X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

del 14 al 16 de diciembre

Baba Kamo, el libro ilustrado ruge con su primer festival propio en València

3/10/2018 - 

VALÈNCIA. Vegetariano, gamberro y contrario a las fronteras, Kembo es el león protagonista de las célebres aventuras literarias que el escritor Carlos Pérez y el ilustrador Miguel Calatayud publicaron con Kalandraka en 2010. Esta carismática y melenuda criatura nació en el país imaginario de Baba Kamo, nombre que ahora toma prestado, a modo de homenaje, el primer Festival y feria del libro ilustrado de València. ¿Dónde? En el Centre del Carme Cultura Contemporània. ¿Cuándo? Del 14 al 16 de diciembre. Nacida con vocación de convertirse en una iniciativa anual, la cita está organizada por la Associació de Professionals de la Il·lustració Valenciana (APIV) y la Fundació pel Llibre i la Lectura (FULL), entidades que definen el proyecto como un punto de encuentro donde "visibilizar" el trabajo de los artistas, avivar "la creación interdisciplinaria" y fomentar "el espíritu crítico y la sensibilidad estética”. Aquí, cada ejemplar publicado se encarna en un felino con alma juguetona.

Los primeros rugidos se escucharon este martes, 2 de octubre, en un acto de presentación a los medios en el que estuvieron presentes Manuel Garrido y Paula Pérez i de Lanuza, codirectores de APIV y coordinadores de Baba Kamo; Clara Berenguer, coordinadora de Baba Kamo; Margarida Castellano, directora del CEFIRE Específic de Plurilingüisme de la Generalitat Valenciana; Jesús Figuerola, presidente de FULL y el director del museo que ejercerá de sede, José Luis Pérez Pont, para quien la ilustración “forma una parte fundamental de la cultura visual contemporánea como elemento vivo en evolución constante y con las grandes posibilidades de difusión que le da su reproductibilidad”. Además, el gestor recurre a la creadora checa Kvêta Pacovská, al señalar que “los libros ilustrados son el primer museo al que acudimos desde nuestra infancia. Atesoramos sus imágenes y las convertimos en nuestra primera colección de arte; de manera que forman, desde muy pronto, futuros lectores de palabras e imágenes”.

 

Para Manuel Garrido, Baba Kamo -que cuenta con un presupuesto de unos 40.000 euros- se erige a modo de “reivindicación firme del libro ilustrado como una herramienta importante de transmisión cultural, como un rico patrimonio artístico y literario, como un excelente elemento de ocio y como una industria cultural que hay que defender y fortalecer”. “Queremos celebrar el libro ilustrado en todas sus vertientes y dirigirnos a todo tipo de público”, señala. En ese sentido, defiende que el festival busca “desligarse de esa idea que una los libros ilustrados con la infancia, pues se trata también de un género para adultos. Queremos abrirnos a nuevas audiencias que quizás aún no se han aproximado a este universo”. De hecho, admite estar “muy emocionado por la buena acogida del proyecto en Europa y América Latina”, donde ya se han realizado los primeros y exitosos contactos.

Por su parte el presidente de FULL, principal financiadora de Baba Kamo, destaca que “habíamos detectado la falta de un festival y feria específicos sobre este tipo de publicaciones, pese a la larga tradición del mundo de la ilustración valenciana y la enorme cantidad y calidad del trabajo de nuestros autores”. Del mismo modo, sostiene que este tipo de álbumes representan “la parcela del mundo del libro que actualmente cuenta con más vitalidad. Nunca se habían vendido tanto como ahora”. En cuanto a Margarita Castellano, directora del CEFIRE Específico de Plurilingüismo de la Conselleria de Educación, Investigación, Cultura y Deporte, destaca el papel de las jornadas de formación del profesorado que se celebrarán en el marco de Baba Kamo y permitirán “mostrar las posibilidades que tiene el libro ilustrado” en el ámbito pedagógico. Y es que, gracias a este recurso se puede “ampliar la concepción del docente como un docente total: que enseña no solo una lengua y una literatura sino otra manera de observar el mundo y de comunicarse”.

 

Rugidos transversales

Como destacan sus responsables, el encuentro que apuesta por “un formato abierto y transversal” en el que se alternan las actividades destinadas a profesionales y las que se dedican al público de diferentes edades. ¿El objetivo? Por una parte, favorecer la creación de redes entre los trabajadores del sector, pero también difundir este universo literario entre los lectores, darle mayor visibilidad. En definitiva, lograr una visión poliédrica de una escena con tantos matices y aristas como lo es la ilustración contemporánea.  

Con estas dos premisas como bandera, Baba Kamo se estructura en varios bloques de distinta naturaleza. El principal es la feria de editoriales, librerías especializadas y sellos de autoedición, que se celebrará en el claustro gótico del Centre del Carme y en la que se espera la participación de cerca de 30 expositores. Según apunta Clara Berenguer, la programación también incluye un buen puñado de actividades culturales, aunque la mayoría de ellas todavía permanecen bajo el velo del secreto (claro, los leones no pueden desvelar todas sus cartas a la vez). Entre las propuestas que sí adelantó el pasado martes, se encuentran un programa de lecturas infantiles, un combate de ilustradores, talleres sobre creatividad, espectáculos de títeres  o una charla impartida por la compañía valenciana Media Vaca, que recientemente fue galardonada por el Ministerio de Cultura debido a su "exquisita" labor editorial.

La iniciativa contará además con dos exposiciones. Por una parte, se realizará una muestra urbana dedicada al león Kembo, que ocupará distintos espacios en las cales de la ciudad con el objetivo de “descentralizar” las actividades y llegar a otros barrios, que, según los organizadores, a menudo quedan “desatendidos” en las propuestas culturales. Por otra parte, del 14 de diciembre al 14 de enero, se celebrará la exposición “Babalunga i kamalongos” (tribus a las que Kembo daba sustos en su juventud), para la que se ha abierto una convocatoria dirigida a aquellos autores que deseen participar. Un jurado formado por especialistas realizará una selección de los trabajos recibidos (publicados o inéditos) que integrarán la exhibición, en la que se espera contar con unos 150 artistas. La mejor de estas propuestas será la encargada de elaborar la imagen gráfica de la próxima edición de Baba Kamo y recibirá un importe total de 1.500 euros. 

Otro de los apartados, en este caso de carácter eminentemente profesional, son las entrevistas concertadas entre ilustradores y editoriales, que se celebrarán a lo largo del 14 de diciembre. En dicho encuentro, los artistas podrán mostrar sus dossiers a líderes de la industria, establecer vínculos y recibir orientación para mejorar sus habilidades. Las bases de la convocatoria para participar en ambos proyectos acaban de hacerse públicas y están disponibles en la propia web de Baba Kamo.

 

Respecto al cartel, su autora es Ana Penyas, quien ha optado por una “abigarrada imagen” que resume su “atípica e irreverente personalidad artística” al mismo tiempo que reproduce algunos referentes que forman parte de la cultural visual contemporánea. Por lo que respecta a la identidad gráfica del festival, corre a cargo de Yinsen Estudio, equipo que ha realizado un trabajo “muy sintético pero al mismo tiempo de una gran solidez y con ciertas reminiscencias africanas, destinado a convivir en sucesivas ediciones con estilos de ilustración muy diferentes”, explica Garrido. Respecto la elección de Baba Kamo como nombre, señala que Kembo: incidente en la pista del Circo Medrano “sintetiza la idea de cómo se debe hacer un libro”. Además, los organizadores del festival se declaran “admiradores” de Carlos Pérez y Miguel Calatayud. Entre otras cuestiones, destacan que en su obra “no se trata a los niños como si fueran tontos”. Que además el centre del Carme cuente con una sala dedicada al propio Pérez supone “una feliz coincidencia” para el director del Consorci de Museus.

La "hermandad" con Tenderete

 

Precisamente el pasado mes de enero el CCC albergaba una nueva entrega de Tenderete, uno de los festivales de autoedición, fanzines e ilustración más relevantes de la escena estatal. A este respecto, Garrido confiesa que los organizadores de Baba Kamo son “fans” del evento: “No queríamos chafarnos unos a otros, así que, precisamente porque ya existe Tenderete y lo hacen tan bien, decidimos centrarnos en publicaciones menos underground y apostar por aquellas que cuentan con un mayor recorrido”. En este sentido, Berenguer subraya “la suerte de contar con proyectos hermanos, por ejemplo, también está ahí la Fira del Llibre. Cada espacio tiene un carácter propio, comparten público y contribuyen a enriquecer el panorama valenciano”. Se busca, pues, la convivencia entre distintas citas especializadas que nutra con sus aristas y matices el ecosistema cultural de la ciudad. 

En el contexto económico y social de 2018, hablar de ilustradores implica, a menudo, hablar de precariedad laboral. En la misma línea, Garrido apunta a que “todavía queda mucho por hacer para mejorar las condiciones de estos trabajadores en cuestiones  como las tarifas o los márgenes tributarios”, por lo que considera que eventos como Baba Kamo pueden ayudar “a profesionalizar” este oficio a través, por ejemplo, de las entrevistas concertadas entre editoriales y artistas. El libro ilustrado, ofrece en su propia esencia, mucho más que la simple lectura de un texto. En ese sentido, Garrido echa mano del concepto de ‘lletraferit’ para señalar que, en la actualidad, la aproximación a los libros en tanto que objetos físicos bellos y cuidados con mimo se ha convertido en “un ritual, en algo especial para los amantes de la literatura”. Para Berenguer,  ahora la ilustración “se valora de otra manera, ya no se observa como un dibujo infantil, sino como una pieza artística de calidad”. El libro ilustrado agita su melena al viento y empieza a rugir. Prepárense para las consecuencias creativas que se avecinan.


next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email