GRUPO PLAZA

se han inspirado en el movimiento brutalista de los años 50 y su conexión con la editorial

Cuadernos Rubio refleja su identidad en el diseño de la futura sede en Paterna

23/09/2022 - 

VALÈNCIA. Los cuadernos Rubio han marcado la infancia de muchas generaciones, que han mejorado su aprendizaje a través de los míticos libros de caligrafía y cálculo de la editorial. Desde su fundación en 1956 hasta el día de hoy, el grupo se ha adaptado a los cambios sociales para impulsar su marca. Ahora, esta expansión llega a Paterna con la construcción de la futura sede que reforzará su identidad y cuyos valores se plasman en el diseño.

La explicación sobre el avance del proyecto ha tenido lugar este viernes en el terreno de las obras, dentro del Parque Empresarial Táctica del municipio. Allí, se han desplazado el director general de la editorial, Enrique Rubio; la consellera de Educación, Raquel Tamarit; el director general de Economía Sostenible, José Vicente Soler; y el alcalde de Paterna, Juan Antonio Sagredo; así como representantes del Colegio Oficial de Educadoras y Educadores Sociales y del Colegio Oficial de Logopedas de la Comunitat Valenciana, entre otros asistentes.

La visita ha permitido conocer en profundidad el estado de la obra, que estará totalmente finalizada y en pleno funcionamiento a mediados del próximo año 2023. La parcela ocupa 10.000 m2 y la edificación -de 5.700 m2- contará con un edificio de oficinas, zona de preparación de pedidos de ecommerce, almacén de materias primas, área de imprenta y dos almacenes para los productos terminados, preparados para su expedición. Aunque todavía se desconoce el coste total, se prevé que la ejecución rondará los 4 millones de euros.   

Durante su intervención, Enrique Rubio ha calificado el proyecto como la idea más ambiciosa de su vida: “Nos permitirá fomentar el crecimiento que hemos proyectado tras la internalización de nuestra marca y multiplica por 10 nuestra capacidad de producción y almacenamiento. Este será el legado de Ramón Rubio Silvestre, mi padre. Que este edificio sea todo un éxito y una metáfora de lo que la educación es capaz de construir”, ha declarado.

El diseño une pasado, presente y futuro

En la planificación, ha sido crucial que el diseño estuviese directamente vinculado a Rubio. Tal y como ha explicado Ana Milena, directora creativa del estudio Maquespacio, encontraron la inspiración en el movimiento arquitectónico del brutalismo, nacido en Reino Unido en los años 50. Una de sus claves principales es la repetición de formas geométricas, por lo que establecieron una conexión entre el movimiento y el simbolismo gráfico que identifica a la empresa.   

Prototipo de la sede finalizada. Foto: Editorial Rubio

“La historia de este edificio nunca se podrá desligar de Rubio, todas las formas que nos acompañan nos van a recordar a la editorial”, ha afirmado. Además, ha destacado la complejidad de la intervención y su originalidad. En este caso, se ha dejado de lado el hormigón prefabricado, apostando por el hormigón in situ -con técnicas expertas de encofrado- para conseguir un acabado "más rústico y brutalista". 

La atemporalidad es también un elemento distintivo: “Se combinan el pasado -a través del brutalismo-, el presente y las ideas futuristas. Es justamente lo que hace Rubio todo el tiempo, jugar con esa atemporalidad”, ha expresado Ana Milena, quien también ha destacado la renovación del Aula Museo Ramón Rubio.

Una adaptación constante

A lo largo de más de 65 años de historia, la editorial ha tenido que adaptarse a los constantes cambios en la sociedad. Enrique Rubio ha recordado dos de los mayores obstáculos que tuvo que afrontar. En primer lugar, el cambio al euro, que supuso la destrucción de millones de ejemplares que trabajaban con la peseta como base de cálculo.

Y, en segundo lugar, la pérdida de la identidad que la empresa experimentó cuando se cambiaron los colores tradicionales -amarillo y verde- por unos más lúdicos: “Este cambio hizo que la marca se diluyera, que perdiéramos la identidad y consecuentemente las ventas. Fue un momento de reaccionar; lo primero que hicimos fue cambiar la imagen, desde un punto de vista más actual, pero que recuperaba la marca de antaño”, ha explicado.

Visita a las obras durante la presentación. Foto: Editorial Rubio

Desde entonces, ha continuado con su misión de ir más allá y transmitir en sus páginas valores que puedan ayudar a los niños y niñas a ser "buenas personas". Los mismos valores que han querido reflejar en la ejecución, ya que prevén ser abastecidos con el uso de energía solar. La consellera de Educación, Raquel Tamarit, ha puesto en valor esta cuestión: "Está todo hecho con una visión que hoy en día es importantísima, la emergencia climática ha venido para quedarse. La obra es espectacular, muy alineada a lo que es la empresa", ha subrayado a este periódico.

Además, en su intervención, también ha querido resaltar la expansión de Rubio a la hora de modernizarse con la llegada de la era digital, apostando por la digitalización para potenciar el papel, así como la difusión de sus cuadernos en distintos idiomas para un amplio rango de edades.

De esta manera, el polígono Táctica acogerá la sede de una empresa en continuo crecimiento, algo de lo que el alcalde de la localidad se muestra "muy orgulloso". Una editorial que tiene claros sus valores y, después de seis décadas, continúa acompañando a los más pequeños en su proceso de formación.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme