GRUPO PLAZA

Climent asegura que el turismo será una prioridad

Los hoteleros, a la espera de los fondos de la UE para recibir ayudas del Consell

9/03/2021 - 

BENIDORM. Benidorm recibió este lunes la visita del conseller de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo, Rafael Climent, que se reunió con la patronal hotelera Hosbec acompañado del secretario autonómico de Turisme, Francesc Colomer. El motivo no era otro que pedir de manera urgente ayudas a la Generalitat a fondo perdido para aguantar hasta el verano después de un año con la planta hotelera a medio gas y gran parte de la temporada cerrada por la pandemia, algunos desde octubre de 2019.

De este modo, recordaron al titular de Economía que estiman una aportación necesaria para el sector en toda la Comunitat de entre 150 millones y 250 millones de euros. Una cantidad que vienen repitiendo desde hace unas semanas y que reclaman dentro de los 11.000 millones de euros que recibirá España por parte de la Unión Europea.

Preguntado sobre este asunto, Climent aseguró que por ahora no pueden decir qué partida irá destinada al sector turístico ya que primero tienen que saber cuánto recibirán del Gobierno central. En base a ello, harán los cálculos oportunos en los que adelantó que darán prioridad a los hoteleros por la crisis de demanda sufrida estos meses –y que se quedaron fuera de las primeras ayudas– así como la moda, los complementos y el calzado. 

Por otro lado, el conseller señaló que la prioridad ahora es la vacunación de la población, que permitirá una mayor movilidad dentro del país y en el resto de mercados objetivo del turismo. El presidente de la patronal hotelera, Toni Mayor, aprovechó para pedir menos miedo a las administraciones públicas si los datos acompañan, e ir abriendo la actividad económica y los viajes internos entre comunidades autónomas. Asimismo, el hotelero señaló la importancia de que estas ayudas económicas también lleguen al resto de sectores.

260 millones en inversiones

Asimismo, los empresarios destacaron que durante estos meses de crisis, la planta hotelera había invertido 260 millones de euros en sus establecimientos, con obras ya ejecutadas o en planificación. Para ellos, "muestra la confianza del propio sector en su capacidad de superar esta crisis y ofrecer además un producto renovado, con una amplia mejora de instalaciones, con una importante inversión en mejorar categorías, confort, producto familiar, nuevas instalaciones...".

Entre ellos, en Benidorm se encuentra el Hotel Ambassador (12 millones de euros), Hotel Port Benidorm (10 millones de euros), Luxor Villas en Terra Mítica (21 millones de euros), el antiguo Hotel Fenicia que se convertirá en Villa España (18 millones de euros), 200.000 euros en el hotel Golden, la construcción de Magic Treasure Island (18,5 millones de euros), el Hotel Poseidón Resort (1,3 millones), el proyecto de ampliación del Poseidón Playa (40 millones de euros), el camping La Media Legua (4 millones de euros), hotel Suite Los Arcos (12 millones de euros), hotel Med Playa Regente (4 millones de euros), hotel Cimbel (2 millones de euros), les Dunes de Comodoro (4 millones de euros), la construcción del H10 Porto Poniente (35 millones de euros)  y las reformas en el hotel RH Victoria (2 millones de euros).

Con todos estos cambios y nuevos hoteles, Mayor aseguró que se pasa "de un sector turístico de dos y tres estrellas a uno de cuatro estrellas o incluso 5, y eso nos hace el destino más competitivo".

Plan de rescate

Por su parte, Colomer apoyó el plan de rescate presentado por los empresarios y que atiende también a otros factores que se dividen en cuatro pilares. En primer lugar, solicitan que los trabajadores del sector turístico sean prioridad en la vacunación tras los grupos de riesgo. Esto, señala la patronal, será una forma de trasladar una imagen de compromiso a los mercados internacionales. Además, recalcan que podría ser una forma de destacarse y diferenciarse del resto de competidores.

El segundo eje versa sobre los empleados. Así, recuerdan que el 31 de mayo termina el plazo para tener activos los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), por lo que ven necesario que se apruebe un plan específico para los hoteles con una financiación al 100% de los trabajadores, independientemente del tamaño de la empresa. Esto permitiría también que muchas de las empresas que lo deseasen pudieran continuar cerrados durante el periodo estival por falta de demanda. Con ello, añaden que si el Gobierno central no lo posibilita, tendría que ser la Comunitat la que lo activara.

El tercer eje versa sobre las ayudas comentadas y que concretan que se tendrían que beneficiar aquellas empresas que sean viables y que justifiquen una caída de ventas de más del 50%. Asimismo, la aportación debería cubrir el pago del 60-80% de gastos que resulten elegibles y que no son ajustables al ciclo de la caída de ingresos con una vigencia hasta el 31 de diciembre, según las exigencias de Hosbec.

Por último, el cuarto eje se centra en el estímulo de la demanda. Creen que es necesario que el bono viaje contribuya a la recuperación del sector aumentando el volumen de reservas para otoño. El ejemplo de la Comunitat lo quieren exportar al resto de España para que haya uno a nivel nacional para todo el territorio. Estiman que habrá que dotarlo de 500 millones de euros a partir del mes de junio.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email