Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

EL INVERSOR ESTÁ DESNUDO / OPINIÓN

Cinco razones para escoger un asesor financiero independiente

28/02/2018 - 

VALÈNCIA. Con la entrada en vigor de la nueva directiva europea sobre Mercados e Instrumentos Financieros, también conocida como MIFID II, ha dado comienzo una nueva era para las empresas de servicios de inversión. De entre todos los cambios que incorpora esta directiva, uno de los que mayor impacto ha generado ha sido el de la diferenciación entre asesoramiento financiero independiente y no independiente.

Existen dos diferencias entre el asesoramiento financiero independiente y no independiente: la cantidad y variedad de productos de inversión y diferentes proveedores ofertados y quien paga por el servicio. En el caso de escoger un asesor financiero no independiente, las opciones de inversión son limitadas. Por ejemplo, nos podemos encontrar con fondos de inversión exclusivamente de la propia casa o con una estrecha vinculación con el asesor. Ello limita las opciones de inversión y, por ende, la calidad de las recomendaciones que nos formula el asesor, al no poder recomendarnos, en todo momento, el mejor activo de inversión para nuestros objetivos y riesgo a asumir. 

Por otro lado, en el caso de que queramos poner en manos de un asesor financiero no independiente, nos encontraremos que el coste del servicio es prácticamente nulo, ya que quien paga por el servicio son las gestoras de fondos, incluyendo dicho coste dentro de su valor liquidativo. Estudios recientes demuestran que el coste acaba siendo el mismo, pero, la rentabilidad resultante muy distinta. Hablando en plata, es como si, con todo el respeto hacia los médicos del sector privado, una empresa farmacéutica pagara a éstos por recetar los medicamentos de su catálogo.
Ante el panorama que se avecina, me gustaría arrojar luz sobre las mejores razones para escoger un asesor financiero independiente:

  • Transparencia en costes. El coste es el primer punto de diferencia o, por lo menos, el más evidente, entre el asesoramiento independiente y no independiente. El asesor financiero independiente cobra siempre una comisión directamente al cliente y en ningún momento se cobrarán más comisiones que las justificadas por prestar el servicio de asesoramiento financiero. De esta manera el cliente sabe de forma clara y explícita en todo momento el coste del asesoramiento, haciendo que el servicio sea más transparente.
  • Amplia gama de instrumentos y proveedores. El asesoramiento financiero independiente siempre trabaja con una amplia gama de instrumentos y de proveedores. Su objetivo es ofrecer al cliente la mejor opción posible en el mercado, teniendo en cuenta en todo momento sus características individuales.
  • Evaluación continua de la idoneidad. Las circunstancias personales de un cliente cambian a lo largo de su vida y su cartera financiera debe cambiar junto a él. El asesor financiero independiente lo entiende así. Por ello, evalúa periódicamente la situación de su cliente, haciendo un seguimiento exhaustivo de las inversiones y su idoneidad con el fin de acomodar la cartera financiera a las circunstancias personales en cada momento. Un buen asesor no sólo marca la estrategia a seguir, sino que la revisa y la corrige de las posibles desviaciones de su planificación inicial. Es tan importante saber cuándo invertir, como cuándo desinvertir.
  • Evitación de conflictos de interés. Ilustraré este punto con un breve ejemplo para que se entienda mejor. Imagine que hay dos remeros en medio de un rio, están sentados en una canoa cada uno con sus remos. Uno de los remeros quiere ir a una orilla del rio, el otro por el contrario quiere dirigirse a la otra y ambos van a remar para conseguir su objetivo. El que reme más fuerte es el que conseguirá su objetivo en detrimento del otro. Estas situaciones han estado presente en la industria financiera cuando asesor y cliente no tenían los mismos objetivos. El asesoramiento financiero independiente evita este tipo de conflictos. El objetivo del cliente es el mismo que el del asesor, maximizar el binomio rentabilidad-riesgo, ya que el valor del asesoramiento reside ahí.
  • Orientación al cliente. El asesor financiero independiente siempre mirará por el cliente, porque es quien paga el servicio y exige una rentabilidad adecuada. Existe una clara alineación de intereses, al pretender el asesor, en todo momento, alcanzar y mantener una reputación, fuente de nuevos clientes y de fidelidad de los actuales. De ahí que en asesoramiento financiero independiente se anteponga a las personas por delante de las entidades y que su mejor marketing sea el reconocimiento de su trabajo.

Estas cinco razones son las que el asesoramiento financiero independiente busca ofrecer a sus clientes, anteponiendo en todo momento la persona y sus circunstancias a cualquier producto financiero. Porque la independencia es la mejor forma de poder asesorar a un cliente, es ser transparente en costes, es trabajar con una amplia gama de productos y proveedores, es llevar una evaluación continua del cliente, evitar cualquier conflicto de interés y ante todo es poder hacer lo que mejor se sabe hacer, asesorar.

Raúl Aznar es socio director de la EAFI independiente del mismo nombre, fundador del 'multi-family office' Aznar Patrimonio y de Finline, primera plataforma online de asesoramiento independiente de España

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email