GRUPO PLAZA

congreso 'Europa 2020

Climent propone códigos éticos a las empresas de distribución para evitar prácticas abusivas

14/04/2016 - 

VALENCIA (EP). El conseller de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo, Rafa Climent, ha propuesto una autorregulación del sector agroalimentario a través del cumplimiento de unos códigos éticos y de conducta aceptados por todos, especialmente por las empresas de distribución, para conseguir "un reparto más equilibrado del valor que se genera en la cadena alimentaria, evitar prácticas abusivas y garantizar la sostenibilidad de nuestros pequeños productores".

Así lo ha indicado Climent, que ha inaugurado el congreso 'Europa 2020: Propuestas para una mejora del equilibrio y sostenibilidad de la cadena alimentaria' organizado por el Departamento de Derecho Mercantil Manuel Broseta Pont de la Universitat de València.

El conseller ha resaltado "el enorme potencial de negocio" que tiene el sector agroalimentario valenciano, pero ha señalado que "la concentración de la distribución frente a un sector productor muy atomizado en la práctica supone un desequilibrio que muchas veces provoca prácticas abusivas, sobre todo a nivel de precios y pone en peligro la sostenibilidad de las explotaciones agrícolas".

Según ha dicho, "el desequilibrio en la cadena alimentaria va a abordarse de forma conjunta y coordinada por el Consell, para afrontarlo no sólo desde una visión agraria, sino también incorporando también una visión comercial" para ser "más eficaces a la hora de ordenar las prácticas que se consideran inadecuadas en la cadena de valor, intentando alcanzar un punto de equilibrio que garantice el beneficio tanto para los empresas de distribución como para la industria".

En este sentido, ha anunciado la inminente creación de una Mesa de la Cadena Agroalimentaria en la que, por parte de la Administración, estarán presentes la dirección general de Comercio y Consumo, la dirección general de Agricultura y la dirección general de Transparencia, con el objetivo de trabajar en las buenas prácticas y la responsabilidad social corporativa.

En ella también estarán representados los productores, desde los sindicatos agrarios a las cofradías de pescadores y cooperativas, así como las organizaciones de supermercados y de grandes superficies, y se coordinarán los trabajos con el Consejo Valenciano de Consumidores y Usuarios.

El objetivo será revisar los códigos de buenas prácticas existentes para "lograr unas buenas prácticas en la venta y en el etiquetado de productos, así como unos canales de comercialización respetuosos con la sociedad, de forma que las situaciones injustas se reviertan".

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email