el lema "Feeling Space, On the beat".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email